viernes, 07 agosto 2020
14:14
, última actualización

Medio siglo de la incorporación de la mujer a la Policía

Tal día como hoy de 1970 se estrenaron con uniforme y patrullando por la Feria de Córdoba las diez primeras féminas que rompieron en España con un viejo tópico

Álvaro Romero @aromerobernal1 /
25 may 2020 / 19:47 h - Actualizado: 25 may 2020 / 21:44 h.
"Crisis","Periodismo","Policía Local","Machismo","Medios de comunicación"
  • 1970. El alcalde Guzmán Reina felicita a las agentes femeninas de la Policía Local de Córdoba tras el acto de posesión. / Ladis
    1970. El alcalde Guzmán Reina felicita a las agentes femeninas de la Policía Local de Córdoba tras el acto de posesión. / Ladis

Que una mujer le diera órdenes a los conductores de hace 50 años no solo fue una revolución, sino, para los primeros receptores de sus multas, incluso una provocación. Pero que diez mujeres cordobesas se hicieran policías locales con los mismos derechos y obligaciones que sus compañeros, aunque tuvieran que vestir con falda por debajo de la rodilla, fue el mayor gesto contra el techo de cristal y a favor de la igualdad que se recuerda cuando aún estaba lejana la Transición y la Dictadura de Franco se respiraba como algo cotidiano. En efecto, ocurrió un 25 de mayo de 1970 en la ciudad de la Mezquita, gracias a un alcalde adelantado a su tiempo, Antonio Guzmán Reina, que decidió convocar diez plazas de agentes locales exclusivamente para mujeres. Fue el 27 de abril cuando, después de un examen de cultura general y otras pruebas físicas, las diez cordobesas recibieron de manos del primer edil su credencial acreditativa. Pero no fue hasta el 25 de mayo, primer día de feria, cuando se estrenaron patrullando.

Medio siglo de la incorporación de la mujer a la Policía
Las diez primeras agentes femeninas de la policía local cordobesa posan en el patio del viejo Ayuntamiento de Córdoba tras su tomas de posesión (1970). / Ladis

Aquella discriminación positiva no tardaría en copiarse en otras grandes capitales del país, como Madrid, Bilbao, Valencia o Valladolid. Otras grandes ciudades tardaron mucho más. Pero el caso es que las diez policías cordobesas no solo se convirtieron en un referente a nivel nacional, sino que fueron el reclamo de miles de turistas que las observaban con simpatía y las fotografiaban como un exotismo más.

Aquellas primeras agentes se encargaban especialmente de la regulación del tráfico en una época en que no existían los semáforos. También fue una forma de exhibirlas como un avance del Ayuntamiento. Salvo dos de ellas que murieron, Manoli Rodríguez Quintana y Ana Vega Repiso, las otros ocho siguen recordando aquellos inicios: las hermanas Lola y Delfi Tapia Olmo –hijas del jefe de la Policía Local de Villa del Río-, Paqui Serrano Corpas y Loli Romero Escobedo, siguen viviendo en su ciudad natal. Begoña Quiroga Salvador, Mª Ángeles Blanco Berenguer, Paqui Osuna y Mª Carmen Jiménez García, por su parte, hace años que viven fuera de Córdoba.

Medio siglo de la incorporación de la mujer a la Policía
Foto: Ladis

Sus inicios no fueron un camino de rosas, evidentemente, porque tuvieron que soportar el machismo imperante en la época e incluso, en algunos casos, la desconfianza de las esposas de su compañeros, pero el impacto de sus estampas ejerciendo un oficio tradicionalmente de hombres atrajo las miradas de muchos medios de comunicación que las convirtieron en un icono adelantado de la modernidad que no terminaba de llegar a España.

Medio siglo de la incorporación de la mujer a la Policía
Foto: Ladis

Ejemplos vivos

Aquellas mujeres valientes son hoy, 50 años después, un ejemplo para tantas policías como han conseguido en pleno siglo XXI normalizar la imagen de que su oficio lo pueda desempeñar cualquier persona independientemente de su género. En la provincia de Sevilla ejercen ya en torno a un centenar. “Tuve el placer de conocer a Delfi Tapia en un encentro celebrado en Dos Hermanas y fueron muchas las anécdotas que me contó”, dice orgullosa Macarena Triguero, la única policía local de Los Palacios y Villafranca. “Rompieron roles y abrieron las mentes de la época”, apostilla.

Medio siglo de la incorporación de la mujer a la Policía
Foto: Ladis

Su compañera en Castilleja de Guzmán, Laura Fernández, asegura que estaba previsto para este mes, “o un poco más adelante”, un encuentro de “todas las mujeres policías que pudiéramos precisamente en Córdoba, pero con la crisis del coronavirus no hemos tenido más remedio que aplazarlo”. Licenciada en Periodismo, Laura Fernández se siente “muy orgullosa” de ejercer este oficio que “ni es tan de hombres” ni “está tan alejado del Periodismo”, asegura, “porque al fin y al cabo tienes que recibir información, tratarla, editarla y enviarla al Juzgado”, bromea, “por no hablarte de la investigación”.

Según el Registro Oficial de los Policías Locales de Andalucía, la cuota de mujeres policías locales en nuestra comunidad apenas alcanza el 6%, lo que se traduce en poco más de 700 mujeres. En la provincia de Sevilla no se llega el centenar. En cualquier caso, pese a ese escaso porcentaje, hay mujeres que han llegado al más alto escalafón, como es el caso de la almeriense Carmen María Martínez, primera mujer en llegar a Intendente Mayor Jefa de la Policía Local en Andalucía.


Consultorio financiero en El Correo de Andalucía Marcaje al Empresario en El Correo de Andalucía Edictos en El Correo de Andalucía
Todos los vídeos de Semana Santa 2016