viernes, 26 febrero 2021
08:02
, última actualización

‘El Planeta de los Simios’ supera su última frontera

La saga cinematográfica da el salto a PlayStation 4 con ‘Planet of Apes: Last Frontier’, un videojuego con una peculiar jugabilidad que no dejará indiferente a nadie y perfecto para el catálogo de PlayLink

27 dic 2017 / 06:52 h - Actualizado: 27 dic 2017 / 06:52 h.
"Videojuegos"
  • La recreación de los movimientos de los personajes es espectacular en este nuevo videojuego. / El Correo
    La recreación de los movimientos de los personajes es espectacular en este nuevo videojuego. / El Correo
  • ‘Life is the Strange: Before the Storm’ sucede tres años antes del juego original.
    ‘Life is the Strange: Before the Storm’ sucede tres años antes del juego original.
  • Las decisiones que se tomen afectarán a la guerra entre ambas especies. / El Correo
    Las decisiones que se tomen afectarán a la guerra entre ambas especies. / El Correo
  • Se ha optado por un ambiente de oeste post-apocalíptico para la ocasión.
    Se ha optado por un ambiente de oeste post-apocalíptico para la ocasión.

En ocasiones la línea que separa el cine del videojuego puede ser realmente difusa. Bien por la historia que cuenta el juego o por los gráficos y calidad con la que se recrean personajes y escenarios. Ambos factores tienen cabida en Planet of Apes: Last Frontier para que pueda ser considerada como una película interactiva e inédita de la saga de El Planeta de los Simios y cuya jugabilidad no hace sino reforzar esta idea.

Universo expandido

Planet of Apes: Last Frontier destaca por dos aspectos muy evidentes. Por un lado es claramente un producto transmedia. Los desarrolladores de The Imaginarium con este título han buscado ampliar el universo cinematográfico creado en su día con el Planeta de los Simios y sus posteriores secuelas y trilogía remake, creando un videojuego que cuadra perfectamente y se ubica en un momento muy determinado de la cronología de esta franquicia.

El jugador no está ante un título en el que es necesario haber visto las películas para comprender la aventura de la que está disfrutando. Todo lo contrario, tiene ante sí un producto independiente y autónomo. La saga de El Planeta de los Simios ha permitido su expansión de múltiples formas y Last Frontier es una más de rellenar los huecos existentes en esta lucha entre simios y humanos. Ni más ni menos.

La historia tiene lugar un año después de los acontecimientos vistos en la película El Amanecer del Planeta de los Simios (2014) y mucho antes de La Guerra del Planeta de los Simios (2017). El jugador se traslada a las Montañas Rocosas en donde una tribu de simios se ha refugiado para evitar que los humanos los localicen y acaben con ellos. Sin embargo, la crudeza del invierno y la falta de alimentos hace que se vean obligados a descender al valle en busca de comida, cerca de donde un grupo de humanos tiene su asentamiento e intentan sobrevivir a través de la agricultura. Muy pronto ambas especies se encuentran y dan lugar a un enfrentamiento en el que depende del jugador cómo acaba el conflicto.

Con tintes claramente cinematográficos, Planet of Apes: Last Frontier permite vivir la guerra entre ambas especies desde una doble perspectiva. Por un lado la historia desde el bando de los simios se centra en la familia de Khan y sus tres hijos, Tola, Juno y Bryn, siendo este último el protagonista al que seguirá el jugador. Respecto a los humanos, Jess Ross es la líder del campamento del que debe hacerse cargo y superar tanto amenazas internas como externas. Si bien los personajes son diferentes a los de la saga cinematográfica, se hace mención a César, el simio que da origen al conflicto, y la trama está claramente sacada de las películas.

Una nueva forma de jugar

El segundo factor a tener en cuenta con El Planeta de los Simios: Última Frontera es el hecho de ser un título destinado para PlayLink, la nueva forma de jugar con PlayStation 4 en el que el dispositivo móvil del usuario, smartphone o tablet, se convierte en el mando, simplemente descargando la aplicación móvil específica. De esta forma Planet of Apes: Last Frontier se suma al catálogo que componen juegos como ¡Has sido tú!, Saber es poder, Singstar Celebration e Intenciones Ocultas con una jugabilidad perfecta para la Generación Smartphone, aquel sector de la población nacido después de 1995 y que vive con el smartphone en la mano, así como para el resto de la ciudadanía que hacen de estos dispositivos inteligentes un estilo de vida.

