lunes, 27 septiembre 2021
10:07
, última actualización

Detenido en Francia un hombre buscado por un crimen en Cádiz hace 17 años

02 ago 2021 / 12:35 h - Actualizado: 02 ago 2021 / 12:37 h.
$hmKeywords_Schema
  • Detenido en Francia un hombre buscado por un crimen en Cádiz hace 17 años

La Guardia Civil, en colaboración con la Gendarmería Nacional, ha detenido en Francia a un hombre que era buscado como integrante de un grupo criminal que participó en 2004 en el asesinato de un matrimonio en su casa de Chiclana (Cádiz), en un caso que fue conocido como el crimen del churrero.

Según fuentes de la Guardia Civil, el arresto fue posible el pasado 13 de julio en la localidad francesa de Janzé, en la región de Bretaña, y se encuentra ya hoy en dependencias de la comandancia gaditana para prestar declaración.

El crimen del churrero ocurrió en la madrugada del 23 de septiembre de 2004 cuando un grupo de cuatro hombres entró en la casa de Antonio Romero, de 78 años, conocido como el Churrero, y su mujer, Manuel Núñez, de 79, con la intención de robarles la caja fuerte que tenían en su domicilio.

Emplearon una enorme violencia que provocó la muerte inmediata del hombre y dejaron graves heridas a su mujer, que terminó muriendo meses después como consecuencia de aquella agresión.

Fue uno de los hijos del matrimonio el que encontró a sus padres en su casa y avisó a la Guardia Civil y a los servicios sanitarios.

Loa asaltantes, además de provocar las heridas mortales al matrimonio, desvalijaron la casa y se llevaron unos diez mil euros, aunque dejaron numerosas pruebas incriminatorias, como un reguero de sangre de uno de ellos, que fue determinante para su posterior identificación y arresto.

En 2017, después de 13 años de trabajo y 30 líneas de investigación diferentes, la Guardia Civil logró localizar a los asaltantes en el marco de la operación Algoritmo, en la que se les identificó como cuatro miembros de una organización criminal itinerante.

Dos pudieron ser detenidos en Sevilla, otro tercero en Austria y quedaba otro pendiente en Francia, pero que no pudo prestar declaración puesto que se encontraba en ese momento cumpliendo condena en la prisión de Nantes por otros hechos similares.

Según la Guardia Civil, al salir de la cárcel, tras conocer que iba a ser extraditado a España para prestar declaración por el crimen, trató de escapar, pero la acción conjunta de guardias civiles y gendarmes franceses pudo localizarle finalmente.

El último detenido empleaba una identidad falsa en la región de Rennes, pero pudo ser localizado a la salida de un centro comercial de Janzé, desde donde ya ha sido trasladado hasta la comandancia de Cádiz.


Edictos en El Correo de Andalucía Empleo en Sevilla