jueves, 22 agosto 2019
23:04
, última actualización

¡Estrenando!

María Graciani m_graciani /
06 ene 2019 / 06:30 h - Actualizado: 05 ene 2019 / 19:48 h.
  • ¡Estrenando!

Es una declaración que nos entusiasma: ¡estrenando! Desde pequeños, ¿cuál era el momento en qué nos sentíamos más contentos? cuando estrenábamos curso, cuando estrenábamos ropa, cuando estrenábamos juguetes, cuando estrenábamos edad... ¡Nos encantaba! Y es que la realidad de "estrenar" va indiscutiblemente unida a la ilusión, la curiosidad, la expectativa, la esperanza... Ahora que recién estrenamos año, me ha dado por pensar en esto, porque ¿qué significa estrenar? "Estrenar" supone usar algo por primera vez, regalar, obsequiar con algo nuevo y si lo conjugamos en gerundio (¡estrenando!) le estamos imprimiendo presente, presencia, dinamismo y cierto matiz de descubrimiento al tema del estreno, es decir, que no es que estemos metiendo el dedito en la piscina, sino que nos hemos tirado de cabeza al 2019 y ya lo estamos disfrutando... ¡Nos fascina lo nuevo! de ahí las fiestas de "fin de año", las reuniones familiares, el ponerse guapos, el quedarse la noche del 31 en planta hasta que el cuerpo aguante... Todo para dar el recibimiento que se merece a la nueva etapa que llega, en definitiva, para "estrenar" el año nuevo.

Los regalos de Strenua

En la mitología romana, Strenua era la Diosa de los presagios favorables, de ahí que "strena" signifique en origen "buen augurio". En la Antigua Roma "strena" hacía referencia a los regalos que se intercambiaban el 1 de Enero para desear buena fortuna en el estreno del año: desde jarritas de miel y dátiles hasta monedas... Es una bonita costumbre, obsequiar a tu gente para celebrar el buen aprovechamiento de las nuevas oportunidades que se avecinan. Sí que es verdad que en Navidad solemos hacernos muchos regalos, pero los presentes de Strenua son de otra categoría un tanto olvidada: los intangibles. Los regalos de la Diosa de los buenos augurios se concretan en la oportunidad, con sus distintos apellidos: la oportunidad de renacer, la oportunidad de retomar, la oportunidad de descubrir, la oportunidad de ilusionar, la oportunidad de recordar, la oportunidad de olvidar, la oportunidad de crear... Como bien decía Víctor Hugo: "el futuro tiene muchos nombres. Para los débiles es lo inalcanzable; para los temerosos, lo desconocido; para los valientes es la oportunidad" Strenua nos infunde valentía, nos hace ver el futuro con las gafas de la oportunidad porque cuando el cuentakilómetros está a cero es cuando más ganas tenemos de inaugurarlo y descubrir las experiencias que se esconden tras cada kilómetro.

Si te preguntan como empiezas el año, no lo dudes, contesta: "¡estrenando!" y verás como de mano de Strenua, las experiencias van llegando.


  • 1