viernes, 06 diciembre 2019

El auge de la mujer en el Betis del siglo XXI

El éxito del Féminas, que además tiene a la única entrenadora de toda la Primera División Femenina, una consejera en el gobierno del club, el doble de empleadas que hace un año... Las pruebas son irrefutables. Hasta el Día de la Mujer Bética suele dar suerte al primer equipo

08 mar 2018 / 07:00 h - Actualizado: 08 mar 2018 / 20:23 h.
  • Encuentro de empresarias béticas con la consejera Mariví López (a la derecha), en 2016 / Real Betis
    Encuentro de empresarias béticas con la consejera Mariví López (a la derecha), en 2016 / Real Betis
  • Las jugadoras del Betis Féminas celebran el gol de la victoria en el derbi / Manuel Gómez
    Las jugadoras del Betis Féminas celebran el gol de la victoria en el derbi / Manuel Gómez
  • El palco, sólo ocupado por mujeres, en el Betis-Real Sociedad de la pasada campaña / Manuel Gómez
    El palco, sólo ocupado por mujeres, en el Betis-Real Sociedad de la pasada campaña / Manuel Gómez

El Betis de esta segunda década del siglo XXI tiene un importante enfoque femenino. A ver, no hay que teñir la realidad: la orientación del club es eminentemente masculina porque la abrumadora mayoría de su consejo de administración está formado por hombres y el eje de todo lo que se hace en la casa es el primer equipo también de hombres. De él dependen los ingresos básicos y de él emana casi toda la repercusión social y mediática de la entidad. Pero esa dosis de verdad no puede ocultar otra: la mujer es cada vez más protagonista en La Palmera. El número de socias aumenta cada temporada que pasa, hay una consejera en el órgano de gobierno y, lo que más llama la atención en los dos últimos años, el Betis Féminas está siendo el conjunto con mejores resultados de todo el espectro deportivo.

El gran abanderado de este ascenso de lo femenino en Heliópolis está siendo el equipo dirigido por María Pry. En su segunda campaña en la Primera División marcha quinto, con la clasificación para la Copa de la Reina bien encarrilada, y a la magnífica trayectoria liguera hay que añadirle hitos como la victoria en el primer derbi en la máxima categoría o el estreno de la primera internacional absoluta de su historia, Rocío Gálvez. El salto cualitativo, ese sueño de la afición del Betis con su primer equipo masculino, fue evidente en el presupuesto y en la política de fichajes (llegó Priscila Borja, una de las jugadoras más importantes del todopoderoso Atlético) y la mejor noticia es que por ahora tiene su reflejo en la clasificación. El guante, además, ha sido recogido por el club, que este sábado va a satisfacer una reivindicación de las mujeres béticas y va a abrir el Villamarín para que juegue allí el Féminas.

Esta apuesta del Betis por su sección de Féminas incluye otro dato de lo más relevante. Pry, alma máter del proyecto, es también la única entrenadora de toda la Liga española. En los quince banquillos restantes de la división de honor se sientan otros tantos hombres. Y hay más. Los responsables de cuatro de los cinco equipos de la sección son en realidad las responsables, todas futbolistas del primer equipo (Bea Parra, Laura González y Virgy García). La estructura del Féminas aglutina a 105 personas, de las que 96 son mujeres. Y en total son 87 jugadoras: 20 en el primer equipo, 17 en el sénior provincial, 23 en el juvenil, 13 en el infantil de fútbol 7 y 14 en el alevín de fútbol 7, el único conjunto formado exclusivamente por niñas en una liga de equipos mixtos.

Yendo a lo básico, al número de mujeres que trabajan en el Betis, la evolución es positiva. Insuficiente para quienes defiendan la cuota del 50%, pero positiva pese a todo. En el último ejercicio de Manuel Ruiz de Lopera al frente (2009-10), sin contar a los futbolistas, constaban sólo 12 en el personal de la sociedad frente a 73 hombres. Al final de la temporada 2016-17 ya había 40 (y 235 hombres). El incremento, de un 30% a lo largo de siete campañas, ha sido exponencial en el último año: en la 2015-16 había 21, así que el aumento ha rozado el 50%.

Dentro del Betis hay mujeres con cargos importantes en los departamentos de marketing, protocolo y comunicación, aunque la cabeza visible en el nivel directivo es la consejera María Victoria López, encargada del área social. Venía de dirigir una de las peñas más potentes, la del Polígono San Pablo (Rafael Gordillo), y es la tercera mujer directiva de la historia de las trece barras. La primera fue Rosa Baleriola, que en 1988 se incorporó a la junta directiva presidida por Gerardo Martínez Retamero y ocupó una de las vocalías; después fue un alto cargo en la Junta de Andalucía de José Rodríguez de la Borbolla y concejala del PSOE en el Ayuntamiento de Sevilla entre 1995 y 1999. La segunda y penúltima directiva, consejera en realidad, fue Isabel Simó, que entró el 29 de junio de 2011, el día que Miguel Guillén sucedió a Rafael Gordillo como presidente, y estuvo hasta mayo de 2014; era hija del insigne Manuel Simó, uno de los empleados más emblemáticos del club, y directora del Archivo de Indias.

La implicación del Betis es tan innegable que desde hace seis años celebra el Día de la Mujer Bética. En cada uno de esos encuentros, el palco está presidido y ocupado sólo por mujeres. Y además le suelen dar suerte al conjunto verdiblanco, que en jornadas así logró victorias tan importantes como ante el Granada en la 2015-16 (2-0), además vistiendo de verdirrosa; el Valladolid en la 2014-15 (4-0); u Osasuna en la primera edición, en la 2012-13 (2-1). Hasta en la funesta 2013-14 logró el triunfo (2-0 frente al Getafe). La única derrota fue el año pasado, 2-3 ante la Real Sociedad. El de esta temporada, por cierto, se retrasará al 17 de marzo contra el Espanyol.


Consultorio financiero en El Correo de Andalucía Edictos en El Correo de Andalucía
Todos los vídeos de Semana Santa 2016