viernes, 24 noviembre 2017
22:28
, última actualización
Vivienda

Emvisesa flexibiliza los requisitos para acceder a las ayudas al alquiler

Tendrá en cuenta el número de personas de cada vivienda y la «renta disponible», lo que aumentará el número de beneficiarios. Pone en marcha un protocolo para unificar los criterios de concesión

12 may 2017 / 15:38 h - Actualizado: 13 may 2017 / 10:00 h.
  • El Ayuntamiento flexibiliza los requisitos para las familias que necesiten acceder a una ayuda al alquiler. / José Luis Montero
    El Ayuntamiento flexibiliza los requisitos para las familias que necesiten acceder a una ayuda al alquiler. / José Luis Montero
  • Flores y Castro durante una rueda de prensa. / El Correo
    Flores y Castro durante una rueda de prensa. / El Correo

Acceder a las ayudas al alquiler para los inquilinos de los pisos de Emvisesa será un poco más sencillo a partir de ahora. El Ayuntamiento de Sevilla ha ido adaptando los alquileres sociales a la realidad de las familias, tal y como se acordó en el pleno extraordinario de vivienda de noviembre de 2015. Ahora se da un paso más.

El delegado de Bienestar Social y Empleo, Juan Manuel Flores, anunció ayer junto al director gerente de la Empresa Municipal de Vivienda, Suelo y Equipamiento de Sevilla SA (Emvisesa), Felipe Castro, la firma de un convenio, aprobado por la Junta de Gobierno Local celebrada ayer, que tendrá como consecuencias para los sevillanos algunas ventajas como la flexibilización de los criterios de acceso a las ayudas al alquiler para quien habite en pisos municipales.

El nuevo protocolo viene a «aclarar y clarificar» el funcionamiento de estas ayudas, que se llevan concediendo desde hace más de un año, evitando «disfunciones» que se habían generado en este tiempo y adaptándose también a las recomendaciones realizadas por la Intervención y la Secretaría municipal.

El gerente de Emvisesa explicó que la empresa municipal era la encargada hasta el momento de abonar esos importes a los inquilinos de estos alquileres que se encontraban en una situación complicada y no podían hacer frente a las cuotas. Esto ha hecho que el ente público de vivienda se haya enfrentado a unas pérdidas de unos 110.000 euros mensuales al asumir directamente las reducciones de los alquileres de los que se han beneficiado unas 500 familias. Esa cuantía fue la que llevó a Emvisesa a tener que hacer una ampliación de capital el pasado año para ir asumiendo las pérdidas.

Con el recién aprobado sistema, las ayudas a estas viviendas municipales, aunque también se incluyen aquellos alquileres gestionados por Emvisesa para las emergencias habitacionales, serán asumidas por los servicios sociales del Ayuntamiento, como ya lo hacen con las cuantías que se otorgan con las ayudas al alquiler de viviendas privadas a familias con problemas económicos. De esta manera se unifican los criterios de las ayudas al alquiler, primando los criterios de los servicios sociales, lo que permitirá además una flexibilización de los requisitos de acceso a las ayudas y por tanto ampliará el número de personas beneficiadas.

A partir de ahora, el sistema será más progresivo. En lugar de tener en cuenta únicamente el Indicador Público de Renta de Efectos Múltiples (Iprem) ahora se tendrá en cuenta también el gasto de la familia. Es decir, se valorará la «renta disponible».

Antes se partía de que se cobrase 1,5 veces el Iprem, es decir, 798 euros mensuales, independientemente del número de miembros de la familia y del gasto. Esa medida se aplicará únicamente en los casos de las viviendas con un único inquilino y se aumentará de manera progresiva dependiendo de la cantidad de personas que habiten en el inmueble. De este modo, para dos personas el límite es 1.078 euros; para tres, 1.158 euros, y para cuatro, 1.238 euros.

Además, se deducen los gastos de comunidad o de determinados pagos, como los relativos a embargos, entre otros, obteniendo de esta forma la «renta disponible», explicó Castro, quien detalló que «a partir de ahí, se calcula el alquiler que la familia puede afrontar y su posible bonificación». El gerente recordó que «las rentas de alquiler no serán estipuladas por un porcentaje, sino por lo que pueda pagar cada familia, algo que será decidido por servicios sociales».

Por su parte, el delegado insistió en la apuesta municipal por la mejora de la situación habitacional de los sevillanos más vulnerables y explicó el proceso que se sigue en la concesión de las ayudas. Las familias son evaluadas por los servicios sociales, que realizan la categorización. «Si su caso es relativo a Emvisesa, no sólo se le adjudica una vivienda cuando tienen problemas, sino que se procura ayuda para mantener el alquiler social».

Además, Flores recordó que el pasado año los servicios sociales concedieron ayudas directas al alquiler por valor de 1,2 millones y para 2017 se ha estipulado una dotación de 2,6 millones para todos los modelos de prestaciones complementarias. «Seguimos cumpliendo con los compromisos de este gobierno y los suscritos con otros grupos políticos para dar una respuesta adecuada a los hogares con bajas rentas de Emvisesa», concluyó.


Versión impresa y hemeroteca de El Correo
  • 1
Entrevistas - Personajes por Andalucía
Todos los vídeos de Semana Santa 2016