lunes, 25 septiembre 2017
09:30
, última actualización
Distrito Norte

Pino Montano clama de nuevo contra la «falta de seguridad»

Unos cien vecinos se plantan ante el distrito tras ser desalojados del pleno. El comisario de Policía de la zona recuerda las medidas que ya se están ejecutando

13 sep 2017 / 22:25 h - Actualizado: 14 sep 2017 / 11:29 h.
  • El comisario de Policía del Distrito Norte atiende en la calle a los vecinos concentrados por los robos en Pino Montano. / El Correo
    El comisario de Policía del Distrito Norte atiende en la calle a los vecinos concentrados por los robos en Pino Montano. / El Correo

Ni el compromiso adquirido recientemente por el Ayuntamiento de aumentar la seguridad en el barrio ni las cinco redadas que se han efectuado en el último mes en el asentamiento chabolista de El Vacie han sido suficientes para lograr la tranquilidad en Pino Montano. Al menos un centenar de vecinos volvió ayer a expresar públicamente su «miedo» tras la oleada de robos que han sufrido en verano a las puertas de la sede del Distrito Norte, donde intentaron entrar en la junta municipal programada y de la que fueron desalojados por la Policía Nacional.

El motivo esgrimido por la delegada del distrito, Myriam Díaz, fue el «aforo» de la sala en la que se iba a celebrar el pleno, una sesión en la que además estaba previsto tratar otros temas aparte de la que se ha convertido en la principal preocupación de los habitantes de este populoso barrio. Por eso, la concentración pacífica, que se había convocado a través del grupo de Facebook Pino Montano libre, tuvo que trasladarse fuera del edificio. Allí, el comisario de Policía de la zona explicó a los presentes las medidas que se han ejecutado últimamente para reforzar la seguridad en el barrio, como el aumento de patrullas de paisano que investigan sobre el terreno las denuncias de los afectados.

Uno de ellos, un joven de 17 años al que hace tan solo una semana dos menores residentes en El Vacie le «pegaron con un palo en la espalda» para, acto seguido, robarle a punta de cuchillo una riñonera en la que llevaba su teléfono móvil, dinero y diversos documentos. Ante esta situación, los allí congregados admitieron que siguen estando «intranquilos» si sus hijos –según el comisario, «los más vulnerables en este tipo de sucesos» pese a que también ha habido robos y agresiones a adultos– salen a la calle solos y a determinadas horas. Y, dicen, no van a parar hasta que sus calles sean seguras. Porque, a su juicio, en el barrio «no hay patrullas suficientes» para hacer frente a la vigilancia que requiere la cercanía del asentamiento chabolista más antiguo de Europa.

Para poder expresar ese sentir ante el órgano que ayer se reunía en la sede del Distrito Norte, finalmente se permitió la entrada de unos pocos vecinos en el pleno, si bien lo que no se permitió fue la entrada de las cámaras de El Correo Televisión. Un hecho que no sentó nada bien a los presentes, quienes llegaron a cuestionar «si había algo que ocultar». En la mencionada sesión, se aprobó además una moción en demanda de la instalación de una comisaría de Policía Local en la zona.

La intención del Ayuntamiento hispalense y de las fuerzas policiales sobre el asunto, en cualquier caso, es clara, y así lo expresó el delegado de Seguridad, Movilidad y Fiestas Mayores, Juan Carlos Cabrera, durante la reunión de la junta de seguridad del distrito mantenida el pasado 7 de septiembre: «Reforzar aún más la comunicación y coordinación sobre sus respectivas labores y también con los Servicios Sociales». Todo dependerá, eso sí, de lo que pueda compaginarse con el nivel 4 de alerta antiterrorista.


Versión impresa y hemeroteca de El Correo
  • 1
Todos los vídeos de Semana Santa 2016