lunes, 20 noviembre 2017
09:01
, última actualización
Real Maestranza

Dos novillos de revolución

Alfonso Cadaval cortó una única oreja del mejor lote del desigual envío de Talavante

23 jun 2017 / 10:31 h - Actualizado: 23 jun 2017 / 11:13 h.
  • Alfonso Cadaval corta una oreja en la sexta novillada de abono. / González Arjona-Toromedia
    Alfonso Cadaval corta una oreja en la sexta novillada de abono. / González Arjona-Toromedia
  • Así lucía la Maestranza en la sexta novillada de abono. / González Arjona-Toromedia
    Así lucía la Maestranza en la sexta novillada de abono. / González Arjona-Toromedia
  • Pase de Cadaval en la sexta novillada de abono en la Maestranza. / González Arjona-Toromedia
    Pase de Cadaval en la sexta novillada de abono en la Maestranza. / González Arjona-Toromedia
  • Otro pase en la sexta novillada de abono en la Maestranza. / González Arjona-Toromedia
    Otro pase en la sexta novillada de abono en la Maestranza. / González Arjona-Toromedia
  • Paseíllo en la sexta novillada de abono en la Maestranza. / González Arjona-Toromedia
    Paseíllo en la sexta novillada de abono en la Maestranza. / González Arjona-Toromedia
  • Otro pase en la sexta novillada de abono en la Maestranza. / González Arjona-Toromedia
    Otro pase en la sexta novillada de abono en la Maestranza. / González Arjona-Toromedia

El infierno climatológico de los últimos días dio una tregua y se pudo respirar en los tendidos maestrantes, que apuraban el discreto serial de novilladas picadas con otro cartel de circunstancias en el que sólo había un nombre repetido: el del sevillano Alfonso Cadaval. Era su segunda tarde en el abono y tuvo la suerte de cara. Para él fue el mejor lote –con notable diferencia- de una seria, honda, cuajada y ofensiva novillada de Talavante que siempre mantuvo el interés.

Y para él fue también el primer y único trofeo que se ha cortado en el tramo novilleril a falta del festejo que dará paso –sin solución de continuidad- a las relajadas becerradas de promoción del mes de julio. Al hijo del conocido humorista se le vio otra actitud y disposición para agradar y buscar el triunfo pero la verdad es una sola: los dos novillos que sorteó llevaban colgando las cuatro orejas y sólo se llevó una....

Resumen Maestranza 22 Junio 2017 internet from Maestranza Pagés on Vimeo.

Cadaval no había terminado de entenderse con la enclasada bondad del primero, un excelente y pronto ejemplar que se rebosaba en la muleta con importancia y que dio un soberano susto a Alejandro Gardel en el turno de quites. El novillero sevillano, que comenzó su labor de rodillas, se acopló en una única serie al natural pero a su labor le faltó redondez, pulso, acople... el novillo lo pedía todo en la distancia larga, se arrancaba de lejos con alegría y se rebosaba en los embroques. Dio una vuelta a favor de parroquia. Pero es que el sevillano iba a completar el mejor lote de la noche sorteando otro animal de excelente comportamiento, el cuarto, con el que mostró algún progreso capotero antes de andar algo más centrado y siempre entregado aunque, eso sí, por debajo de las virtudes de otro de alegre galope y excelente nobleza –algo más exigente por el lado izquierdo- al que cortó una oreja apoyado en una faena larga y desigual y, especialmente, la contundencia de su acero.

Alejandro Gardel se mostró pulcro y compuesto con un utrero, el segundo, que mezcló nobleza y sosería a partes iguales. Con el quinto, un sobrero albahío que no tuvo un pase, lo mejor que hizo fue abreviar sin darse coba. El tercero de la terna era el novillero maño David Salvador, que nunca volvió la cara con un tercero bronco y orientado que acabó desarrollando un evidente peligro. Salvador ya se había llevado una fuerte voltereta al intentar recibirlo por verónicas rodilla en tierra pero cogió la muleta con ganas de darle fiesta. Le quedaba el sexto, un animal deslucido y brusco que no dio opciones. La verdad es que para él fueron los dos bocados más duros de la noche.

FICHA DEL FESTEJO

Se lidiaron seis novillos de Talavante, correctamente presentados. El primero resultó excelente por pronto, alegre y enclasado. Noble y soso el segundo; bronco y orientado el tercero. El cuarto fue otro gran ejemplar de embestidas incesantes y rebosantes. El sobrero que hizo quinto y el sexto resultaron muy deslucidos.

Alfonso Cadaval, de estaño y oro, vuelta tras leve petición y oreja

Alejandro Gardel, de azul noche y oro, ovación y ovación

David Salvador, de pámpano y oro con remates negros, ovación y silencio

La plaza registró poco más de un cuarto de entrada en noche agradable. Se guardó un minuto de silencio antes de romperse el paseíllo en memoria de Iván Fandiño, trágicamente fallecido en el ruedo francés de Aire-Sur-L’Adour.


Versión impresa y hemeroteca de El Correo
  • 1
Todos los vídeos de Semana Santa 2016