sábado, 10 diciembre 2016
20:14
, última actualización
La Sevilla más serrana

Desconexión total cerca de casa

Sin salir de la provincia de Sevilla se encuentran rincones únicos donde descansar, o practicar turismo activo... pero no demasiado

02 dic 2016 / 07:00 h.
  • Desconexión total cerca de casa
    El Molino del Corcho, en Cazalla, junto al Huéznar.
  • Desconexión total cerca de casa
    La arquitectura de Los Pozos de la Nieve, en Constantina, llama la atención del visitante. Es uno de sus muchos atractivos.

Cada sierra es un mundo y no hay dos pueblos iguales en cuanto a oferta y demanda hotelera se refiere, por muy cerca que estén, y muy parecidas sean sus ofertas gastronómicas o de turismo natural. La explicación puede estar en la falta de costumbre o de infraestructura hotelera, aunque no la proximidad a una autovía o el atractivo de alcanzar la tranquilidad en algún lugar recóndito de nuestras sierras.

En un somero repaso por alojamientos de las sierras norte y sur de Sevilla para estos días festivos de primeros de diciembre encontramos espacios llenos, o casi llenos en Alanís y Constantina; superando el 50 por ciento en Cazalla de la Sierra, Osuna o Martín de la Jara; con los fines de semanas ocupados y los días festivos –el 6 y el 8– vacíos en Estepa; y sin ninguna reserva en El Real de la Jara, pese a formar parte del Camino de Santiago, pero los peregrinos aparecen a partir de abril.

En Casa Adriano, en Alanís, no cabe un alfiler... «está todo completo, ya estamos dando los fines de semana para marzo, también está completo en Semana Santa y también tenemos reservas para verano», explica su propietaria Ana Alanís. Ubicada en el casco antiguo del pueblo, entre la iglesia y el castillo, este pequeño hotel casa rural de categoría superior cuenta con cinco habitaciones. La mayoría de sus clientes proceden de Sevilla y el resto de la provincia, mientras que en torno al 10-20 por ciento son extranjeros, entre ellos «unos ingleses que vinieron hace dos años y ya tienen reservado para agosto», señala.

«Un servicio cien por cien familiar, se sienten como en casa». Es lo que hace atractivo el establecimiento, cree Ana, quien también señala que «estamos en un parque natural, y pueden hacer senderismo, pero aquí vienen a desconectar, a no escuchar nada más que los pájaros en el patio». Tienen también restaurante donde degustar la buena gastronomía serrana –guisos de temporada, setas, migas y, cómo no, el ibérico–. El precio por habitación doble todo el año es de 55 euros.

Protegido por la Unesco

El belga Dirk Winderickx, adquirió en el 2000 el edificio que alberga Los Pozos de la Nieve, en Constantina, cuyos cinco apartamentos también están completos para estos días. Su recuperación y restauración obtuvo el reconocimiento del Ayuntamiento de Constantina y del programa de la Unesco Europa Nostra Awards en 2006, así que es ese su principal atractivo para el visitante: «Es único, muy bonito, original, con apartamentos espaciosos... Creo que es único a nivel mundial, porque se conserva donde fabricaban el hielo para la ciudad de Sevilla hasta el siglo XIX», destaca Winderickx. E incluso sirvió de aposento a las tropas napoleónicas.

También cuenta con la ventaja de «estar muy cerca del pueblo y de la vía verde de la Sierra, del Huesna, del Cerro del Hierro, por lo que se puede hacer senderismo y paseos en bicicleta o a caballo». En cuanto al precio para el puente, entre 35 y 38 euros por persona/noche.

En El Molino de Osuna, su gerente Piedad Luque señala que tienen plazas disponibles y si «la primera parte del puente tenemos una ocupación entre el 60 y 70 por ciento, para nosotros el puente acaba el día 5, y como el tiempo parece que no va a acompañar dudo que haya más reservas los próximos días», lamenta. Este alojamiento «sencillo, cómodo, agradable y con buena relación calidad-precio», según su gerente, atrae más gente en verano, al tener piscina y jardines. Entonces sube la ocupación en sus 16 habitaciones dobles.