Sin embargo, este juego a diferencia de los demás del catálogo PlayLink puede disfrutarse sin necesidad de usar el dispositivo móvil, permitiendo así un control tradicional a través del mando de toda la vida. Si se opta por la novedad, la pantalla del dispositivo mostrará los botones del mando de PlayStation 4 y el jugador deberá pulsarlos cuando le sea requerido. La única diferencia radica en que la aplicación móvil cuenta con una base de datos en la que aparecen los perfiles de cada uno de los personajes de la historia.

Independientemente del soporte que se utilice para jugar, puestos a comparar, Planet of Apes: Last Frontier es muy similar a Intenciones Ocultas debido a su aspecto cinematográfico, su duración la cual es de aproximadamente tres horas, pero sobre todo a su jugabilidad, la cual se basa en la toma de decisiones. Es el momento de analizar el aspecto que divide a los usuarios y hace que el juego sea calificado de forma positiva o muy negativa.

El destino de la guerra

La jugabilidad de Planet of Apes: Last Frontier se basa simplemente en la toma de decisiones, en ningún momento el jugador puede llegar a controlar al personaje. Lo único que debe hacer es sentarse cómodamente delante de la pantalla y ver la historia compuesta de un prólogo y cinco capítulos hasta que en determinadas ocasiones se le pida que elija entre una opción u otra. También existe algún que otro Quick Time Events, momentos de acción en los que se debe pulsar un botón en un corto espacio de tiempo para que el personaje en pantalla haga una acción determinada.

Por lo tanto este juego se suma a una amplia lista de títulos como Life is Strange o el catálogo de Telltale Games, que incluye adaptaciones de Batman y series como The Walking Dead o Game of Thrones, en los que las decisiones del jugador marcan el rumbo de la historia. Sin embargo, a diferencia de los juegos citados anteriormente, la exploración de los escenarios, la resolución de problemas para avanzar e incluso la búsqueda de coleccionables no tienen cabida en esta aventura.

A pesar del amplio número de decisiones que hay que tomar, son muy pocas las que en realidad tienen un efecto en la trama. De hecho hay veces que se intenta que la historia siga un rumbo o determinado personaje tenga disputa con otro pero no es posible, lo cual al final le quita cierta finalidad al hecho de decidir ya que la sensación es que no importa lo que elijamos, el camino está establecido y es inevitable que ocurran determinados hechos. Como en todo juego de decisiones, se llega a varios tipos de finales, los cuales no son ninguna sorpresa teniendo en cuenta el argumento del juego y se pueden revelar sin entrar en spoilers: los simios ganan, los humanos pueden hacer lo propio o, en una tercera opción, ambas especies alcanzan la paz.

Respecto a la ambientación, el jugador tiene la sensación de estar en una versión post-apocalíptica del salvaje oeste por el vestuario de los humanos, las armas, el trasladarse de un lugar a otro a caballo y la ausencia total de tecnología. Los entornos naturales están muy cuidados así como la banda sonora, uno de los puntos fuertes del juego.

Los personajes están recreados a través de la técnica de captura de movimientos. Cada uno de ellos está interpretado por un actor específico haciendo que el realismo de las acciones sea mayor. Esto no solo se aplica a los humanos, sino también a los simios, los cuales se mueven en el juego como sus semejantes vivos y se comunican entre sí por el lenguaje de signos y a través de gruñidos.

Conclusión

Planet of Apes: Last Frontier provoca en el jugador la sensación en no pocas ocasiones de estar ante una película y no frente a un videojuego. El juego es perfecto para el catálogo de títulos de PlayLink donde la interacción con los personajes a través de los dispositivos móviles es mínima pero igualmente permite su disfrute al igual que ocurre con la mayoría de los juegos de toma de decisiones. Este último aspecto habría que pulirlo debido a la evidencia de que las decisiones tomadas, salvo en contadas ocasiones, no tienen una trascendencia en la trama. En definitiva, se está ante un claro producto transmedia que traslada al usuario al universo creado cinematográficamente del Planeta de los Simios con una historia inédita que hará las delicias de los fans pero que, en aquellos que busquen un juego de más acción, puede haber cierta reticencia a la hora de adquirirlo.


Consultorio financiero en El Correo de Andalucía Marcaje al Empresario en El Correo de Andalucía Edictos en El Correo de Andalucía