miércoles, 18 julio 2018
21:34
, última actualización

Porque Sevilla lo merece

04 jul 2018 / 23:50 h - Actualizado: 04 jul 2018 / 23:50 h.
  • Porque Sevilla lo merece

Es difícil de entender, por parte de los ciudadanos, que las administraciones públicas y los políticos sean los causantes de algunos problemas. Porque el último sentido de esas administraciones y de esos políticos es regular la vida de una sociedad compleja, evitar los problemas, solucionar los que se plantean de una forma u otra. En definitiva, lo que da sentido a la política o a los Gobiernos son las personas, el mejorar sus condiciones de vida en todos los sentidos. Sin ese horizonte trazado con claridad, cualquier institución o cualquier individuo dedicado a la política está condenada al fracaso.

Hannah Arendt, la filósofa y teórica política nacida en Alemanía, decía que la política «trata del estar juntos y los unos con los otros los diversos». Para Arendt cualquier asunto que tenga que ver con la política tiene que ver con la pluralidad, con el hecho de que las personas conformen una pluralidad de individuos únicos y diferenciados entre sí, algo que la política debe preservar sobre todas las cosas.

Instituciones, políticos y ciudadanos de Sevilla saben que un medio de comunicación que desaparezca atenta directamente contra la idea de política, puesto que los individuos están condenados a construir su criterio con menos fuentes de información. Que un medio de comunicación desaparezca por una cuestión administrativa es un paso hacia el pensamiento único que algunos desean porque saben que es la única forma de sobrevivir en el universo político. Que un medio de comunicación desaparezca porque la voluntad política no exista, aunque el servicio público de ese medio sea incuestionable, no deja de ser absolutamente disparatado. Los sevillanos ya están dejando clara su postura en las redes sociales, ya están diciendo que no puede ser lo que está pasando. Ayer el hashtag #NoApaguesLaTele fue tendencia en España en Twitter. Y es que los sevillanos no quieren perder un referente que encontró hace ya mucho tiempo en El Correo de Andalucía TV, una televisión que cuida las tradiciones, la cultura, la libertad y trata de construir una pluralidad robusta.

El Grupo de Comunicación Morera y Vallejo tiene como gran y principal característica la libertad. Y si algún día llega a desaparecer lo hará manteniendo intacta esa cualidad. La empresa editora cree en esa pluralidad de individuos que Arendt señalaba como fundamento de la política moderna. Y por ello desea continuar haciendo su trabajo: informar, formar y entretener. Porque así el servicio público se hace realidad, porque la sociedad sevillana tiene derecho a recibir información desde distintas perspectivas que se complementen, porque es un camino único de difusión de la cultura sevillana y de sus tradiciones. Porque Sevilla merece lo que tiene y los sevillanos tienen derecho a saber, a conocer, a ser cultos, para poder ser libres.


  • 1