lunes, 16 septiembre 2019
07:33
, última actualización

La croqueta flamenca

Entrevista a Ana León, protagonista del vídeo más viral de la Feria de Sevilla 2018

27 abr 2018 / 21:31 h - Actualizado: 27 abr 2018 / 21:45 h.
  • Fragmento del vídeo con el baile que se hizo viral en las redes sociales. / El Correo
    Fragmento del vídeo con el baile que se hizo viral en las redes sociales. / El Correo

La Feria de Sevilla siempre deja buen sabor de boca, alegría y por encima de todo, recuerdos. Hace décadas la frase «lo que ocurre en la Feria se queda en la Feria» era una realidad... en cambio, hoy en día con el boom de los smartphone y las redes sociales «lo que ocurre en la Feria se queda entre todos»... Y en internet para siempre. Nada se escapa porque siempre habrá algún paparazzi amateur grabando con su móvil. Seguramente habrás recibido innumerables fotografías, dantescas para unos y simpáticas para otros, de borracheras inverosímiles. También habrás recibido vídeos de todo tipo y lo primero que hiciste fue compartirlo en ese grupo de amigos o familia en WhatsApp. Desde aquel borracho tambaleándose junto a su pareja y bautizado con mucha guasa como Juan (chirigota del Selu), la trifulca en la caseta de CCOO, una banda amenizando un viaje en un autobús de Tussam, un senegalés cantando por sevillanas (el Romero de Senegal), la serpiente encontrada en un cuadro eléctrico del Real o las magníficas sevillanas improvisadas en una panadería de Triana. Éstos y algunos más han sido los momentos más compartidos, pero por encima de todos, el número uno y más viral de la Feria de Sevilla de 2018 fue el vídeo bautizado como La croqueta flamenca.

El baile de la croqueta de este año estaba en boca de muchos... nadie se libró de ver la escena de una mujer vestida de gitana bailando de una forma muy peculiar. Si en Semana Santa hispalense el vídeo de la caída del olivo de Los Panaderos fue el más viral, en la Feria, sin duda, fue el que protagonizó Ana León Montañés. Imágenes que atravesaron en cuestión de horas distintos continentes del mundo.

Domingo de Feria, caseta en la calle Ignacio Sánchez Mejías. Inma, Lolo y Alberto comienzan a cantar y Ana León decide saltar al ruedo un año más. «Llevo haciéndolo toda la vida, es algo muy típico en mi caseta. Un momento en la intimidad con mi gente que se repetirá siempre. La novedad en esta ocasión fueron las rodilleras, ya que acababa siempre llena de heridas... Mi madre, mis tías, primos y amigos son los que salen en el vídeo. Para mi es algo tan normal que tampoco entiendo que haya generado tanto revuelo, aunque sí soy consciente de lo diferente que puede ser». ¿Por qué crees que se volvió viral? «Pues la verdad es que no lo sé. Hay dos videos. El que sale grabado desde atrás que estoy haciendo la barca vikinga se compartió mucho y lo colgó un usuario de Instagram –@donmrlopera– con muchísimos seguidores. Lo compartió en Facebook y le dije por privado que lo quitara porque me abrumó al principio. Él me contesto súper rápido y muy amable, pero luego fue imposible controlarlo, estaba por todos lados y todo el mundo lo compartía o lo comentaba». Alejandro Muñoz, más conocido por @MrLopera en las redes sociales, explica que cuando recibió vía WhatsApp el vídeo «sabía que iba a gustar. Era arte puro. Le dije que tenía que ser su representante (risas)».

La repercusión en la red de redes era imparable, recuerda Ana León. «Llegó a tantos sitios que incluso un amigo de Nueva Zelanda me escribió diciendo que ¡le había llegado! (risas). También, que yo tenga constancia, ha llegado a Londres, Argentina, Chile, Perú, Irlanda e Italia... el miércoles en el inicio de una reunión de ciclo de mi empresa abrieron la sesión con mi vídeo, y yo en primera fila (risas)». Cuando despertó al día siguiente (lunes de Feria, que no de pescaíto) el móvil lo tenía a reventar de mensajes y notificaciones. «Todo el mundo me escribía o me llamaba. Evidentemente no me lo esperaba, pero sobre todo porque era algo que formaba parte de nuestra feria, desde que tengo uso de razón, compartido con los míos. Es algo que hacía siempre, junto a Myriam, otra socia de la caseta». Es más, recuerda: «Fue quien me enseñó». ¿Repetiste actuación? «¡Por supuesto! Hice pleno (risas). El vídeo es del domingo, el lunes volví a bailar, ajena a todo lo que iba a suceder, y ya de martes a viernes con las cortinas cerradas y evitando grabaciones. Es algo para vivirlo en directo», subraya.

Ana León es una sevillana de 35 años licenciada en Farmacia y que actualmente trabaja como formadora técnica en Aboca, laboratorio farmacéutico italiano. Alguien que siempre intenta ponerle una sonrisa y un toque de humor a «todo lo que hago». También dice mucho de su persona la respuesta al preguntarle qué fue lo que más le gustó de tanta popularidad: «Una señora que me escribió diciéndome que tenía una depresión desde hacía dos años y que le había devuelto la sonrisa a su vida. Sin duda me quedo con eso», apunta.

Admite también que le hizo ilusión en «mayúsculas la escena de los Playmobil que escenificó la marca DeTriana, fue increíble, por supuesto invité a su dueño, Juan Carlos Ramos Picchi, a verlo en directo. Otra anécdota especial me voy a guardar para mí, por respeto hacia la otra persona». ¿Y para el año que viene? «Algo pensaré... siempre hago un paso nuevo pese al sufrimiento de mi madre por los trajes (risas), que me los hace ella, y los mantones».

Tras el vídeo más viral –e internacional– de la Feria de Abril 2018 descubrimos a una persona que lleva la sonrisa por bandera, sin complejos, que ha sabido encajar con buen humor las críticas y mejor aún el éxito efímero. Alguien de quien aprender a cómo vivir la vida, que son dos días... U ocho días, lo que dura la Feria de Sevilla.


  • 1