Menú
La aventura del misterio

El caso OVNI más espectacular de Sevilla

Durante mucho tiempo el fenómeno OVNI ha sido el motivo de sátiras y bromas de una sociedad que miraba a los investigadores ufológicos más o menos como una anécdota social hoy todo ha cambiado y lo que antes podía ser una “locura” ahora se entiende de forma bien diferente

21 ago 2022 / 05:34 h - Actualizado: 20 ago 2022 / 12:36 h.
"La aventura del misterio"
  • El caso OVNI más espectacular de Sevilla

Con los nuevos tiempos que corren y parece que con el aperturismo mental hacía determinadas materias sociales esas mismas personas han cambiado su concepción del fenómeno OVNI por una posición más seria y meditada del mismo.

Cuándo han escuchado atentamente los argumentos de los ufólogos sobre el mismo han descubierto – ¡al fin!- que este fenómeno no es tan simple como ellos en un principio creían, el tema OVNI no es sólo la persecución de un supuesto Objeto Volador No Identificado en el cielo..., el fenómeno OVNI abarca una amplia “sintomatología” que nos lleva a contemplar el mismo desde posturas psicológicas, sociológicas, visuales, perceptivas y otras alternativas científicas a la misma.

Nuestra sociedad actual ha dejado de ver este tema como su objeto de burlas para pasar a una actitud de consideración hacia el mismo abriendo las puertas a la alternativa OVNI como seres de otros mundos interesados en visitar nuestro problemático planeta azul.

Quizás la existencia de divergencias entre los distintos grupos e ideologías de investigación y del propio fenómeno no han ayudado mucho a que nuestra sociedad unifique su criterio y concepción sobre este fenómeno y sobre los propios grupos pero la existencia y empuje de los mismos si han hecho posible que la comunidad científica analice con curiosidad el fenómeno y sus orígenes.

No obstante y pese a todo ello, el fenómeno OVNI, sigue siendo un misterio del que aún –y a pesar de los muchos esfuerzos realizados- no tenemos una respuesta satisfactoria. Diariamente surgen nuevas hipótesis e ideas pero todo sigue siendo un amplio conjunto de preguntas sin respuestas, incluso al propio fenómeno OVNI en si se le encontraron hace ya una década más de 300 alternativas en la pluma del prestigioso investigador Ignacio Darnaude.

Pese a todo ello es deber del investigador ufológico seguir tras la pista, observaciones, avistamientos, encuentros, contactos, visitas, abducciones, mensajes y todo aquello que envuelve al fenómeno OVNI para contribuir en la búsqueda y solución del enigma de nuestro siglo. Es deber de todas aquellas personas que han comprometido su tiempo y dedicación al fenómeno OVNI el informar de todo lo relacionado con los mismos tras rigurosas investigaciones y tratar desde su aportación desinteresada de arrojar un poco de luz sobre la realidad del fenómeno OVNI.

Una realidad tangible a la luz de los cientos de avistamientos de extraños objetos en nuestros cielos y que tras su investigación nos encontramos que pertenecen a un sector denominado INEXPLICABLE y que atendiendo a la literalidad y su naturaleza encuadramos dentro de los fenómenos aéreos desconocidos u Objetos Voladores No Identificados.

Por ello esta zona de Sevilla tiene dos zonas de avistamientos bien diferenciadas y conocidas por los expertos en materia ufológica en la provincia, la primera de ellas la encontraríamos en la llamada “Cornisa del Aljarafe” que encuadraría a todas aquellas que coronan desde Sevilla desde la atalaya aljarafeña, pueblos como Bollullos de la Mitación, Albaida, Gerena, El Castillo de las Guardas, Aznalcóllar, Mairena del Aljarafe y todas aquella que se hallan en sus proximidades.

El caso “Adrián Sánchez”

La historia ufológica de estos lugares nos deja casos tan interesantes como el ocurrido un 20 de Marzo de 1974. Ese día, sobre las 10:50 h. de la mañana, un comerciante llamado Adrián Sánchez conducía su “Dyane 6” por la carretera que une las localidades de Gerena y El Castillo de las Guardas en el Aljarafe sevillano.

Adrián visitaba la segunda localidad para tratar de colocar sus productos, circulando por la carretera vio por su retrovisor como algo caía del cielo, en un acto reflejo miró a la izquierda de su posición y observó incrédulo un increíble aparato que parecía un hangar, a decir de su propio protagonista, sin juntas, ni ventanas, ni alas, grande, parecía flotar a unos 5 metros del suelo, sólo había lo que parecía ser una puerta o abertura en uno de sus laterales de la que salieron tres esferas luminosas de unos nueve metros de diámetro.

El “hangar” destellaba al incidir el Sol sobre su superficie por lo que Adrián Sánchez entendía que podía ser una superficie metálica.

Se había ya detenido y apeado del vehículo, la extraña estructura voladora se encontraba a unos 50 metros de su posición, con unas dimensiones que el asombrado testigo cifraba en 150 metros de longitud no lo tenía fácil para pasar desapercibida... Las esferas comenzaron a entrar en la estructura a excepción de la tercera que pareció percatarse de la observación de nuestro testigo, entonces comenzó a dirigirse hacia él.

Adrián presa del pánico corrió a su “Dyane 6” y pisó el acelerador queriendo dejar atrás a “algo” que era más veloz que cualquier cosa que él conocía. Nervioso dirigió su auto por el camino más largo... en una persecución de 17 kilómetros que, conociendo la carretera, a la velocidad que se produjo era suicida.

No podía dejar atrás la misteriosa esfera y a la altura de un cortijo decidió entrar y entre gritos y sollozos pedir auxilio. En el cortijo fue ayudado por sus propietarios quienes comprobaron el estado de histerismo en el que se encontraba el afectado. Avisada la Guardia Civil se personó en el cortijo donde Adrián aún estaba preso del ataque de nervios y al borde el infarto.

Tranquilizado y sin poder conducir la Guardia Civil acompañó a nuestro protagonista al lugar de la observación donde “in situ” pudieron ver la zona donde estaba aquel artefacto totalmente esquilmada y abrazada por algo que produjo una gran temperatura.

Se redactó un informe y por primera vez se nombró la palabra OVNI en un informe oficial, luego TVE se hizo eco de este extraordinario caso y Adrián Sánchez saltaría a la inmortalidad catapultado por un avistamiento y persecución que pudo haberle costado la vida.

A día de hoy sigue sin poderse explicar siendo un auténtico “Expediente X” en nuestra provincia, el caso OVNI más espectacular de Sevilla, sin dudas.


Empleo en Sevilla Más seguros Edictos