lunes, 19 octubre 2020

10 joyas esperan su momento tras el coronavirus

Canteranos, pero sobradamente preparados. Algunos ya con experiencia en la élite y habituales en las categorías inferiores de la selección española

02 may 2020 / 09:27 h - Actualizado: 02 may 2020 / 09:31 h.
"Segunda División","Selección","Tercera División","Física","Copa del Rey","Tercera División","Moda","Real Madrid","Athletic de Bilbao","Atlético de Madrid","Barcelona","Real Madrid","Villarreal","Valencia","Rayo Vallecano","Real Sociedad","Levante","Granada","Verano","La Liga","Juego"
  • 10 joyas esperan su momento tras el coronavirus

La pandemia del coronavirus está cambiando nuestras vidas. Y también el fútbol. En un deporte en el que estaban de moda los traspasos millonarios, ahora los clubes tendrán que tirar de la casa. A esas joyas que asomaban en las categorías inferiores les surgirá su oportunidad de asentarse en el primer equipo.

Canteranos, pero sobradamente preparados. Algunos ya con experiencia en la élite y habituales en las categorías inferiores de la selección española, que ha sumado éxito tras éxito en los últimos veranos, tratarán de convertirse en indispensables en sus respectivos clubes.

Álvaro Fidalgo / Real Madrid (9-4-1997)

El capitán elegido por Raúl González Blanco para su debut en el banquillo del Real Madrid Castilla. El líder de un equipo joven. Las alineaciones de Raúl no superaban los 19 años de media y él, con los 23 años recién cumplidos, guiaba al equipo dentro y fuera del campo. Es un jugador muy valorado dentro del club, en el que lleva desde cadete, del que aseguran que es un ejemplo de conducta tanto en lo personal como en lo deportivo.

El asturiano destaca por su calidad con el balón. De sus botas nacen las jugadas a balón parado del primer filial madridista. Con Raúl jugó también por la banda izquierda, para aprovechar su buena conducción hacia dentro a pierna cambiada. A finales de 2019 renovó hasta 2022 y ha suscitado el interés de varios equipos de Primera y Segunda División, pero su sueño es triunfar en el Madrid.

Riqui Puig (13-8-1999)

En las últimas dos pretemporadas, su nombre sonó en todos los medios y sus 'highlights' inundaron las redes. Llama la atención sobre el campo antes de rodar el balón porque no llega al 1,70 de altura, pero tiene una gran calidad y demuestra personalidad. En Segunda B se ha curtido, recibiendo marcajes duros en una categoría que es otro fútbol.

Prototipo del centrocampista que crece en la Masía. Pases en corto, en largo y conducciones con el esférico pegado al pie. Le falta dar el salto al primer equipo. La llegada de Quique Setién pareció darle una oportunidad, pero se desvaneció. Cumple 21 años en verano y él siempre ha dicho que quiere quedarse en el Barcelona. Su gran oportunidad ha llegado.

Toni Moya (20-3-1998)

Simeone confía en él. Cree que es de los canteranos que está más hecho para asentarse en el primer equipo. Capitán del Atlético de Madrid B. Centrocampista cuyo juego hace que le comparen con Gabi, estandarte reciente del club, aunque al Cholo le gusta más como central. Ahí le prueba en los entrenamientos y disputó tres minutos contra el Granada.

Pudo salir el pasado verano a Segunda División en busca de minutos, pero prefirió quedarse para seguir entrenando con el primer equipo, con el que debutó en 2017, y ganarse su oportunidad.

José Amo / Sevilla (9-4-1998)

Central. Proyección de "el nuevo Ramos" en la cantera sevillista, en la que lleva desde los ocho años. Se rompió dos veces el ligamento cruzado de la rodilla entre abril de 2016 y diciembre de 2017, pero se sobrepuso a ambas y ha sido internacional con España. Actualmente en la Sub-21. Destaca por su capacidad para salir con el balón jugado y para el desplazamiento en largo

Capitán del filial, con el que acumula casi 50 partidos en una categoría tan complicada como es la Segunda B. Ahora busca dar ese salto al profesionalismo por el que tanto ha peleado. Lopetegui le convocó para el partido de la Liga Europa ante el Dudelange en Luxemburgo, pero no llegó a debutar. Con contrato hasta junio de 2020, espera una renovación para dar el salto al profesionalismo.

Hugo Guillamón / Valencia (31-1-2020)

En un Valencia dispuesto a remodelar su línea defensiva, este austero mercado puede dar una inesperada oportunidad al joven central Hugo Guillamon, que se estrenó con el primer equipo poco antes del parón. Internacional con las categorías inferiores de la selección española, con las que ganó como titular los europeos Sub-17 y Sub-19, el canterano es una de las 'perlas' de Paterna pero acaba contrato y, sorprendentemente el club no le había presentado una oferta el pasado 1 de enero.

