Menú

La cultura en el libro álbum

Cultura dentro de la cultura. La cultura como tema. Y el libro álbum, ese género del que Aladar ya se ocupó en varias ocasiones. Cinco libros álbum sobre las mismas cosas de las que se ocupa este suplemento cultural, para celebrar los 100 números de una publicación que es cultura, pero que, al mismo tiempo, mientras es, quiere decir sobre la cultura.

25 jun 2016 / 12:30 h - Actualizado: 07 jun 2016 / 11:13 h.
"Libros - Aladar"
  • Portada de El oso y el piano. / El Correo
    Portada de El oso y el piano. / El Correo
  • Ilustración de El Oso y el piano. / El Correo
    Ilustración de El Oso y el piano. / El Correo
  • Portada de La montaña de libros más alta del mundo. / El Correo
    Portada de La montaña de libros más alta del mundo. / El Correo
  • Ilustración de La montaña de libros más alta del mundo. / El Correo
    Ilustración de La montaña de libros más alta del mundo. / El Correo
  • Portada de ¿Para qué sirve un libro? / El Correo
    Portada de ¿Para qué sirve un libro? / El Correo
  • Página de ¿Para qué sirve un libro? / El Correo
    Página de ¿Para qué sirve un libro? / El Correo
  • Portada de Flora y el flamenco. / El Correo
    Portada de Flora y el flamenco. / El Correo
  • Página de Flora y el flamenco. / El Correo
    Página de Flora y el flamenco. / El Correo
  • Ilustración de Las pinturas de Willy de Anthony Browne. / El Correo
    Ilustración de Las pinturas de Willy de Anthony Browne. / El Correo

El libro álbum es un género que se ocupa de muchos temas: el amor y la amistad quizá sean dos de los más recurrentes. La muerte y otros temores humanos, e incluso específicos de la infancia también se proponen como grandes temas para el género. Pero hasta la cultura es un tema en los libros álbum. La cultura en su manifestación artística de la danza, la música, las artes plásticas y los libros y la literatura sobre todo. El lector no debería confundir un libro de arte para niños con un libro álbum sobre el arte: se trata de géneros completamente diferentes. Mientras el primero no es un libro de ficción, sino uno que pretende mostrar y enseñar, el segundo siempre entrará dentro del género de la ficción y el arte será el tema o el protagonista de la historia. Lo mismo ocurre con cualquier libro álbum sobre la cultura: la música, la danza, los libros... serán parte de un cuento, de una historia que siempre se cuenta entre imagen y texto sin preponderar ninguna expresión sobre la otra.

Aquí proponemos cinco títulos de libros álbum sobre alguna manifestación cultural.

1. El oso y el piano, David Litchfield. Editorial Blume

Un libro álbum sobre un pianista: en este caso es un oso. Primero se encuentra el instrumento en medio del bosque y piensa que esa cosa, que no sabe lo que es ni cómo se llama (dudas tal vez idénticas), suena horrible. Luego, con tiempo, con práctica, solo, aprende a tocarlo. Y un par de humanos lo descubren y se lo llevan a la mega ciudad, donde triunfa. Toca en conciertos, en teatro a sala llena, ante un público que lo aplaudirá siempre de pie. Lo aclaman, lo adoran. Pero a él le falta algo: sus amigos, su lugar.

Es un libro álbum sobre un pianista, pero también sobre el destierro y el desarraigo de un pianista, y sobre Broadway como única oportunidad para triunfar. Sin embargo, esta historia cuenta que se triunfa junto a los afectos y que la música excede fronteras, contratos discográficos, dinero y ciudad.

Excelentes ilustraciones de David Litchfield que contrastan muy bien dos mundos: el bosque y la ciudad.

2. La montaña de libros más alta del mundo, Rocío Bonilla. Editorial Algar

Un libro álbum sobre el libro. Y el libro como dispositivo que permite volar. El niño que protagoniza esta historia cree que hay que tener alas, o un disfraz de súper héroe, tal vez. Pero no: con libros se puede volar. Y vaya si lo descubre... Los lee, los devora y los apila. Y de esa manera la torre de libros de Lucas se convierte en la más alta del mundo. Una alegoría de Babel: torre más alta; todos los libros.

