La aventura del misterio

La verdadera identidad del fantasma del Hospital del Perpetuo Socorro

Una experiencia inexplicable en la que se pone de manifiesta la identidad de un fantasma tenido, durante mucho tiempo, por una leyenda urbana

29 mar 2022 / 04:00 h - Actualizado: 29 mar 2022 / 04:00 h.
"La aventura del misterio"
  • La verdadera identidad del fantasma del Hospital del Perpetuo Socorro

Extremadura es una tierra llena de misterios y de Historia, en ocasiones se producen hechos que van más allá de lo real y nos deja la sensación de que convivimos con realidades que no logramos ver pero que están presentes.

El caso que hoy les propongo conocer es el de una aparición con un mensaje muy particular, un mensaje de vida y esperanza sucedido en el Hospital del Perpetuo Socorro de Badajoz.

Comenzó sus funciones hospitalarias como Residencia Sanitaria Nuestra Señora del Perpetuo Socorro en 1956 y era una referencia dentro de la sanidad extremeña. En su interior ya se hablaba, a modo de leyenda, del fantasma de una monja que se paseaba por sus pasillos y habitaciones y en las que, en más de una ocasión, se ha manifestado a pacientes y personal laboral.

Hace más de dos décadas se apareció a una enfermera, estaba en su habitación -tras dar a luz- y le ofreció unas pastillas para el dolor, se lo agradeció pero no se las tomó y, al poco tiempo, cuando acudió una compañera enfermera, le dijo lo que le había ocurrido. Era la llamada «Dama de negro» del Perpetuo Socorro en el que también se la ha visto levitar por pasillos como una sombra o desapareciendo al girar en una esquina.

Hasta hace unos días no se sabía quién era, su identidad, sólo que era la famosa «Dama de negro». Y es aquí donde comienza mi historia.

Habitualmente, todas las semanas, participo en un programa de radio de Onda Oliva, en la matinal de los martes, en el que hablamos de misterios, Historia y leyendas. Tras uno de esos programas contactó conmigo una mujer con un relato tan veraz como escalofriante.

Me enseñó, vía fotografía, la historia e ingresos, sus datos, informe médico y fechas. Evidentemente, aquella mujer, había estado ingresada allí tal y como me decía. Entonces me confesó:

-He estado muy malita, con un tema de riñón, yendo a diálisis mucho tiempo, esperando un milagro. Un día de esos malos, que tú sabes que se tienen, estaba allí sentada, enchufada, y desesperada, y una monja, vestida de negro, entró en la habitación. Estaba sola en ese momento. Entonces miró en los muebles y yo di los buenos días. Aquella mujer, al minuto se me acercó y me dijo en voz bajita: «No te preocupes que de aquí a dos meses va a venir una buena noticia y no vas a tener que verte más así, ten fe» y desapareció.

-¿Lo tomaste como algo para animarte o como algo raro? -pregunté.

-No lo sé, sólo lo tomé como que me dijo eso para darme tranquilidad.

-¿Y qué pasó entonces?

-Pasó un mes y una semana y me llamaron para un trasplante, no sabes la felicidad que me dio. Me hicieron la operación y tuve que regresar, lógicamente, al hospital pero ya no como antes con la diálisis. Estando allí vi a la hermana, a la monja, y la llamé, no me echo cuente y pensé «esta es dura de oído» pero me dirigí a ella y le dije que lo que me dijo había pasado, que cómo lo sabía.

-¿Qué te respondió?

-Que había sido voluntad de Dios. Entonces le pregunté su nombre y me dijo: «Sor María de la Caridad» y desapareció. Se esfumó.

-¿Tu como la veías en ese momento?

-Como yo te puedo ver a ti, de carne y hueso, sin nada que me lleve a pensar que es algo raro y menos un fantasma.

-¿Sentiste miedo?

-Si, cuando desapareció delante de mis ojos mucho.

Es el testimonio de una persona que ha tenido un encuentro directo y cercano con un fantasma. Se podrá creer o no en ello pero de su realidad es incuestionable.

Otro relato misterioso es el de una mujer que tenía a su hija en la UCI y: «la monja, según cuenta la familia, les entregó un objeto y desapareció, diciéndole que no se preocupasen, que su hija se recuperaría. Así ocurrió casi inmediatamente, y desde entonces la familia ha guardado silencio sobre la experiencia, hasta ahora. La madre no tiene dudas de que fue la Dama de Negro del Hospital de Badajoz la que habló con ella».

Hechos extraordinarios que mejor creerlos que no verlos según los testigos pero que nos deja la identidad del fantasma así como su buena acción, ¿casualidad?


Edictos en El Correo de Andalucía Empleo en Sevilla