Después llegó la racha de lesiones de los centrales de la primera plantilla, la búsqueda infructuosa de un fichaje y, finalmente, la apuesta que hizo por él Albert Celades como último recurso que le llevó a debutar en su San Sebastián natal. Frente a su buen toque, están sus 182 centímetros que a algunos les parecen pocos. Esos 44 minutos en Anoeta en febrero, su trayectoria en las inferiores y las nuevas perspectivas económicas le pueden convertir en el cuarto central del Valencia para la próxima campaña... si finalmente hay oferta de renovación y él la acepta.

Ander Barrenetxea / Real Sociedad (27-12-2001)

Otra joya de Zubieta. Con 17 años y 136 días se convirtió la pasada campaña en el jugador más joven en anotar con la camiseta de la Real Sociedad, y lo hizo ante todo un Real Madrid. Actuaciones al final de temporada, junto con el verano con la Sub-19, con la que se proclamó campeón de Europa, que le hicieron ganarse ficha con el primer equipo. Este año disputó más minutos, pero le llega el momento clave.

El extremo tiene contrato de larga duración, hasta 2024 y con una cláusula de 60 millones; el club no quiere que se le escape, pero hay grandes de Europa que no le quitan ojo. Tren inferior potente y con gol, aunque parta desde la banda. Su ejemplo a seguir lo tiene al lado, Mikel Oyarzabal.

Fer Niño / Villarreal (24-10-2000)

La mayor irrupción de la cantera amarilla en este 2020, apareciendo en un momento de máxima necesidad para el equipo. La salida de Toko Ekambi y la lesión de Gerard Moreno, dejaba al equipo necesitado de un delantero en el arranque de año, coincidiendo además con la competición de Copa del Rey. Niño de diecinueve años, ha sido desde muy joven una de las apuestas del club a futuro, siendo destacado en categorías inferiores.

Niño es un delantero referente, pero no es estático; versátil y que se mueve bien por todo el frente de ataque. Su perfil sería el de Gerard Moreno Es sin duda el ojito derecho de Calleja, que es amante de apostar por la gente joven. El ariete marcó dos goles en cuatro partidos, dándole la victoria al primer equipo frente al Alavés y contra el Rayo Vallecano, en Copa del Rey. Aparición que le hizo ganarse la renovación por cinco temporadas y con contrato profesional.

Unai Vencedor (15-11-2000)

Uno de los jugadores más destacados en Lezama en los últimos años, sino el que más. Medio centro del bilbaíno barrio de Rekalde que está quemando etapas a velocidad de vértigo. Llegó a Lezama en 2017 y con solo 16 años ya se hizo indiscutible en unos de los equipos más prometedores de la factoría bilbaína: el Juvenil de Honor de la generación de 2000. No se quedó ahí y con 17 repitió lo mismo, indiscutible y destacado, en el Bilbao Athletic, al que ascendió sin pasar por el segundo filial, el Basconia.

Gaizka Garitano, que le tuvo a sus órdenes hasta que cogió el primer equipo en diciembre de 2018, le hizo debutar como león con 19 años. Un centrocampista mandón y con despliegue, al que le van mejor dos interiores por delante que otro pivote al lado. Se responsabiliza de la estrategia y que ya suma varios goles con disparos desde la frontal. Incluido hace un mes en la lista del Observatorio Internacional del Fútbol (CIES) de los 50 jóvenes más valiosos de las cinco grandes ligas, 35º con un valor de 10,6 millones. Vencedor tiene contrato con el Athletic hasta 2023.

Raúl García (3-11-2000)

Renovado hasta 2023. Joan Francesc Ferrer 'Rubi' le hizo debutar con 2 minutos ante el Levante el 24 de septiembre. Jugó 11 más en Villarreal y 3 contra el Mallorca. Protagonismo que le llegó tras su buen desempeño en los entrenamientos con la primera plantilla, donde es un habitual.

Criado en Guadix (Granada), este espigado atacante (1,91 metros) llegó como juvenil en el verano de 2018 desde el Almería, lleva 31 goles en 53 partidos en Tercera División (16 en 23 esta campaña) y es un delantero centro con muy buena planta y gran olfato goleador, desmarque y caída a las bandas, que, por la fuerza de su irrupción y su precocidad, recuerda a Loren Morón.

Javi López/ Alavés (25-3-2002)

El lateral izquierdo es el mayor proyecto de la cantera babazorra. Llegó del CD Tenerife en un gran movimiento del club. La dirección deportiva sabe que puede ser su mejor valor de futuro y no ha querido correr con él. Hace un año le renovaron el contrato hasta 2023 y establecieron un plan específico de crecimiento. Por esto, no ha debutado todavía en el primer equipo. Varios equipos se han interesado por el cómo el Juventus o el Athletic de Bilbao.

Clave con la Sub-17, ya dio el salto a la Sub-18. Sus virtudes son sobre todo ofensivas: capacidad de desborde con balón y potencia física. Características que le harían rendir bien también en una defensa de cinco. En el Alavés confían mucho en él.


Consultorio financiero en El Correo de Andalucía Marcaje al Empresario en El Correo de Andalucía Edictos en El Correo de Andalucía
Todos los vídeos de Semana Santa 2016