Ecoperiodismo

Las cotorras de Kramer, en el punto de mira

Hoy tendrá lugar una concentración en rechazo al exterminio de las cotorras argentinas y de Kramer que ha iniciado el ayuntamiento de Madrid. Un acto que se ha extendido a otras provincias españolas, como es el caso de Sevilla. Los animalistas demandan a nivel estatal un “control ético y no letal” de las poblaciones de estas y otras aves, infundadamente catalogadas como “plaga”

Ricardo Gamaza RicardoGamaza /
23 ene 2022 / 04:00 h - Actualizado: 23 ene 2022 / 04:00 h.
"Ecoperiodismo"
  • Cotorra de Kramer.
    Cotorra de Kramer.

El ayuntamiento de Madrid ha licitado la eliminación de las cotorras por un valor de 3 millones de euros de presupuesto público, adjudicados a la empresa multinacional FCC. La ejecución del plan previsto desde el Área de Gobierno de Medio Ambiente y Movilidad del Ayuntamiento de Madrid supone la aniquilación sistemática de más de 12.000 ejemplares, de los que al menos 3000 ya han sido masacrados.

Por eso, este domingo, numerosos activistas, asociaciones antiespecistas, y ciudadanas y ciudadanos se reunirán a las 12:00 en la Plaza de Sol de Madrid, en las Setas de Sevilla, y en otros muchos puntos de la geografía del país, respetando todas las medidas anticovid, “para pedir la paralización inmediata de este atentado a la avifauna y del descabellado gasto del presupuesto público que supone”, explican sus organizadores.

Según las organizaciones animalistas, el Ayuntamiento de Madrid ha asaltado a crías en sus nidos y capturado a sus progenitoras por trampeo o redes, e incluso ha recurrido al uso de carabina de aire comprimido en terrenos urbanos, donde está prohibida la caza. “El resultado: un reguero de muerte de polluelos y adultos, que están siendo violentamente eliminados”.

La visión que dan las organizaciones convocantes de esta manifestación es desalentadora: “con el comienzo de las acciones de exterminio, los parques madrileños se han teñido con la sangre de los cadáveres desperdigados y el sonido de las aves aterradas y agonizantes”. En las redes sociales, aseguran, la respuesta no se ha hecho esperar, y se han visto recorridas por una marea de comentarios de repulsa y condena. “Aún con ello, y a pesar de que los movimientos sociales han presentado programas de gestión ética con un coste infinitamente menor, el órgano municipal persiste en su costoso, cruel e inútil proyecto”, aseveran.

En Sevilla, la ciudadanía, liderada por el movimiento antiespecista, junto a personas de solvente perfil científico, consiguieron invalidar la adjudicación otorgada por el consistorio para sacrificar a las cotorras del parque de María Luisa en 2019 . La guerra de las cotorras en Sevilla terminó con la aprobación en el Ayuntamiento de un programa que estudiaría el impacto de estas aves, para determinar cuál debe ser el manejo de sus poblaciones. “Estamos a la espera de sus resultados en próximas fechas”, explican desde estas organizaciones.

“Cada vez más ecólogos y estudios científicos niegan la pertinencia de proyectos de conservación que implican la agresión y muerte de las especies no autóctonas, cuestionando la división entre especies nativas y no nativas como falaz. La ciencia también tiene que renovar sus argumentos del siglo XIX si quiere dar respuesta a un planeta en crisis”, reclaman desde las organizaciones de defensa animal de Sevilla, incidiendo también en que “en un futuro cercano, los efectos del cambio climático darán paso a ecosistemas diferentes que hoy somos incapaces de sospechar; las especies más resilientes serán las que permitan el desarrollo de la vida en unas condiciones adversas; puede que hoy estemos agotando esta posibilidad al eliminar a las aladas cotorras verdes”.


Edictos en El Correo de Andalucía Empleo en Sevilla