jueves, 23 noviembre 2017
05:04
, última actualización

Ningún niño sin material escolar

La Obra Social ‘la Caixa’, con el apoyo de la Diputación provincial y de asociaciones, reparte más de 20.000 kits a familias desfavorecidas

06 sep 2017 / 08:42 h - Actualizado: 06 sep 2017 / 08:49 h.
  • El director territorial de CaixaBank y el presidente de la Diputación informaron ayer de la entrega de material escolar. / El Correo
    El director territorial de CaixaBank y el presidente de la Diputación informaron ayer de la entrega de material escolar. / El Correo

Ningún niño de la provincia de Sevilla en riesgo de exclusión social dejará de ir al colegio por carecer del material escolar básico para poder realizar sus tareas diarias. Así de tajante fue ayer el director territorial de CaixaBank en Andalucía Occidental, Rafael Herrador, quien informó del reparto de 20.373 kits escolares –17.166 en pueblos de menos de 20.000 habitantes y 3.207 en Sevilla capital–. Con estos lotes, según calculó, está garantizado que todos los menores de entre 3 y 16 años en situación vulnerable cuenten con el material escolar básico para poder estudiar y hacer los deberes.

La campaña de este año, bajo el lema Demostraré que nada es imposible, tiene un presupuesto para Andalucía Occidental y Ceuta de 388.514 euros y se atenderá a un total de 39.382 alumnos en situación de riesgo de exclusión, la mitad en Sevilla.

Este es el cuarto año consecutivo que la entidad pone en marcha este proyecto que acumula ya 1.276.395 euros, con los que se ha atendido a más de 30.000 pequeños en cada curso escolar. En este tiempo la iniciativa ha evolucionado y a ella se han ido destinando más recursos. Herrador explicó que en la primera convocatoria se suministró material escolar solo a niños de Infantil y Primaria –unos 12.000 en Andalucía Occidental y Ceuta– y luego se amplió la ayuda a alumnos de Secundaria.

Durante la presentación de esta iniciativa solidaria, el representante de CaixaBank repitió en varias ocasiones que la ayuda que ofrece la Obra Social La Caixa no es directa por lo que requiere el apoyo de otras instituciones o asociaciones para repartir este material, como es el caso de la Diputación y de las entidades colaboradoras a las que agradeció su apoyo, imprescindible para la puesta en marcha de esta iniciativa.

Además, la Obra Social la Caixa cuenta con el programa Hoy voy a aprender algo nuevo, que se desarrolla en Sevilla capital y en el área metropolitana, y con el que se atiende a familias con niños en situación de vulnerabilidad. En el curso 2016-2017 se atendieron a más de 1.800 escolares a los que además de darles equipamiento escolar se les dio refuerzo educativo.

El acto de presentación de la campaña Demostraré que nada es imposible se realizó en la sede de la Diputación provincial, donde su presidente, Fernando Rodríguez Villalobos, dijo estar «encantado» con este programa, pero fue más allá al indicar que «se nos caería la cara de vergüenza si hay un solo niño sevillano que no acudiese al colegio por carecer del material escolar básico para realizar sus tareas». Para que esto no suceda aseguró que es imprescindible al colaboración entre las entidades públicas y las privadas.

En este sentido, alabó la sensibilidad de la Obra Social La Caixa y la de todos los alcaldes y concejales «sean del partido que sean», porque aseguró que son muy sensibles con las familias más desfavorecidas.

Villalobos insistió en que este proyecto que lleva en marcha ya cuatro años en la provincia es muy necesario «porque la crisis no ha pasado». Admitió, no obstante, que «se ve luz al final del túnel», pero remachó que aún así hay muchas familias que tienen muchos problemas económicos, que están en riego de exclusión social, «la gente lo está pasando mal», reiteró.

Para lograr que esta brecha social pueda solventarse dijo que hay que trabajar para que servicio básico como la educación «esté garantizada», concluyó.


Versión impresa y hemeroteca de El Correo
  • 1
Todos los vídeos de Semana Santa 2016