domingo, 24 enero 2021
09:22
, última actualización
Local

En coma un menor de 14 años tras mezclar pastillas y alcohol

Un chaval de tan sólo 14 años está hospitalizado en Valme, en coma y con pronóstico reservado, tras haber sufrido una intoxicación a consecuencia de consumir drogas de diseño compuestas de cocaína y anfetaminas y haberlas mezclado con alcohol durante una fiesta.

el 15 sep 2009 / 19:20 h.

TAGS:

I.C.

Un chaval de tan sólo 14 años está hospitalizado en Valme, en coma y con pronóstico reservado, tras haber sufrido una intoxicación a consecuencia de consumir drogas de diseño compuestas de cocaína y anfetaminas y haberlas mezclado con alcohol durante una fiesta.

El menor se encuentra en estado muy grave, ingresado en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) del hospital Virgen de Valme, después de haber ingresado en torno a las 21.30 horas de la noche del pasado lunes en medio de una crisis por convulsiones, agitación e hipertensión que le dejaron en estado de coma.

El chaval asistió a una fiesta a partir de las cinco de la tarde, y poco tiempo después sufrió los efectos de haber tomado sustancias estupefacientes, en concreto pastillas compuestas por una mezcla de cocaína y anfetaminas, por lo que fue trasladado por una ambulancia del 061 hasta el centro sanitario. Tras un rápido análisis en el área de Observación, la gravedad de los síntomas hizo que fuese trasladado a la UCI. El chaval, que es fumador desde los diez años, también habría tomado bebidas alcohólicas, según informaron fuentes sanitarias a la agencia Efe, lo que habría aumentando el efecto de las drogas.

Según estas fuentes, el niño vive con su abuela, que tiene su tutela legal y que permaneció acompañándolo en el hospital desde su ingreso, sin querer moverse de su lado. La mujer prefirió no aportar más información sobre el suceso, tan sólo que según los médicos su nieto está evolucionando favorablemente, aunque continúa ingresado en la UCI, donde ayer acudieron a visitarlo otros familiares. Su pronóstico es "reservado", según indicó el centro hospitalario, si bien sus constantes vitales se mantienen "estables".

Investigación. Ni la Policía Nacional ni la Guardia Civil tenían ayer constancia del suceso, ni siquiera de en qué lugar de la capital o de la provincia había tenido lugar la fiesta, ya que al parecer los testigos que estaban con el chaval llamaron directamente al 061 pero nadie alertó a las fuerzas de seguridad. Éstas deberán hacerse cargo de la investigación una vez el informe médico sea enviado a los juzgados, ya que será preciso conocer en qué circunstancias pudieron acceder el menor y sus amigos a este tipo de drogas de diseño, que en los últimos años se han hecho cada vez más fáciles de conseguir.

  • 1