jueves, 17 octubre 2019
06:28
, última actualización

Playas diferentes para vivir nuevas experiencias

El litoral andaluz ofrece numerosas alternativas para evitar las masificaciones. Playas reservadas para perros y nudistas protagonizan estas opciones

Manuel Pérez manpercor2 /
19 ago 2017 / 08:30 h - Actualizado: 18 ago 2017 / 22:27 h.
  • En la localidad malagueña de Estepona se encuentra la playa de Arroyo Vaquero, que alberga la urbanización Costanatura, el primer complejo naturista de España. /El Correo
    En la localidad malagueña de Estepona se encuentra la playa de Arroyo Vaquero, que alberga la urbanización Costanatura, el primer complejo naturista de España. /El Correo
  • Durante la temporada de baño, Andalucía prohíbe la entrada de animales a las playas. / El Correo
    Durante la temporada de baño, Andalucía prohíbe la entrada de animales a las playas. / El Correo

Pasadas las fiestas del día de la Virgen, el tórrido estío parece entrar en una hondonada de profundo tedio y apatía. No son pocos los que afrontan la segunda quincena de agosto resignados, contando las horas para volver al trabajo o a la escuela. En abril dirán lo contrario. Otros tantos apuran sus últimos días de vacaciones y otros muchos la comienzan ahora. Sea como fuere, la playa sigue siendo el principal reclamo del descanso estival. El profesor Ramón Reig escribió el pasado miércoles en estas páginas que «las puestas de sol en la Playa del Pico del Loro son para alegrarse de haber nacido». Y es que, al fin y al cabo, del verano siempre guardamos los atardeceres a pie de playa, con la consiguiente maldición a esos mosquitos que salen nada más ocultarse el astro rey. Recuerdos en los que siempre están nuestros familiares: esposas, esposos, madres, padres, hijos, hijas, hermanos, hermanas, cuñados, cuñadas, suegros, suegras, perros, perras... Un momento, ¿perros y perras?

CHAPUZÓN CANINO

Según datos de 2016 de la Consejería de Justicia e Interior, Andalucía cuenta con 2.394.455 perros. Teniendo en cuenta que Andalucía tiene 8.388.107 habitantes, la proporción resultante es de un perro cada cuatro andaluces. El verano dispara la tasa de abandonos de animales de compañía, en especial los perros. Esto se debe a que la oferta turística que permite la conciliación estival entre perros y humanos es aún escasa, a pesar de que muchos de estos últimos consideran a los primeros como parte de sus familias.

Aunque la Ley de Costas no dice nada sobre perros, la Junta de Andalucía emitió en 1998 un decreto, que desempolvó en 2015, y que prohíbe el acceso de animales de compañía a las aguas y zonas de baño «durante la temporada de baño».

Diversos ayuntamientos han encontrado un vacío legal en la normativa. Se entiende por zona de baño aquella cuyas aguas son aptas para esta actividad. Sin embargo, hay áreas litorales que no están preparadas para el baño y se aprovechan para el uso canino. Andalucía cuenta con, al menos, 11 playas para perros, seis de ellas se encuentran en Málaga, que es la provincia con más playas a disposición de los canes. En concreto, se tratan de las playas de Piedra Paloma (Casares), El Castillo (Fuengirola), Arroyo Totalán (Málaga), El Pinillo y Ventura del Mar en Marbella o la canina de Torre del Mar. Huelva tiene dos: una en la zona de San Bruno, en Isla Canela, y El Espigón. También es posible acudir a las playas de La Rana (Adra, Almería), El Cable (Motril, Granada) y Camposoto (Cádiz). Sepa el lector, pues, que si desea acudir con su perro a darse un chapuzón, aún está a tiempo, aunque lo haga en una situación de alegalidad.

ALTERNATIVAS ‘ATREVIDAS’

La playa siempre suele proporcionar descanso, a pesar de la alta afluencia de gente, algo que, en ocasiones, puede hacer de la playa un auténtico infierno. Por esta razón, si lo que busca el lector es asegurarse el relax al tiempo que vive nuevas experiencias, lo mejor será ir a una playa nudista.

Algunas de las mejores playas nudistas de España se encuentran en Andalucía, que es considerada todo un paraíso para practicar el naturismo. Según la Federación Española de Naturismo, el litoral andaluz cuenta con más de 40 playas repartidas en todas las provincias costeras. Almería se lleva la palma con 20 de ellas. Algunas tan famosas y conocidas como la de Los Muertos o El Algarrobico (Carboneras) la playa de Los Genoveses (Níjar). La más importante es la playa El Playazo, en Vera, donde existe una de las urbanizaciones naturistas más importantes del país. Por lo general, son playas situadas en calas escondidas y de difícil acceso debido al abrupto terreno almeriense, lo que favorece la práctica del naturismo.

El presidente de la Asociación Andaluza de Naturismo, José Luis Durán, no cree que la delimitación de «zonas de tradición nudista» pueda crear guetos. Durán afirma que están a favor de que «sea algo natural» y defiende que «cada uno se bañe como quiera». No obstante, pese a las reticencias que aún encuentra el nudismo, Durán se conforma con la existencia estas zonas en las que «poder bañarnos con tranquilidad» mientras practican el nudismo. Tranquilidad que se ha visto alterada en alguna que otra ocasión. Recientemente en San Pedro del Pinatar (Murcia) o en la mismísima Cádiz.

Precisamente, Cádiz es otra de las provincias más proclives y conocidas en el ámbito nudista, siendo la playa de Los Caños de Meca la más famosa. Tampoco se quedan atrás Castilnovo en Conil, La Mangueta en Vejer de la Frontera o la tarifeña playa de Bolonia. En la localidad malagueña de Estepona se encuentra la playa de Arroyo Vaquero, que alberga la urbanización Costanatura, el primer complejo naturista de España. Málaga tiene siete playas en las que poder vivir esta experiencia de unión con la naturaleza, mientras que Granada y Huelva cuentan con tres playas cada una.

Durán, recuerda que la práctica del nudismo «está protegida por la ley», si bien es cierto que algunos ayuntamientos ofrecen cierta resistencia. «Las ordenanzas municipales provocan cambios en la forma de bañarse», asegura Durán, quien explica que han tenido que recurrir estas decisiones políticas en varias ocasiones. También señala que una de las opciones es la intermediación directa con la Administración antes de que la ordenanza salga. Señala el caso de la playa nudista de Cádiz, cuyo Ayuntamiento –estando en manos del PP– prohibió esta práctica. Durán asegura que tiene el compromiso del actual alcalde, José María González Kichi, de retirar dicha ordenanza. Otro caso llamativo es el de San Pedro del Pinatar, en Murcia, donde la playa nudista ha sido fulminada por el Gobierno municipal, también del PP. «Por mucha normativa que hagan, los Derechos Humanos nos amparan. La Ley está clara y no prohíbe el nudismo en ningún punto de España», recmacha Durán.


Todos los vídeos de Semana Santa 2016