lunes, 14 junio 2021
22:59
, última actualización
Cultura

El cine español se pone a la venta en Cannes

El cine español goza de buena salud y eso se refleja en el Mercado del Cine de Cannes, donde instituciones, productoras y distribuidoras se esfuerzan para que las películas circulen.

el 13 may 2010 / 19:25 h.

"Cannes, como mercado de cine, es el sitio donde hay que estar", explicó hoy a Efe Javier Martínez, jefe del sector audiovisual del Instituto Español de Comercio Exterior (Icex), antes de precisar que para mantenerse en el mercado es absolutamente necesario acudir a estos eventos.

Desde que un filme se produce hasta que llega a las salas, pasa por diversos intermediarios, entre ellos los agentes de ventas, por lo que el Festival de Cannes es, ante todo, una feria donde se compran y se venden películas.

En este sentido, numerosos pabellones nacionales y de diversas instituciones internacionales se agrupan, tanto detrás del Palacio de Festivales, en la playa, como dentro del propio establecimiento.

En el caso de España, el ICEX proporciona a las empresas "una plataforma para que puedan hacer su negocio", es decir, un espacio físico pero también un apoyo institucional en cuestiones como la promoción.

Preguntado por cómo se vende el cine español en el exterior, Martínez respondió que, si bien no se trata de una ciencia exacta, estos últimos años han sido beneficiosos.

"Una ventaja que tiene nuestro cine es que tenemos un talento cada vez más consolidado y reputado internacionalmente, tanto por directores de cine como (Pedro) Almodóvar, (Alejandro) Amenábar o (Julio) Medem, como por actores que cada vez dan más proyección internacional a nuestro producto", precisó.

Asimismo, añadió que las coproducciones internacionales "de cierta presencia" en la que han participado empresas españolas, como las últimas de Woody Allen, 'You will meet a tall dark stranger', o del mexicano Alejandro González Iñárritu, 'Biutiful', revitalizan la cinematografía española y permiten "competir con grandes industrias como la americana".

Carlos Muñoz, coordinador de festivales de la distribuidora especializada en películas iberoamericanas "Latinofusión", coincide en que el cine latinoamericano y español está muy de moda en el resto del mundo, como demuestra incluso la selección de Cannes.

Para que una película circule fuera del país de origen, el productor debe encontrar a un distribuidor internacional que contacte con distribuidoras nacionales o con cadenas de televisión que adquieran los derechos, como explicó a Efe Muñoz.

"De cara a vender la película, es muy importante el desarrollo y las ventas que tenga a nivel nacional", añadió Martínez, quien aseguró que "el cine español en los últimos dos años está empezando a tener mejor acogida en nuestro propio país", lo que supone una "buena carta de presentación".

Sin embargo, el mercado internacional es cada vez más competitivo puesto que las superproducciones están dominadas por Estados Unidos y sólo queda el ámbito dedicado al cine de autor o independiente en el que se encuentran el resto de cinematografías.

  • 1