«El mapa de los afectos»: La historia de todos

‘El mapa de los afectos’ es una novela de Ana Merino. Logró, la autora, el Premio Nadal de novela 2020 con este libro que resulta delicioso

09 dic 2020 / 16:13 h - Actualizado: 09 dic 2020 / 16:21 h.
"Libros","Literatura","Libros - Aladar","Literatura - Aladar","Ocio durante el coronavirus"
  • Ana Merino. / EFE
    Ana Merino. / EFE

En 1915, Edgar Lee Masters escribió uno de los poemarios más evocadores, sugerentes y hondos, del siglo XX. Ese poemario se titula «Antología de Spoon River» y se construye con los versos que dirían los muertos de un lugar si tuvieran que elegir su epitafio. Sumando los poemas se construye la historia de una localidad. ¿Qué es un lugar si no pueden contarlo las personas? Nada, no existe. Solo puede ser lo que se cuenta, lo que puede ser pensado.

La novela de Ana merino intenta hacer eso mismo aunque escribiendo pequeños relatos con los que perfila a los personajes que van apareciendo por un pueblo ignoto en el que todo apesta a vida y a muerte, a felicidad que se acaba casi antes de comenzar a consumirse, a tragedia que se resuelve con tragedia. La autora logra con esos pequeños relatos dibujar, con trazo muy fino y muy delicado, momentos que hacen saltar por los aires las convenciones, la simpleza y la existencia sin un claro sentido.

«El mapa de los afectos»: La historia de todos

«El mapa de los afectos» habla del destino, de lo inevitable que resulta la vida. La novela de Ana Merino busca descubrir verdades literarias que encajan perfectamente en nuestra realidad para explicarla. Encontraremos confusión, secreto, crimen, muerte, traición y frustración; página a página. Encontraremos esperanza, luz al final del túnel y justicia; en cada zona expositiva.

La expresividad de Merino es muy alta. Queremos saber siempre más porque nos interesa el personaje, lo que piensa y lo que es capaz de hacer para enfrentarse a sí mismo. No abusa en su escritura de las imágenes poéticas y las que aparecen no se vacían por los cuatro costados en cuanto se piensan mínimamente. Están bien construidas y bien resueltas. Y la autora no se preocupa de si la trama es mejor, peor o regular, porque esta novela no es de trama sino de consciencias.

Es un libro delicioso que puede gustar a todo tipo de lector. Como primera novela es estupenda.

Calificación: Muy buena.

Tipo de lectura: Pausada, envolvente.

Tipo de lector: Cualquiera, incluidos los jóvenes.

Personajes: Muy bien perfilados. Entrañables, odiosos, necios, soñadores, derrotados, en busca de sí mismos.

¿Dónde puede leerse?: Frente a un maizal.


Edictos en El Correo de Andalucía Empleo en Sevilla