sábado, 23 septiembre 2017
19:01
, última actualización

S.O.S. de un barrio ante el fracaso escolar

18 may 2017 / 22:21 h - Actualizado: 18 may 2017 / 22:22 h.

“Este cuestionario obedece a la necesidad de recoger información, tanto objetiva como subjetiva, que nos ayude a entender qué está ocurriendo en torno al fracaso escolar de las / los estudiantes de la ESO en Tres Barrios. No hay respuestas correctas o incorrectas, solo impresiones personales. Este cuestionario es anónimo. Muchas gracias por su colaboración y su sinceridad”. Así comienza el documento facilitado por la Plataforma Vecinal Tres Barrios-Amate a los profesores de Enseñanza Secundaria en los institutos de la zona. Otros documentos similares, con algunas preguntas específicas, se han repartido a los directores de dichos centros educativos, y a los padres-madres de alumnos. En la labor de configurar dichos cuestionarios, recabar respuestas, y analizar los datos, cuentan con el apoyo de un profesor universitario muy concienciado con los problemas sociales: Vicente Manzano. Sus alumnos de la Facultad de Psicología están realizando una práctica muy aleccionadora, al darse de bruces con la cruda realidad de un círculo vicioso de fatales consecuencias: el sistema educativo en apariencia cumple todas sus prestaciones pero no logra remediar la desigualdad de oportunidades que existe como punto de partida de esos jóvenes, en comparación con los de distritos de Sevilla donde prolifera otro nivel de relaciones sociales para formarse y para buscarse la vida.

Felicito a los ciudadanos más implicados en dicha plataforma, cuyo portavoz es Fernando de Armas, por no resignarse a que les consideren predestinados a ser los últimos de la fila en la clasificación nacional de barrios depauperados. Sevilla, Andalucía y España pasan de ellos, pero no bajan los brazos. Perseveran en vertebrar acciones y propuestas a todos los problemas que sufren desde hace décadas, y que se están agravando en barriadas como Los Pajaritos, La Candelaria y Madre de Dios. Como el elevado absentismo escolar. A ellos que no les cuenten la milonga de ser integrantes de “la generación mejor preparada...”. Ni que les toreen con más excusas para justificar por qué nunca son la prioridad en la ciudad que se gastó en una sola plaza (la Encarnación) 100 millones extra respccto al cálculo inicial. Saben de sobra que han de valerse por sí solos para evitar hundirse, pues son conscientes de que a Sevilla le importa mucho más el número de veladores en la Campana o la despedida de Sampaoli que el presente y el futuro de 20.000 sevillanos sometidos a todo tipo de amenazas.


  • 1