Piedad destaca que la mayor parte de los que acuden a su establecimiento lo hacen «porque Osuna es uno de los pueblos más bonitos y monumentales de Sevilla, con Écija, Carmona, Marchena y Estepa. Además estamos al pie de la A-92 y últimamente, mucha gente viene al pueblo tras el rodaje de Juego de Tronos, y se han abierto Las Canteras y la plaza de toros tras el rodaje. Han aumentado los recursos turísticos». Alojarse en El Molino vale de media 55 euros la habitación doble este puente «y cuando pase, 45 euros».

También en la Sierra Sur, en Martín de la Jara, se encuentra el hotel rural Hoyo Bautista, que en estos días está al 50 por ciento de ocupación «porque este puente es un poco raro, con los festivos en medio de la semana». Carmen Doroteo destaca entre sus atractivos «mucha tranquilidad, comer a la luz de la lumbre, paseos por el campo... es lo que busca la gente de la ciudad para relajarse... y una carta exquisita», y muy variada, habría que añadir, desde las milhojas de foie, el cochinillo o la merluza de aguja a la marinera, a las croquetas caseras o los potajes, «lo que busque cada persona». Muy cerca de la laguna del Gosque, el senderismo es otro de sus atractivos. Y en verano, piscina y cena a la luz de la luna en el patio con plantas aromáticas. El precio de la habitación doble, entre 42 y 48 euros dependiendo del día de la semana.

De regreso a la Sierra Norte, Octavio Recio, propietario de El Molino del Corcho, en Cazalla de la Sierra, destaca que «estamos junto al único río truchero de la provincia, el Hueznar, con senderos para pasear, apartados aunque cerca, tranquilidad y contacto con la naturaleza» es su sello. El conjunto data del siglo XV y cuenta con seis casas de entre dos y seis camas, de las que aún tiene alguna libre para estos días festivos. El precio de la casita de dos es de 60 euros la noche, todo el año, con desayuno incluido. También destaca su sostenibilidad, con el uso «de energía ecológica solar y del molino».

De vuelta al sur, en Estepa, en el Cortijo La Cañada, Belén Blanco lamenta que este puente sea «un poco raro. Tenemos el fin de semana ocupado pero el 6 y el 8 nada». Se trata de una finca «con vistas espectaculares, rutas de senderismo y muy cerca del pueblo, que estos días está lleno de gente para comprar mantecados». En La Cañada se alojan «muchos grupos de amigos para estar solos y turismo familiar». Cuenta con seis casas, con precios de entre 50 y 60 euros (en fin de año), y 90 euros para cuatro personas.

La cruz de la moneda está en El Real de la Jara, curiosamente un pueblo de la sierra en el que no hay turismo. Así lo asegura Manuel Pagador, propietario de El Hostal, «que lleva mi hija porque yo me jubilé el año pasado». Tiene nueve habitaciones dobles «totalmente equipadas, y por aquí pasa el camino de Santiago, pero los peregrinos llegan para abril o mayo», explica. En este pueblo de poco más de 1.500 habitantes hay dos castillos, rutas de senderismo «y se come la mejor carne de ibérico de la zona. Somos pobres pero con buen paladar», afirma. También se puede comprar chacina y quesos de cabra, del que hay dos fábricas en el pueblo. A solo siete kilómetros de la A-66, la habitación doble cuesta 40 euros, con precios especiales para peregrinos.

Si aún no ha decidido adónde ir en estos próximos días de fiesta, en las sierras norte y sur de Sevilla tiene donde elegir. No le defraudarán.


  • 1
  • 1
    Untitled Document
    El Correo de Andalucía
    El Correo de Andalucía El Correo de Andalucía
    El Correo de Andalucía
Todos los vídeos de Semana Santa 2016