miércoles, 01 diciembre 2021
21:34
, última actualización
Teatro

Crónica histórica revestida de teatralidad

Andrés Lima continua con su apuesta por el teatro documental histórico con esta obra, segunda parte de Shock 1, El Cóndor y el Puma

25 oct 2021 / 06:41 h - Actualizado: 25 oct 2021 / 06:45 h.
"Teatro"
  • Crónica histórica revestida de teatralidad

TAGS:

La temporada pasada pudimos ver en el Teatro Central, Shock 1, El Cóndor y el Puma, una producción de Check-In Producciones dirigida por Andrés Lima que, inspirada en ‘La doctrina del shock’ de Naomi Klein, supone una curiosa apuesta por el teatro documental histórico de denuncia social. Este fin de semana hemos asistido también en el Teatro Central a la representación de la segunda parte, Shoc 2, La tormenta y la guerra que comienza justo donde acaba la primera.

La historia, que incluye textos de Albert Boronat, Juan Mayorga, Juan Cavestany y el propio Andrés Lima (que además de dirigir construye también la dramaturgia junto a Boronat) se centra en enumerar una serie de acontecimientos históricos de nuestro pasado reciente, la mayoría guerras que se fraguaron en reuniones domésticas entre presidentes estadounidenses, como Reagan -con el que comienza el primer acto- o George W. Bush, con otros dignatarios europeos, como Tony Blair o José María Aznar, con los que Bush hijo pactó la declaración de la Guerra del Golfo.

Pero antes de llegar ahí, la obra sitúa en escena a los políticos más importantes de la historia del último tercio del siglo XX y principios del XXI: Margaret Thatcher, Ronald Reagan y su esposa Nancy, Boris Yeltsin, el papa Juan Pablo II y una mujer árabe que no tiene nombre, pero que en un momento de la obra se queda sola para contarnos los asesinatos de Sabra y Chatila, rompiendo así con el tratamiento del resto de los personajes.

Y es que dichos personajes presentan un perfil caricaturesco y el peso de la dramaturgia lo lleva el narrador, que va dando paso a cada uno de los acontecimientos históricos que conforman el relato. Así, en esta segunda entrega los personajes se van quedando en un segundo plano para destacar los sucesos que nos cuentan, como la muerte del cámara español José Couso, la masacre de Tiananmén o las torturas de Abu Ghraib.

Se trata de un ejercicio comprometido de denuncia social que se dirige a remover nuestras conciencias y tal vez por ello sus artífices han optado por narrar y mostrar los hechos históricos con toda su crudeza. Tal vez demasiado porque las imágenes -que vemos en las grandes pantallas situadas a los lados- en algunos momentos nos enseñan el horror con un realismo que nos aleja del hecho teatral. Al igual que la dramaturgia, que abusa de la narración y el panfleto en detrimento de la representación, imprimiendo un ritmo irregular y en ocasiones un tanto tedioso. Algo que la puesta en escena no acaba de corregir.

Por fortuna, en esta ocasión Lima ha contado con una magnífica producción, a cargo del Centro Dramático Nacional y Check-In Producciones, que ha puesto a su disposición la escenografía y el vestuario de Beatriz San Juan, la iluminación de Pedro Yagüe, la composición musical de Jaume Manresa y el diseño de videocreación de Miquel Angel Raió, magníficos profesionales que han revestido la puesta en escena de una teatralidad con tintes espectaculares. Aunque lo mejor de la propuesta es, sin duda, la magistral interpretación de Antonio Durán ‘Morris’, Alba Flores, Natalia Hernández Arévalo, María Morales, Paco Ochoa, Willy Toledo y Juan Vinuesa.

La ficha

Obra: Shock 2 La tormenta y la guerra
Lugar: Teatro Central, 24 de octubre
Compañía: Centro Dramático Nacional y Check-In Producciones
Textos: Andrés Lima, Albert Boronat, Juan Mayorga, Juan Cavestany. Basado en hechos reales y textos de Olga Rodríguez y Alba Sotorra.
Dramaturgia: Andrés Lima, Albert Boronat. Inspirada en La Doctrina del Shock, de Naomi Klein
Composición musical: Jaume Manresa
Dirección: Andrés Lima
Intérpretes: Antonio Durán ‘Morris’, Alba Flores, Natalia Hernández Arévalo, María Morales, Paco Ochoa, Willy Toledo, Juan Vinuesa
Calificación: 3 estrellas


Edictos en El Correo de Andalucía Empleo en Sevilla