jueves, 15 noviembre 2018
12:10
, última actualización
Patrimonio

La rehabilitación del Pabellón Real comenzará por la fachada

Se destinarán 1,6 millones a la recuperación de las piezas cerámicas diseñadas por Aníbal González

22 jun 2016 / 16:34 h - Actualizado: 22 jun 2016 / 21:14 h.
  • El Pabellón Real se ubica en el parque de María Luisa. / José Luis Montero.
    El Pabellón Real se ubica en el parque de María Luisa. / José Luis Montero.

La primera fase de la restauración del Pabellón Real, en la Plaza de América, ya tiene fecha de inicio. Será después del verano cuando se lleven a cabo los primeros trabajos de rehabilitación del monumento, que se centrarán exclusivamente en la zona exterior. En concreto, se procederá a la recuperación de las fachadas del edificio para resolver «la situación de riesgo» en la que se encuentran, toda vez que desde que se finalizara su construcción en el año 1915 aún no se habían ejecutado intervenciones de mantenimiento.

Así lo aprobó ayer miércoles el consejo de la Gerencia de Urbanismo, dentro de un plan de inversiones por valor de 3,7 millones de euros de los que la mayor parte se destinará a esta rehabilitación. Toda vez que ya ha sido refrendada esta esperada intervención, el siguiente paso será proceder a la licitación de unos trabajos en los que se invertirán 1,7 millones de euros procedentes de la partida destinada a tal fin en los presupuestos municipales de este mismo año. Con ello, el Consistorio espera recuperar todos los matices y detalles de la ornamentación cerámica que caracteriza al monumento y que fue una de las señas de identidad con la que lo dotó el arquitecto Aníbal González, artífice de su diseño para la Exposición Iberoamericana de 1929.

Según el diagnóstico previo que se ha realizado del edificio, que está llamado a convertirse en sede permanente de la colección de las piezas artísticas del sevillano Mariano Bellver, las fachadas del Pabellón Real tienen un avanzado estado de conservación por la falta de intervención para su mantenimiento desde el final de su construcción. Un deficiente estado que afecta especialmente y de forma grave al conjunto cerámico que las caracteriza, en lo que se considera uno de los más bellos ejemplos de cerámica aplicada a la arquitectura.

Esta situación obligará a llevar a cabo un proyecto de conservación y restauración con el que detener este proceso de desgaste y garantizar la conservación del mayor número posible de piezas cerámicas originales. En concreto, la intervención consistirá en la ejecución de trabajos en los que se preservará la integridad del objeto original, mejorando sus condiciones a través de limpiezas, consolidaciones y reintegraciones. Solo de forma puntual se acometerán trabajos de restauración, en los que se eliminarán las piezas originales sustituyéndolas por otras de materiales nuevos.

Los trabajos, que empezarán antes de final de año y se prolongarán por un plazo aproximado de doce meses, incluirán también la restauración de los ladrillos de la fachada y la aplicación de una serie de tratamientos que eviten la afección de las humedades. Además, se instalará un sistema que ponga coto a la presencia de aves en ventanas y cornisas del edificio, de modo que se eviten los consiguientes daños que acaban ocasionando sobre las estructuras.

Sin fecha para el interior

Por ahora será la única actuación que se lleve a cabo en el conjunto del Pabellón Real, que además será adjudicada a una empresa «experta» en tareas de restauración de este tipo de piezas artísticas. No está previsto, de momento, que se desarrollen los trabajos de adaptación del interior del edificio para convertirlo en un espacio museográfico. Un proyecto que sí se realizará a medio plazo y que, como señaló el delegado municipal de Urbanismo, Antonio Muñoz, tendría que ir «con cargo a los presupuestos municipales del año 2017». Aún así advirtió que, en caso de ser necesario, la rehabilitación de la fachada podría ser «compatible» con los trabajos en el interior del edificio.

Asimismo, tanto el delegado como la arquitecta del proyecto quisieron dejar claro que el monumento no sufre, por el momento, ningún tipo de problema estructural y que por ello las obras se centrarán principalmente en tareas de rehabilitación y consolidación de los elementos ya existentes. Con todo, el objetivo del gobierno municipal es que esta rehabilitación siga los mismo pasos que se ejecutaron en el caso de la Fábrica de Artillería.

Mejoras en los pavimentos del PICA

Dentro del paquete de inversiones anunciado hace unas semanas por el alcalde Juan Espadas para los polígonos industriales de la ciudad, Urbanismo aprobó una primera actuación en el Carretera Amarilla que se centrará, principalmente, en la repavimentación de algunas de sus calles. En concreto se invertirán 522.017 euros en la renovación de los tramos de las calzadas de las avenidas de Montesierra y Fernández Murube que se encuentran en peor estado de conversación. Además se aprovecharán estos trabajos para la eliminación de las barreras arquitectónicas.

Luz verde a los barrios diseminados

El consejo de la Gerencia de Urbanismo acordó también proponer al pleno de este mes de junio la regularización definitiva de las barriadas diseminadas de la zona norte de la ciudad. Se trata del paso previo para la normalización de la situación de estos asentamientos y construcciones individuales como son Camino de la Reina, El Gordillo Sur, Las Ratas, Camino de Rojas, Vistahermosa, la Isla de Garza o la Carretera de la Algaba. Con ello, según advirtió el delegado Antonio Muñoz, se pondrá fin a «una especie de limbo» en el que se encuentran muchas familias.

Adiós a la ‘plaza dura’ de Cavestany

También se procedió a la licitación de las obras de reurbanización de la explanada ubicada en la intersección de las calles Juan Antonio Cavestany y Santa Juan Jugán, en el entorno de la estación de Santa Justa. Se invertirán 800.000 euros en un proyecto integral que hará la plaza más accesible para los vecinos, que contarán con más servicios. Además, se aprobó también una pequeña intervención en la calle Manila (Sevilla Este) y una partida de 80.000 euros para la rotulación de distintas calles de la ciudad.


Todos los vídeos de Semana Santa 2016