sábado, 19 junio 2021
16:28
, última actualización

Una fastuosa y valiente producción

Teatro Clásico estrena en el Teatro Lope de Vega una espectacular odisea teatral que gira en torno a la vuelta al mundo de Magallanes y Elcano en su V centenario

14 may 2021 / 17:52 h - Actualizado: 17 may 2021 / 13:47 h.
"Críticas"
  • Imagen de Luis Castilla
    Imagen de Luis Castilla

TAGS:

En 2019 se cumplieron cinco siglos desde que Magallanes emprendiera la odisea que lo llevaría formar parte de la historia de nuestro país, esto es, la primera vuelta al mundo que completó, tras su muerte en una isla del Pacífico, Juan Sebastián Elcano. Este espectáculo, que forma parte de los actos de conmemoración de la circunnavegación, se adentra en la historia y, lo que es más interesante, la “intrahistoria” de ese singular periplo.

Para ello la Compañía de Teatro Clásico de Sevilla, responsable de la producción con la ayuda de la Junta de Andalucía y el Teatro Lope de Vega, ha puesto en marcha un mecanismo que, de alguna manera, emula la odisea del conquistador portugués – cuya empresa tuvo a bien sufragar Carlos V- aunando el talento creativo de ocho dramaturgos andaluces, Javier Berger, José Luis de Blas, Borja de Diego, Paco Gámez, Ana Graciani, Carmen Pombero, Antonio Rojano y Alfonso Zurro, responsable también de la dirección.

En ese sentido cabe destacar por un lado, la elevada calidad dramática de los textos y su fidelidad a la historia y a los personajes. Y por otro, que aun siendo autores con un sello propio de escritura, Zurro ha logrado dotar de una impronta de continuidad a la dramaturgia, de manera que las diferentes escenas se engarzan entre sí con fluidez.

Lo segundo que merece la pena destacar es la producción, tan valiente como fastuosa, así como el carácter espectacular de la puesta en escena, gracias a un exquisito entramado formal que envuelve el espacio escénico con un aura de grandiosidad. Para ello Zurro se sirve de la iluminación, rica en matices de Florencio Ortiz; la escenografía, capaz de delimitar toda una gama de espacios diferentes con tan solo un mástil y unos cuantos paneles de madera. De diseñada por Curt Allen Wilmer y Leticia Gañán, responsables también del funcional y a la vez imaginativo vestuario, y la música de Alejandro Cruz Benavides que recrea toda una gama de ambientes y estados emocionales diferentes.

A todo ello hay que sumar el brío y la entrega de todo el reparto, encabezado por Juan Motilla en el papel de Magallanes. Ocho actores que asumen diversos personaje con desbordante entrega y energía. Tal vez demasiada porque, si algo se echa de menos en este montaje, es un poco más de humanización de los personajes, que tienden al estereotipo en su afán por entregarse a las continuas acciones con las que la dramaturgia resume, en poco menos de dos horas, un viaje de tres años. Un recorrido repleto de penurias, y tantos muertos, que es difícil dotarlo de una impronta heroica. Algo que, por fortuna, refleja muy bien esta obra, que ningún estudiante y aspirante al conocimiento de nuestra historia se debería perder.

Título: La Odisea de Magallanes y Elcano

Lugar: Teatro Lope de Vega, 13 de mayo

Compañía: Teatro Clásico de Sevilla

Autores: Javier Berger, José Luis de Blas, Borja de Diego, Paco Gámez, Ana Graciani, Carmen Pombero, Antonio Rojano y Alfonso Zurro

Dramaturgia y dirección: Alfonso Zurro

Música y espacio sonoro: Alejandro Cruz Benavides

Intérpretes: Juan Motilla, Luis Alberto Domínguez, Manuel Rodríguez, Santi Rivera, Piermario Salerno, Íñigo Núñez, Óscar Corrales y Fernando Lahoz.

Calificación: ****


Edictos en El Correo de Andalucía Empleo en Sevilla