Este álbum se aprovecha de las posibilidades del género y las explota, sobre todo en la doble página que dispone la ilustración de modo horizontal, exigiendo al lector que tuerza el libro para poder verla derecha y poder leer el texto.

Una historia interesante sobre ese objeto (libro) que abruma (en el sentido más optimista del término) a la cultura.

3. ¿Para qué sirve un libro?, Chloé Legeay. Editorial BiraBiro

Otra propuesta de libro álbum completamente diferente sobre el objeto libro (y tal vez sobre más: sobre el escritor). En este caso se trata de ir probando con respuestas posibles o alternativas para la pregunta del título. Para ello, propone definiciones del concepto «libro»: es una isla de calma, es un amigo, es una aventura que vives sin moverte, es el lugar para encontrar solución a los problemas, es un compañero, es una guía, es un momento para compartir... ¿es estas cosas un libro? Tal vez sí, tal vez no. Pero lo que es seguro es que a un libro lo hace «alguien como tú». Pues sí: con esta vuelta de tuerca en el final, me aventuro a afirmar que este libro álbum trata de la figura del escritor además de ocuparse del objeto libro.

La estética acompaña el tema y el texto de manera ejemplar: la página con fondo blanco (sin excepción), cargada de aire y espacio debido a que la ilustración y el texto ocupan poco lugar, expresa la incógnita, la incertidumbre, la búsqueda de la respuesta a una pregunta que se abre desde la portada. El blanco es la dificultad de responder qué es un libro o para qué sirve, y mucho peor: de hablar de la profesión del escritor. Mucho blanco en un libro que nos deja en blanco a la hora de responder cosas tan simples pero difíciles y complejas, si nos atrevemos a entrar en este juego intelectual, reflexivo, humano y cultural.

4. Flora y el flamenco, Molly Idle. Bárbara Fiore Editora

Un libro álbum sobre la danza clásica. Entonces, todo es bello y delicado, armónico; los trazos son finos, los contornos bien delineados para delimitar las figuras e incluso los movimientos de las figuras. Estas ilustraciones bailan. Y ahí radica la magia y la belleza de este libro álbum que no tiene texto, que solo cuenta desde las ilustraciones. Recurre a la solapa como elemento interactivo que permite contar más en menos páginas (necesidad que seguramente surja del hecho de que solo cuentan las imágenes). Al levantar las solapas, el lector descubre ilustraciones diferentes: es como cine, como una película, porque el personaje ya no siente igual que en el «fotograma» anterior. Debajo de las solapas hay otros planos, otras escenas.

Este libro le hace honor a una de las características del libro álbum: su relación con el lenguaje cinematográfico.

Belleza de las bellezas, hasta la tipografía del título (de lo único que en este libro requiere de tipografía) es baile, es danza.

5. Las pinturas de Willy, Anthony Browne. Fondo de Cultura Económica

Prácticamente un clásico del libro álbum, o por lo menos desde ya: un autor clásico del género. Y su famosísimo personaje Willy, ese mono-humano que en esta historia pinta. Sí, un libro álbum sobre pintura. Willy pinta varios cuadros, pero lo que el lector tal vez no sepa a priori es que cada una de esas obras existen en la realidad.

Una lámina desplegable al final del libro le permite al lector comparar la pintura original con la versión de Willy. De este modo, obras como la Mona Lisa, El nacimiento de Venus, La creación de Adán, Autorretrato con monos, El pintor en su estudio, Naturaleza muerta: vaso con doce girasoles..., entre otras, son recreadas por Willy, trasladadas al universo de lo simio y, sobre todo, del absurdo, y propuestas como una oportunidad para disfrutar de un libro que hace dialogar la ficción con el arte y que enseña por fuera de la pedagogía pura y dura y mucho más cerca de la sensibilidad y el mundo de las sensaciones.

Sobran las referencias al trazo maestro de Browne: es un grande de los grandes, un maestro en el género, y un ocurrente espectacular.


Revista Escaparate Empleo en Sevilla Más seguros Edictos