jueves, 19 septiembre 2019
14:34
, última actualización
Cine

‘El cuento de las comadrejas’: homenaje y denuncia hecha con intensa pero sin brillo

Se trata de un emake de ‘Los muchachos de antes no usaban arsénico’ producción de 1976 dirigida por José A. Martínez Suárez, guía y maestro de Campanella

13 jul 2019 / 17:00 h - Actualizado: 13 jul 2019 / 17:03 h.
  • ‘El cuento de las comadrejas’: homenaje y denuncia hecha con intensa pero sin brillo

TAGS:

El director argentino Juan José Campanella posee una larga trayectoria trabajando para la pequeña pantalla. Lo recordamos por dirigir episodios de series de televisión míticas como House (2004) y otras como Vientos de agua (2005), El hombre de tu vida (2011), Halt and catch fire (2014) o Entre caníbales (2015). Es sin duda uno de los pocos realizadores iberoamericanos que ha sido capaz de construir una sólida carrera entre su país y los Estados Unidos. En el cine se estrena con una modesta producción estadounidense, la brutal y ahora película de culto El niño que gritó puta (1991). A esta la siguieron las dignas El mismo amor, la misma lluvia (1999) y Luna de Avellaneda (2004) aunque sus éxitos más sonados de público y crítica han sido la emotiva y luminosa El hijo de la novia (2001) y la galardonada en 2010 con el Óscar a la película de habla no inglesa, la perturbadora El secreto de sus ojos (2009).

El cuento de las comadrejas es el remake de Los muchachos de antes no usaban arsénico producción de 1976 dirigida por José A. Martínez Suárez, guía y maestro de Campanella. Y de eso va la película, de rendir tributo a su mentor cinematográfico y a su otra familia, a la del mundo del cine, esa que se escoge por necesidad o posiblemente por obligación. Para ello intenta sacar de su viejo caserón a una veterana célula socarrona y mordaz compuesta por una gloriosa y olvidada actriz, su marido, un desdeñado actor secundario y sus dos amigos, un fracasado guionista y un director frustrado. Y lo hace a través de la elaboración de una fábula en la que en la que agita lucha generacional, formación, experiencia, sabiduría, amistad, amor e instinto de supervivencia con un virus invasor que todo lo engulle y fagocita, el de los caminos del capitalismo que nos devora.

Para dar luz y claridad a la narración se ayuda de herramientas como el cine y sus ecos, unas veces evocándolo, otros homenajeándolo, posiblemente lo mejor de la propuesta. También se sirve de la oratoria y su poder de seducción cuando juega con el poder de la interpretación y sobre todo, el de sus máscaras.

Como resultado encontramos una comedia negra, bien interpretada, con momentos divertidos y alguno soberbio. También vemos que el conjunto no fluye, no progresa, no convence y termina por dispersarse. El guión que en su origen ofrecía plata, incluso oro, termina dando estaño. Al final sólo vemos algunos momentos brillantes con plomo, si mucho plomo. Verborrea, guiños, trampas y exageraciones que su puesta en escena no termina de pulir por teatral, televisiva y afuncional.

La ficha

El cuento de las comadrejas **
Argentina, España 2019 128 min.
Dirección
Juan José Campanella Intérpretes Graciela Borges, Óscar Martínez, Luís Brandoni, Marcos Mundstock, Clara Lago, Nicolás Francella.
Comedia


Todos los vídeos de Semana Santa 2016