Cine

Top Gun: Maverick. El vuelo impecable de la madurez

Tom Cruise y el productor Jerry Bruckheimer suben el nivel de los blockbusters con este ameno artefacto cargado de acción (***)

28 may 2022 / 12:09 h - Actualizado: 28 may 2022 / 12:16 h.
"Cine"
  • Top Gun: Maverick. El vuelo impecable de la madurez

TAGS:

Cuando Tom Cruise protagonizó en 1986 Top Gun (Ídolos del aire) dirigida por el desacomplejado Tony Scott ya había trabajado a las órdenes de directores del prestigio de Franco Zeffirelli, Francis Ford Coppola, el hermano del propio Tony, Ridley y rodado ese mismo año con Paul Newman a las órdenes de Martin Scorsese el filme El color del dinero. Para entonces ya era un actor afortunado y considerado. Sólo contaba con veinticuatro años de edad.

La película obtuvo muchos premios; éxito de taquilla, cuatro candidaturas a los Oscar, incluía una canción emblemática, el Take my Breathe Away de la banda Berlin compuesta por Giorgio Moroder y Tom Whitlock, y sobre todo, logró convertirse en todo un icono cultural gracias al carisma y sex appeal de sus dos protagonistas. La chispa de la pareja formada por el imberbe y seductor Cruise con la inteligente y fascinante McGillis traspasan los límites de la pantalla hasta convertirlos en un ideal adolescente con forma de mito. Top Gun es la típica historia de exaltación militar protagonizada por hombres muy machos que se esfuerzan en demostrar quien de ellos es el más chulo, el más atrevido o el más ligón. El tufo autoritario y machista que desprendía se maquillaba con la juventud de sus protagonistas y la vertiente romántica de la relación.

Hoy, treinta y cinco años más tarde, se estrena su secuela. En Top Gun: Maverick. Pete Mitchel “Maverick”, sigue siendo un piloto experimentado sin ínfulas personales, a él sólo le interesa pilotar y llevar al límite los resultados de su trabajo. Un día se le requiere por el ejército de los Estados Unidos para que se convierta en el entrenador de un grupo de pilotos de élite. Un número selecto, tan machitos como sus padres, que guiados por el capitán Maverick tratarán de finalizar con éxito una compleja y arriesgada misión.

Con un gran despliegue técnico y visual y con un guión fluido y liberado en cierta medida de la fuerte carga política de su antecesora, Top Gun: Maverick se plantea y se desarrolla como una típica película de acción. El filme se centra en las crisis del protagonista, en las dificultades que ofrece el proceso formativo y en la construcción de grupo. Sin prescindir del autoritarismo, lo arrincona dejándolo en los márgenes. Por lo tanto, juega más a exponer cómo superar traumas del pasado y retos personales y grupales. Centra el interés y la motivación sobre el valor y el espíritu de superación. Planteada de esta forma ayuda a que se deguste de otra manera, llega incluso hasta disfrutarse.

Goza de una más que aseada producción, posee un interesante retrato del otrora díscolo ídolo juvenil viviendo y sufriendo la madurez no soñada, un toque romántico, música de Hans Zimmer y canciones de Lady Gaga. Lista para facilitar su consumo por el público de multisalas.

La ficha

Top Gun: Maverick ***
Estados Unidos 2022 131 min.
Dirección
Joseph Kosinski Intérpretes Tom Cruise, Miles Teller, Jennifer Connelly, Jon Hamm, Glen Powell, Ed Harris, Val Kilmer.
Acción.


Edictos en El Correo de Andalucía Empleo en Sevilla