viernes, 21 septiembre 2018
08:58
, última actualización
Turismo

Los hoteleros reiteran su rechazo a la «tasa alojativa»

Consideran que puede perjudicar a sus establecimientos y abogan por una tasa autonómica. La oposición respalda la medida a excepción del PP

21 jun 2018 / 14:15 h - Actualizado: 21 jun 2018 / 20:46 h.
  • Los hoteleros de Sevilla rechazan la implantación de una tasa turística. / Jesús Barrera
    Los hoteleros de Sevilla rechazan la implantación de una tasa turística. / Jesús Barrera

Rechazo frontal del sector hotelero a la imposición de una tasa turística en la ciudad. El presidente de los hoteleros de Sevilla, Manuel Cornax, ha asegurado que se trata de una «tasa mal llamada turística» puesto que se aplica a quienes pernoctan en la ciudad, por lo que considera que «en realidad es una tasa alojativa».

Cornax lamentó que todo el peso se ponga sobre el sector hotelero pues «hay personas que visitan Sevilla y no se alojan, otros que lo hacen en el Aljarafe y también hay quien viene a un congreso o al médico. Se aloja en un hotel, pero no es turista. Entonces, ¿por qué sólo la recaudan los hoteles? Los turistas también cogen taxis, van a bares, utilizan el aeropuerto...», ha dicho en unas jornadas de análisis de esta tasa que ha organizado CCOO.

Los hoteles consideran esta tasa como una «penalización» a estos negocios que deberán adaptar sus sistemas, sus webs, y, sobre todo a aumentar sus precios. En este sentido, Córnax ha apuntado a la posible competencia con la que se encontrarían los alojamientos hoteleros en la capital respecto a otras provincias andaluzas o incluso al área metropolitana, por lo que ha abogado porque se imponga un gravamen a nivel andaluz. «Si sólo se instala en Sevilla y no en el Aljarafe habrá una desventaja. Nos encontraríamos con una competencia más dura en nuestro entorno. Por ejemplo, un turista que hace un circuito por Andalucía podría optar por dormir en Córdoba o Málaga en lugar de en Sevilla al tener unos precios más elevados. Los visitantes se decantan por un viaje u otro por céntimos de diferencia».

Además, el responsable de los hoteles de Sevilla ha recordado que hasta ahora la ciudad ha contado con un momento dulce turísticamente por la situación geopolítica en otros destinos «que ahora están comenzando a repuntar». Por ello, ha abogado por estabilizar el turismo con el que cuenta la ciudad, «hay que plantearse mantenerse en estas cifras y tratar de atraer a turistas que gasten más».

Las jornadas celebradas en el paseo de Marqués de Contadero han arrancado con la presencia del alcalde de Sevilla, Juan Espadas, quien ha apostado por el modelo de impuesto en lugar de la figura de tasa. Una medida que deberá ser el Estado, mediante una modificación de la Ley de Haciendas Locales, el que permita a cada municipio implantar dicho gravamen si lo estima necesario. Espadas ha señalado que la intención municipal sería «ir a un modelo similar al de Lisboa» y aplicar un euro por noche a los visitantes. Unos cálculos que permitirían recaudar en torno a siete millones de euros. El alcalde ha apuntado que tras los intentos fallidos con el anterior gobierno, ya ha mantenido algún contacto informal con la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, que cuando era consejera de la Junta de Andalucía compartía el mismo pensamiento que el gobierno local.

Además, el secretario general de CCOO en Sevilla, Alfonso Vidán, destacó algunos datos de un sector que ha crecido un 53 por ciento en los últimos 10 años. Sin embargo, ha afirmado, el empleo no ha ido creciendo en proporción, quedándose el porcentaje de crecimiento en el 18 por ciento.

Finalmente, la mayoría de los grupos de la oposición –salvo el PP– se mostraron partidarios de aplicar esta tasa. En el caso de Ciudadanos, su portavoz, Javier Millán, ha reclamado que sea una medida a nivel autonómico y ha insistido en que se determine en qué se invertirán los beneficios. Susana Serrano, portavoz de Participa Sevilla, ha lamentado que no se hayan tomado medidas para gravar las actividades turísticas hasta la fecha y ha desconfiado de que el alcalde vaya a aplicar la medida antes de que acabe el mandato. El responsable de IU, Daniel González Rojas, ha pedido una progresividad en la tasa «para que pague más el que más tiene» y que los beneficios reviertan en el sector. Por su parte, el concejal popular Rafael Belmonte, ser «una carga» para agentes del sector turístico, como es el caso de los hoteleros, pues «el impacto de un solo euro» pesa en «las contrataciones conjuntas o los paquetes vacacionales».


Versión impresa y hemeroteca de El Correo
  • 1
Entrevistas - Personajes por Andalucía
Todos los vídeos de Semana Santa 2016