sábado, 21 septiembre 2019
17:47
, última actualización
Local

Hasta mayo no se volverá a buscar al sevillano desaparecido en Perú

La madre regresa a España ya que la "época de lluvias" ha obligado a detener las labores de búsqueda.

el 23 feb 2015 / 14:18 h.

TAGS:

Peru La madre de Javier García-Mauricio, desaparecido después de que el 17 de enero volcase la barcaza en la que navegaba junto a su difunto hermano Pedro Luis por el río Urubamba, en un sector de la selva del Amazonas correspondiente a la región peruana de Ucayali, regresará el próximo domingo a España con las cenizas de su hijo Pedro Luis y sin que su hijo Javier haya sido localizado. La llegada de la época de lluvias y el tiempo necesario para que baje el nivel de agua del río Urubamba han motivado que las autoridades peruanas hayan detenido hasta finales de mayo las labores de búsqueda. Marina García-Mauricio, hermana de Pedro Luis y Javier, ha manifestado a Europa Press que su madre, desplazada hasta la región peruana de Ucayali con motivo de la tragedia, ha decidido regresar a España con las cenizas de Pedro Luis, cuyo cadáver fue rescatado de la barcaza gracias a las labores de volteo practicadas sobre la embarcación naufragada, pero sin que haya novedad alguna en cuanto a la búsqueda de su hijo Javier. Y es que según Marina García-Mauricio, en este sector de la selva del Amazonas "ha llegado la época de lluvias", aspecto que hace crecer el nivel y caudal del río, y las autoridades peruanas habrían decidido aplazar "hasta finales de mayo" las labores de búsqueda, dado que para que las mismas sean efectivas sería necesario que dejase de llover y que bajase el nivel de agua del río. "Ha decidido volverse y no estar allí dos meses de brazos cruzados", ha explicado. Además, recordemos que la familia de Pedro Luis y Javier García-Mauricio está costeando con sus propios recursos y la solidaridad recibida a través de una campaña de micromecenazgo los desplazamientos y estancia de la madre en Perú. El próximo 3 de marzo, en paralelo, se cumplen 45 días de la desaparición de Javier y sería ya posible oficializar una "declaración de desaparición" que en un plazo de dos años se convertiría en "declaración de defunción" a todos los efectos. Pedro Luis y Javier García-Mauricio, pertenecientes a una familia de Los Remedios ahora afincada en Mairena del Aljarafe, llevaban ya una larga temporada en Iberoamérica, trabajando en países como Chile, y después de haber pasado un tiempo en Cuzco (Perú), habían decidido internarse en el Amazonas para viajar hasta Ecuador y buscar allí empleo. El 17 de enero, la barcaza con la que navegaban por el río Urubamba, en la región peruana de Ucayali, volcó como consecuencia de una "fuerte riada", según explicaba a Europa Press una familiar. En la embarcación viajaban varias personas, un tractor y una carga de madera.  

  • 1