domingo, 27 septiembre 2020
22:08
, última actualización
Cultura

El Consistorio anuncia un bono cultural para familias sin recursos

La delegada de Cultura, Maribel Montaño, anunció ayer que el Ayuntamiento está estudiando crear un bono cultural para familias sin recursos. Aunque la medida aún se está negociando con Bienestar Social, seguiría el modelo del bono joven de la Junta, que da 60 euros a los andaluces que cumplen 18 años, para gastar en bienes culturales.

el 15 sep 2009 / 21:52 h.

La delegada de Cultura, Maribel Montaño, anunció ayer que el Ayuntamiento está estudiando crear un bono cultural para familias sin recursos. Aunque la medida aún se está negociando con Bienestar Social, seguiría el modelo del bono joven de la Junta, que da 60 euros a los andaluces que cumplen 18 años, para gastar en bienes culturales.

La propuesta fue lanzada ayer durante la celebración del Foro de Agentes Culturales de Sevilla, un órgano consultivo del Instituto de las Artes y la Cultura de Sevilla (ICAS), integrado por los profesionales de la gestión cultural privada de la ciudad, que se reúne asiduamente para revisar el Plan Director de Espacios Culturales.

Durante el debate, el dramaturgo Salvador Távora, propietario del Teatro Távora en el Cerro del Águila, pidió que el Consistorio ayude a acercar la cultura a los públicos desfavorecidos, ahora que ya se ha logrado descentralizar los espacios escénicos y diseminarlos por los barrios de la ciudad. La responsable municipal recogió el guante al momento y anunció que su delegación está estudiando, junto al Área de Bienestar Social, copiar el modelo del bono cultural de la Junta -un surtido de cheques por valor de 60 euros que la Consejería de Cultura regala a los jóvenes que cumplen 18 años, para que los gasten en cultura-, y aplicarlo a familias sin recursos.

Al margen de esta medida, aún en estudio, durante el foro la delegada reconoció problemas en el proceso de concesión de subvenciones de este año. "Pido disculpas porque en 2008 las ayudas del Instituto de las Artes y la Cultura de Sevilla (ICAS) correspondientes al Plan Director de Espacios Culturales salieron especialmente tarde -en diciembre-, por motivos administrativos. Por eso, este año queremos que salgan especialmente pronto, de modo que, aunque todavía no está aprobado el presupuesto municipal de 2009 -se funciona con el prorrogado de 2008- vamos a hacer pública la convocatoria en este primer trimestre o cuatrimestre".

Con estas palabras, respondía a las numerosas quejas de distintos agentes culturales sobre el reparto de las ayudas del ICAS y sobre su lentidud. En concreto, algunos empresarios pidieron al Ayuntamiento que sea posible saber a primeros de cada año a cuánto ascenderán las ayudas municipales, a fin de poder trabajar con suficiente antelación. Entre otros, José María Roca, de Producciones Imperdible, consideró que "no es lógico" no conocer hasta final de año si se les ha concedido o denegado una subvención.

Esta fue una de las quejas y sugerencias que se debatieron en el foro, ya que, pese al optimista balance de Montaño, los agentes culturales presentes pusieron sobre la mesa numerosas demandas. Así, la Asociación de Peñas Flamencas reprochó al ICAS que desde que arrancara el plan director ninguna de sus peticiones de subvenciones hayan sido atendidas, a lo que la delegada respondió comprometiéndose a tenerlos en cuenta en las subvenciones de 2009.

Por su parte, los propietarios de salas de conciertos, como la Sala Q o Malandar, recriminaron a los responsables del ICAS el escaso apoyo que brindan a estos locales, en comparación con la ayuda que dan a las salas escénicas, mientras que los responsables de los teatros privados demandaron más apoyo económico, comparándose con el Maestranza -al que el ICAS dio en 2008 cerca de 1,8 millones-.

Pero no sólo los agentes privados presentaron sus quejas. La directora general de Cultura, Paz Sánchez, también quiso recordar a los empresarios el papel de cada uno en el Plan Director de Espacios Culturales: "Los empresarios sois vosotros. Debemos abandonar la idea de que el Ayuntamiento está para dar subvenciones. Nuestro papel es promover y apoyar al sector privado. Lo cierto es que, en general, en el ICAS no hemos recibido ninguna petición vuestra para colaborar con nosotros. No podemos estar encima de todos los agentes de la ciudad. Podemos apoyaros, pero la iniciativa debe partir de vosotros", sentenció.

  • 1