lunes, 29 noviembre 2021
09:14
, última actualización
Coronavirus

Italia primero y Europa después mandan un claro mensaje a AstraZeneca

Italia bloquea el envío de 250.000 dosis hacia Australia y Francia anuncia que «podría hacer lo mismo» si siguen los incumplimientos y retrasos del laboratorio en la entrega de vacunas

06 mar 2021 / 10:02 h - Actualizado: 06 mar 2021 / 10:14 h.
"Sanidad","Comercio","Solidaridad","Unión Europea","Vacunas","Exportaciones","Comisión Europea","Contagios","Coronavirus","Canales"
  • El gobierno de Australia pidió este viernes a la Comisión Europea(CE) que revise la decisión de Italia de bloquear el envío de 250.000 dosis de la vacuna de AstraZeneca. / EFE
    El gobierno de Australia pidió este viernes a la Comisión Europea(CE) que revise la decisión de Italia de bloquear el envío de 250.000 dosis de la vacuna de AstraZeneca. / EFE

Ante la petición de Australia a la Comisión Europea (CE) para que revierta el bloqueo de 250.000 dosis de la vacuna de AstraZeneca, Bruselas explicó este viernes a Canberra que no se trata de una medida pensada contra el país oceánico, sino un aviso a la farmacéutica, que incumple de forma "sistemática" sus compromisos de entrega con la Unión Europea (UE).

El Gobierno de Australia ha hecho llegar su petición a Bruselas a través de "múltiples canales", según su ministro de sanidad, Greg Hunt, mientras el vicepresidente del Ejecutivo comunitario y responsable de Comercio, Valdis Dombrovskis, aprovechó hoy una reunión prevista con su homólogo australiano, Dan Tehan, para explicarle los motivos del bloqueo.

Según explicó hoy la portavoz de comercio del Ejecutivo comunitario, Dombrovskis le explicó a Tehan que "tanto la CE como los Estados miembros están trabajando para reconducir" la "sistemática entrega (de vacunas) insuficiente por parte de AstraZeneca" a la UE.

Y le garantizó que Bruselas no ha prohibido las exportaciones a Australia de Pfizer-BioNTech y de Moderna, las otras dos farmacéuticas con permiso para comercializar su vacuna en la UE, que según la CE, sí están cumpliendo sus contratos.

No obstante, desde el gobierno australiano hubo también cierta comprensión a la decisión europea, pues el ministro de Finanzas, Simon Birmingham, dijo que la medida recuerda "la desesperación" que existe en otras partes del mundo "en comparación con la buena posición en la que nos encontramos en Australia".

Otros posibles bloqueos

Por ahora, el bloqueo que ha impuesto Italia al envío de vacunas a Australia ha sido el único hasta ahora desde que Bruselas aprobó su mecanismo de control de exportaciones, aunque podrían producirse movimientos similares en el futuro.

"Podríamos hacer lo mismo", dijo hoy el ministro de Sanidad francés, Olivier Véran, en una entrevista concedida a la cadena de televisión BFM TV.

Precisamente, desde el Parlamento Europeo, el presidente de la comisión de Comercio, Bernd Lange, alertó ayer que la decisión de Roma supone "una carta blanca para imitadores" y avisó de "fatales consecuencias" para la cadena de suministro global de vacunas, si se siguen bloqueando exportaciones.

Una posición similar a la defendida por los consejeros delegados de las farmacéuticas, que han asegurado que para fabricar las vacunas dependen de materiales producidos fuera de la UE.

El Gobierno italiano explicó ayer que su decisión se debe a la falta de vacunas en la UE y por el hecho de que Australia está combatiendo mejor la Covid-19.

Y ante las voces que se alzan contra el bloqueo a las exportaciones de vacunas, alegando que Europa puede molestar a países aliados, Bruselas defendió hoy que hasta ahora se han autorizado 174 envíos a 30 países y que otros 92 Estados están exentos de posibles bloqueos por razones de ayuda humanitaria.

Italia seguirá impidiendo la exportación de vacunas

Italia seguirá impidiendo la exportación de vacunas contra el coronavirus desde la Unión Europea (UE) a otros países mientras sigan siendo necesarias en el continente, afirmó hoy su ministro de Exteriores, Luigi Di Maio.

"Si sigue habiendo estos retrasos (de suministro de vacuna por parte de las farmacéuticas) es justo que los países de la UE bloqueen su exportación a países que no son vulnerables", apuntó Di Maio tras reunirse en Roma con su homólogo francés, Jean-Yves Le Drian.

Italia, de acuerdo con la Comisión Europea, ha bloqueado el envío a Australia de 250.000 dosis de la vacuna de AstraZeneca alegando que son necesarias en Europa debido a la escasez de los compuestos y los retrasos "inaceptables" de las casas farmacéuticas.

Di Maio explicó que esta "no es una acción hostil" con Australia, sino que su Ministerio tomó esa decisión al no considerarlo un país vulnerable o con datos alarmantes de coronavirus.

El jefe de la diplomacia italiana se mostró más comprensivo con los países pobres que puedan requerir el compuesto de Europa. "Solidaridad máxima con los países en vías de desarrollo", dijo.

Pero, por otro lado, pidió que la UE exija a las farmacéuticas el respeto de los contratos firmados.

Sobre todo a la luz de la situación actual, con el avance de la conocida como cepa inglesa de covid-19, que se propaga más rápidamente y ya es la predominante en Italia, y con los contagios al alza.

Di Maio subrayó que Italia se limitó a recurrir al mecanismo que la Comisión Europea aprobó en enero tras la polémica con la farmacéutica AstraZeneca por la reducción de los lotes que entregaría en el primer trimestre del año, menos de la mitad de lo pactado con Bruselas.

Las autoridades comunitarias sospecharon que AstraZeneca estaba vendiendo a Reino Unido vacunas que correspondían a los países de la UE, algo rechazado por el laboratorio.

La medida obliga a las farmacéuticas a avisar con antelación a las autoridades nacionales sobre cuántas dosis fabricadas en territorio comunitario quieren exportar a terceros países y las naciones deben decidir en 48 horas si permiten o no la venta, aunque deben consultar previamente a la Comisión Europea.

Las dosis se pueden bloquear si se considera que la cantidad de que se quiere exportar es tan elevada que pone en riesgo el suministro de vacunas a la UE.


Edictos en El Correo de Andalucía Empleo en Sevilla