martes, 11 diciembre 2018
21:40
, última actualización

Soleá para doña Josefa Casado

25 abr 2017 / 23:18 h - Actualizado: 25 abr 2017 / 23:18 h.
  • Soleá para doña Josefa Casado

TAGS:

Aunque escribo letras flamencas desde que era adolescente, hasta hace poco tiempo no decidí que fueran grabadas por los cantaores. El primero en cantar una soleá mía fue Antonio Mairena, en su propia casa, por lo bajini y en mi presencia. Todavía me duele el torniscón en la barriga. Recientemente lo ha hecho Jesús Méndez en su último disco. Y ayer mismo recibí En este momento, de Paco del Pozo, quien ha grabado una soleá dedicada a mi madre: A un pocito fui a tirarme/ y vi llorar en el agua/ los ojitos de mi mare. Tendrían que haberme visto llorar ayer, porque se la leí una noche en su casa y se le saltaron las lágrimas. Como no se la pude cantar, porque me ahogaba, se fue sin poder escucharla en la voz de un cantaor, que es cuando una copla flamenca adquiere sentido. A ver quién es el guapo que le hace ahora una mala crítica al cantaor madrileño, después de darle vida a esta soleá de tres versos que si ya la tenía clavada en el alma, ahora es un desgarro en el corazón. Hasta que el pueblo las canta, las coplas, coplas no son, escribió Manuel Machado. Muy bien dicho, por cierto. ~


  • 1