sábado, 22 septiembre 2018
17:08
, última actualización

El ayuntamiento impulsa 50 pisos para personas sin hogar

El consistorio también ha impulsado un servicio que permitirá intervenir y mejorar la calidad de vida de las personas con algún tipo de enfermedad neurodegenerativa, demencia o alzheimer, en su última etapa vital

10 sep 2018 / 14:08 h - Actualizado: 10 sep 2018 / 14:27 h.
  • Viviendas de protección oficial en la capital sevillana. / Manuel Gómez
    Viviendas de protección oficial en la capital sevillana. / Manuel Gómez

El concejal delegado de Bienestar Social y Empleo del Ayuntamiento de Sevilla, Juan Manuel Flores, ha informado este lunes de los últimos acuerdos de la Junta de Gobierno, entre los que se incluye la licitación de un contrato que permitirá contar con 50 pisos y un total 150 plazas para personas víctimas de desahucios, que necesiten una vivienda por causas concretas sobrevenidas, como un fuego en su inmueble, o para personas sin hogar o familias con alto nivel de exclusión.

La Junta Local de Gobierno también ha impulsado un servicio que permitirá intervenir y mejorar la calidad de vida de las personas con algún tipo de enfermedad neurodegenerativa, demencia o alzheimer, así como personas con algún tipo de dolencia crónica en su última etapa vital.

En rueda de prensa, Flores ha explicado que se destinarán 100.000 euros a cuatro proyectos para sensibilizar, formar y mejorar la atención de este colectivo. Así, por un lado, se dará apoyo, formación y atención psicológica a los enfermos, a sus familias y a los cuidadores, promoviendo además la figura de cuidadores voluntarios.

Mientras, por otro lado, se dará atención y se acompañará a quienes no tienen soporte familiar y están en la última fase de su vida para ayudar que a que el tránsito a la muerte sea «lo mejor posible, sin estar en soledad y en su entorno», añade Flores. Cada una de estas dos líneas está dotada con 50.000 euros y ya está en marcha su proceso de licitación, para que puedan estar en funcionamiento en enero.

Respecto las viviendas para colectivos con problemas, Flores ha explicado que el contrato se dividirá en tres lotes, siendo el primero de ellos el dirigido a las víctimas de desahucios o con circunstancias que les hagan no tener una vivienda de forma temporal, como puede ser el incendio de su hogar. Para estas situaciones, habrá 20 viviendas y un montante de 1,6 millones, con el que se abonarán también los suministros básicos, además de productos de alimentación e higiene.

El segundo de los lotes, con un importe superior a 630.000 euros, se dirige a la atención de personas sin hogar a través de otros 20 pisos, en los que se favorecerá su integración. Por último, se destinan 600.000 euros a una decena de pisos para familias en una situación de alta exclusión.

«Se trata de trabajar en las necesidades habitacionales de estos ciudadanos a través de unos contratos que ya tienen su trayectoria desde la llegada de este gobierno socialista», detalla, tras explicar que las entidades que se adjudiquen los contratos serán las encargadas de encontrar las viviendas y gestionarlas.

Por otra parte, Flores ha destacado la licitación del servicio de ayuda a domicilio, un contrato bianual por importe de 71,6 millones de euros, tres millones más respecto al último contrato. Este año se mantiene la división en cuatro lotes y la adjudicación se realizará teniendo en cuenta la oferta económica, con un 40 por ciento de los puntos; la propuesta técnica, con un 30 por ciento, y los criterios sociales, con otro 30 por ciento.

«Cada vez tenemos más preocupación por la calidad del empleo de los prestadores de estos servicios», recalca, detallando que para este contrato se han desagregado los puntos que conforman las acciones sociales que se puntúan, concretándolas más y permitiendo mejorar su control y seguimiento.


Versión impresa y hemeroteca de El Correo
  • 1
Entrevistas - Personajes por Andalucía
Todos los vídeos de Semana Santa 2016