La aventura del misterio

Experiencia inexplicable en San Nicolás del Puerto

La Sierra Norte de Sevilla esconde muchos secretos y fenómenos extraños que, en unas ocasiones, son silenciados y, en otras, logran ser conocido por la valentía de los testigos, hoy les quiero contar una experiencia aterradora.

06 dic 2022 / 04:38 h - Actualizado: 06 dic 2022 / 04:38 h.
"La aventura del misterio"
  • Experiencia inexplicable en San Nicolás del Puerto

No quiero quitar ni poner una coma, les quiero contar lo que mi testigo me confesaba tal cual, tal y como me lo narró. Juan -que es su nombre- me decía: “Cuentan por el pueblo que en la bifurcación de la vía verde, camino del Batán de las monjas cercano al cementerio ciertas orbes o luces pueden verse por las noches. Te cuento la vivencia tal y como fue...” comenzaba.

“En San Nicolás del Puerto, en verano, es cuando tiene más vida al pueblo, muchas familias que emigraron a distintos puntos de la geografía española, por motivos laborales, vuelven al lugar para su periodo vacacional. Familias con sus hijos en periodo de juventud de diversas edades forman un grupo multidisciplinario de amigos con distintas edades comprendidas que tú como bien sabrás al final todos de juntan sean de la edad que sean.

Una noche de tantas deciden ir a dar un paseo llamados por esa leyenda misteriosa que los mayores divulgan. Allí en plena sierra, no se ve nada en absoluto de esto hace más de veinticinco años, no llevaban linterna y se adentraron en plena sierra “a la aventura”. Giraron una curva y al fondo donde suponían que estaba el cementerio vieron una pequeña luz que parecía que levitaba...Llamados por la curiosidad decidieron de acercarse, eran casi una veintena de personas.

Se iban acercando y esa luz o orbe más se acercaba hacia ellos, mi cuñado iba de los primeros en aquel grupo y cuánto más se acercaba, como es evidente, más grande parecía hasta que la tuvieron a escasos metros de distancia vieron como la figura espectral blanca de luz de una mujer cubierta con un manto.

Los chavales corrieron despavoridos de nuevo hacia el pueblo sin dar crédito a lo que habían presenciado”.

¿Qué fue lo que vio este grupo de personas? Desde luego, la impresión que da, comparándola con otras similares, es de una “dama de blanco” o un fenómeno de fantasmogénesis delante de ellos...

Otra experiencia misteriosa

Pero mi testigo proseguía: “Ahora te voy a contar mi experiencia la he visto hasta dos veces y la última vez lo más cercano que la tuve, calculo, que fue a unos treinta metros y luego cuando he ido dispuesto a grabar, con el valor necesario a mostrar pruebas gráficas de lo que allí hay pues no ha ocurrido nada” decía lamentándose

“Allí lo acusan a la Virgen del Hueznar, la antigua patrona, que fue quemada en la guerra pero por donde todo ocurre no me cuadra...” expresando su duda y añadiendo que “a escasos metros del cementerio parece que es alguien que quiere guardar aquello. Yo he ido con mi cuñado, el cual lo pasa fatal cada vez que vamos, al menos seis veces, dos de ellas era luna nueva cuando la hemos visto. La última vez que la vimos se movió más de lo habitual en cuanto a lo que he presenciado y me volví, por no dejar a mi cuñado solo, el cual se puso descompuesto, jamás lo he visto así con esa cara de sufrimiento. Siempre al girar la misma curva es cuando se ve en si el muro blanco encalado del cementerio, es lo único que se deja ver en la noche”.

Además Juan hacía una reflexión personal: “No me considero sensitivo pero si intuitivo y ya notaba yo cierto zumbido en los oídos que a mí me hacía tener que algo nos observaba una tensión que no era común...,y me dijo mi cuñado: “obsérvala” a lo que a continuación le contesté “ahí está”. Andamos unos metros y, correcto, levitaba como que se desplazaba poco a poco hacia nosotros. Andamos ciertos metros, que no pude calcular por la impresión y la tensa situación, y de inmediato cambió de ubicación hacia el otro arcén del camino, hacia el lado derecho nosotros íbamos por el centro ya que a los lados hay terraplenes propios de la Sierra”.

Para finalizar Juan me indicaba: “Yo la he bautizado como “luminarias” en relación a la luz que desprende jamás he visto nada igual, no sé si conocerás algún caso igual perdona si te doy la brasa, pero es que es acojonante, es para estar allí y tener el equipo adecuado también para grabarlo y dar aún más fe a lo que allí ocurre .Que no es lo único que pasa en San Nicolás en el llamado club “Casa de la Cultura”, en la calleja, en la parroquia, la Casa de la Luz que nadie la conoce mejor que tú. Aquello está cargado de energías, siempre he escuchado que en la Sierra Norte se ha recurrido mucho al espiritismo y no sé si tendrá algo que ver”.

Experiencias en San Nicolás del Puerto con una aparición tan especial como misterioso su origen.


Revista Escaparate Empleo en Sevilla Más seguros Edictos