Llega la AFA y Castro dice que aún no hay sustituto elegido

El presidente del fútbol argentino ha llegado a Sevilla para negociar la forma de pago de la cláusula de rescisión de Sampaoli

25 may 2017 / 12:15 h - Actualizado: 26 may 2017 / 12:39 h.
"José Castro","Sampaoli"
  • Vídeo: Manuel Gómez
  • Tapia, este jueves en el aeropuerto de Sevilla. / M. Gómez
    Tapia, este jueves en el aeropuerto de Sevilla. / M. Gómez

A lo largo de este viernes debe quedar visto para sentencia el caso Sampaoli. Tal y como estaba anunciado, Chiqui Tapia –presidente de la Asociación de Fútbol Argentino (AFA)– y Daniel Angelici –presidente del Boca Juniors y vicepresidente de la AFA–, aterrizaron en la tarde de este jueves en el aeropuerto de San Pablo de Sevilla. Su tardía llegada hizo que la reunión prevista con los dirigentes del Sevilla quedara pospuesta. En ella se enfrentarán las dos claras posturas respecto a la inminente salida de Sampaoli del club de Nervión.

Por un lado, los dirigentes argentinos, que eligieron y convencieron al de Casilda para dirigir a Argentina, tratarán de que el Sevilla acepte una reducción de la cantidad a pagar por la rescisión del contrato del técnico o bien un cómodo aplazamiento del abono de los 1,5 millones que cuesta la salida de Sampaoli a partir del 1 de junio –aunque el acuerdo se selle en estos días finales de mayo–. Por otro, la postura de José Castro, inflexible. En el club entienden que demasiado ha aguantado ya el Sevilla como para ahora rebajar la indemnización a percibir, aunque no se descarta llegar a un trato para que el dinero se pague en varias veces.

El asunto no debe causar más dilación aún a esta historia que ha llevado al todavía entrenador sevillista a salir por la puerta de atrás del Sánchez-Pizjuán y pitado por un sector de la afición. En este sentido, Tapia quiso descargar de responsabilidad al técnico al ser cuestionado por ello a su llegada a Sevilla. «Tienen razón aquellos sevillistas que se enfadaron», explicaba el dirigente argentino en referencia a la forma de proceder de la AFA. «Era un técnico (Sampaoli) que estaba trabajando. Nosotros somos los responsables de lo que ha ocurrido, no Sampaoli», añadía Tapia, quien parece haber bajado su tono a sólo unas horas de verse con Castro y el resto de dirigentes principales del Sevilla.

El presidente nervionense, por cierto, mantiene una buena relación con Angelici, presidente del Boca y acompañante de Tapia, aunque ayer mismo volvió a ser tajante en este asunto: «Nuestro entrenador tiene un contrato y debe cumplirlo, debe ser así. Respeto que quieran pagar menos, pero nosotros sólo podemos decir que deben pagar porque estamos seguros que hubiera hecho una segunda temporada muy buena y si llega a ser al revés tendríamos nosotros que pagar. Ellos deben ser conscientes de eso: 1,5 es 1,5, no menos». La cláusula de rescisión del contrato de Sampaoli es aún de 4,2 millones en este mes de mayo, aunque el Sevilla está dispuesto a hablar directamente de 1,5 al entender que el espíritu de esa diferencia de precio responde a estar o no activa la temporada de manera oficial.

Finalmente Castro reconoció que «desde que Sampaoli nos dijo lo de Argentina estamos trabajando en el nuevo entrenador. Hay diferentes opciones y todavía no podría decirle quién será. Sin prisa pero sin pausa, así estamos trabajando». Y sin pausa se sucederán este viernes los acontecimientos.


Qué hacer en verano en Sevilla y provincia Empleo en Sevilla Más seguros Edictos