lunes, 20 noviembre 2017
21:39
, última actualización

Al rescate de la gallina blanca

Un proyecto del Ifapa busca recuperar esta especie extinguida en Utrera

14 nov 2017 / 07:11 h - Actualizado: 14 nov 2017 / 12:34 h.
  • Miembros de la junta directiva de la asociación de la gallina utrerana. A la derecha, ejemplares de gallinas utreranas. / V.C.
    Miembros de la junta directiva de la asociación de la gallina utrerana. A la derecha, ejemplares de gallinas utreranas. / V.C.
  • Al rescate de la gallina blanca
  • Al rescate de la gallina blanca

La Asociación Nacional de Criadores de Gallinas de Raza Utrerana (Ancgu) continúa dando pasos firmes a la hora de consolidar y expandir esta raza de gallinas autóctonas de la localidad, que cada vez es más valorada por los expertos en relación a su carne y puesta de huevos.

Este colectivo, que agrupa a cerca de un centenar y medio de criadores de gallinas utreranas, sobre todo de Utrera, pero también de otros puntos de la provincia, de Andalucía y España, está centrando sus esfuerzos en el reconocimiento oficial de una cuarta variedad, la gallina utrerana blanca, que se suma a las tres existentes y ya reconocidas por las administraciones y recogidas en su libro genealógico, gallinas utreranas negra, perdiz y franciscana.

Esta iniciativa, que cuenta con el respaldo del Ayuntamiento de Utrera a través de su delegación municipal de Agricultura liderada por el edil Vicente Llorca y está incluida en un proyecto del Fondo Europeo de Desarrollo Regional (Feder), que se gestiona a través del Instituto de Investigación y Formación Agraria y Pesquera (Ifapa) de la Junta de Andalucía, tiene por objeto realizar diversos estudios y preparar un plan de futuro para la raza gallina utrerana.

Precisamente uno de esos trabajos que se realizarán en este proyecto, dirigido por el catedrático del departamento de Genética de la Universidad de Córdoba Juan Vicente Delgado Bermejo, es el centrado en el reconocimiento de la variedad de gallina utrerana blanca. Para ello ya se han dado algunos pasos como el de la extracción de sangre a cerca de un centenar de ejemplares de gallinas y gallos que por su aspecto morfológico pudieran corresponder a ejemplares de esta variedad dada por extinguida.

Tras la realización de estos análisis de sangre en varios gallineros de Utrera y de otros puntos de Andalucía como Córdoba y Málaga, principalmente, ahora, según explicó José López Collates de Terán, responsable de Ancgu, se está a la espera de los resultados de ADN para confirmar o descartar que los patrones genéticos de las aves examinadas se corresponden con los de la raza de gallinas utreranas existentes con la excepción del gen del color de la pluma.

Si esta prueba resulta positiva, como parece que lo será al menos en algunos ejemplares, se sentarían las bases para la recuperación y reconocimiento oficial en el libro genealógico de esta variedad blanca de gallina utrerana.

Se da la circunstancia de que originariamente la gallina utrerana blanca fue la más extendida desde que a principios del siglo XX el histórico criador de aves Joaquín del Castillo, en el año 1926, recogiendo huevos de los cortijos de la campiña sevillana con el fin de incubarlos, consiguió los primeros ejemplares de gallinas utreranas. Desde entonces esta especie fue creciendo, llegando a tener hasta cerca de una decena de variedades, blanca, rubia, azul, roja, negra, franciscana, perdiz y utrebal, entre otras.

De ellas, la blanca fue la más extendida, pero pasada la década de los años 50, coincidiendo con el fallecimiento de su avicultor creador, empezó la reducción de su explotación debido a la entrada de los híbridos extranjeros. Su desaparición estuvo al límite de la extinción, quedando solo algunos animales para restaurar esta variedad en sus variedades negra, franciscana y perdiz, que sobrevivieron gracias a la belleza de su plumaje.

Ahora, con este proyecto del Ifapa, no sólo podría recuperarse esta cuarta variedad de blanca, sino fortalecer a toda la raza, ya que también se está realizando un estudio de mercado para evaluar los huevos y carne de gallina utrerana con el fin de explorar posibilidades como la de su introducción en Israel, al apuntarse en un estudio anterior su idoneidad para su consumo por el pueblo judío, o que la carne tenga cualidades idóneas para luchar contra el colesterol.

Además de en Utrera, núcleo principal de la raza, también existen en la actualidad ejemplares de gallinas utreranas en otros puntos de Andalucía y en Canarias, Extremadura, Cataluña, Castilla La Mancha y países como Reino Unido y Estados Unidos, entre otros.


Versión impresa y hemeroteca de El Correo
  • 1
Todos los vídeos de Semana Santa 2016