martes, 13 noviembre 2018
03:22
, última actualización

Autorizan la actuación en ocho fosas comunes de la provincia

La Junta da vía libre a intervenir en Los Alcores, Lebrija, Gines, Cañada Rosal, Osuna y El Real de la Jara

02 ago 2018 / 21:50 h - Actualizado: 03 ago 2018 / 08:39 h.
  • Escultura realizada por colectivo Solano sobre la fosa común en el cementerio de El Viso del Alcor. / El Correo
    Escultura realizada por colectivo Solano sobre la fosa común en el cementerio de El Viso del Alcor. / El Correo

Amontonados y enterrados en cementerios y sin una lápida que les recuerde dónde ni quiénes fueron. El mapa del horror que se dibujó tras el golpe del 1936 ha dejado una herida profunda que, desde hace unos años, se está tratando de suturar a través de intervenciones en fosas comunes. Como en 2012, cuando concluyó la exhumación de los restos de las 17 rosas de Guillena o la más reciente actuación en Pico Reja, en el cementerio sevillano de San Fernando, donde se estima que fueron fusilados 3.500 sevillanos. La Junta, al respecto, dio este jueves un nuevo paso para arrojar algo de luz a esta etapa de la historia con la autorización –es a petición de familiares y asociaciones memorialistas– para intervenir en 27 fosas de Andalucía, de las cuales ocho se localizan en la provincia de Sevilla.

La Consejería de Presidencia, Administración Local y Memoria Democrática publicó ayer en el Boletín Oficial de la Junta de Andalucía (BOJA) la autorización, donde se incluyen actuaciones propuestas en Carmona, Lebrija, Mairena del Alcor, El Viso del Alcor, Gines, Osuna, El Real de la Jara y Cañada Rosal. Destaca que la mayoría de localizaciones son en antiguos cementerios y, además, sin tener referencias exactas del número de víctimas que se pueden encontrar en el desarrollo de los trabajos. Al menos así consta en el propio mapa de fosas comunes elaborado por la administración autonómica que, de los ocho municipios, solo tiene una estimación en Osuna: 238, en un lugar del camposanto visualizado desde 2005 con un monolito.

La nueva aprobación otorga «garantías administrativas para el desarrollo de las acciones que se lleven a cabo en las fosas, desde investigación histórica previa, localización y delimitación de las mismas, exhumación y estudio antropológico de cuerpos hasta la identificación genética, siempre y cuando sea técnicamente posible». Las intervenciones fueron solicitadas por familiares y entidades memorialistas y tomadas en consideración por el Comité Técnico de Coordinación encargado de evaluar y coordinar actuaciones en torno a la recuperación de la Memoria Histórica, así como del reconocimiento institucional y social de las personas desaparecidas durante la Guerra Civil y la Posguerra. La Junta señala que la mayoría de iniciativas se llevan a cabo con la implicación «cada vez mayor» de los municipios, lo que permite «profundizar con mayor garantía y celeridad».

Las primeras reacciones a esta autorización llegaron de El Viso del Alcor. IU, que gobierna en la localidad en coalición con el PP, mostró su satisfacción por el hecho de que haya prosperar una solicitud que aprobaron en el pleno del pasado mes de junio con apoyo del grupo socialista.

Por su parte, Cecilio Gordillo, portavoz del grupo de memoria histórica del sindicato CGT-A, aplaudió la autorización que, sumada a otra reciente, supone trabajar «en más de medio centenar» de fosas. De todos modos, incidió en la necesidad de que se den plazos y fechas de actuación para tranquilidad de los familiares de los represaliados.


Todos los vídeos de Semana Santa 2016