Esperanza de Triana

La Esperanza de Triana se retira del culto mañana

La imagen será intervenida por el conservador Pedro Manzano

Juanma Labrador jmlabradorj /
11 jun 2022 / 10:05 h - Actualizado: 11 jun 2022 / 10:08 h.
"Esperanza de Triana"
  • La Esperanza de Triana se retira del culto mañana
  • La Esperanza de Triana se retira del culto mañana
  • La Esperanza de Triana se retira del culto mañana

Va a estar en las mejores manos. La Esperanza de Triana, como adelantase en primicia La Recogía en su perfil de Twitter hace unos días, descenderá este próximo domingo 12 de junio de su camarín y será llevada a una estancia, en las propias dependencias de la corporación de la madrugada del Viernes Santo, donde el conservador Pedro Manzano Beltrán realizará tareas de mantenimiento sobre la dolorosa. Así fue aprobado por la unanimidad de los asistentes al cabildo general de hermanos celebrado en la Capilla de los Marineros el pasado lunes 31 de enero. Por lo tanto, este domingo, tras la eucaristía dominical, una vez que el templo cierre a las 13:30 horas, la Reina del viejo arrabal, y hasta más allá de límites insospechados, será retirada del culto por espacio, inicialmente, de cuatro meses, por si se produjese alguna demora durante los trabajos, regrese siempre con bastante antelación al mes de diciembre, cuando se celebra su onomástica.


En el cabildo reseñado en el párrafo anterior estuvo presente el propio Manzano, tras previa dispensa de la autoridad eclesiástica para que pudiese estar presente en el mismo sólo para explicar su informe y aclarar posibles dudas al no ser miembro de la hermandad, y en su trabajada exposición recalcó que era la primera vez que se le hacía a esta muy devocional imagen trianera un análisis químico, el cual le llevó a descubrir la existencia de dos capas que determinan la conservación de restos de la policromía original de la Virgen, y de dichas capas, la inferior es de tierra ocre mientras que la superior es de bermellón, lo que lleva a este profesional a considerar un dato importante, y es que esa encarnadura date del siglo XVIII por sus características, por lo que la imagen de la Esperanza pueda ser más antigua de lo que se pensaba, al margen de que ha sufrido muy variadas intervenciones a lo largo de la historia, y en cada una de ellas haya ido evolucionando la fisonomía del rostro.

Atribuida a Juan de Astorga, con la matización de que de este artista se conserva en nuestros días, fundamentalmente, el cuello, la Esperanza de Triana sufrió en 1898 un incendio en su altar del Convento de San Jacinto, donde residía entonces, y hubo de ser intervenida por Gumersindo Jiménez de Astorga, artista cuyo padrastro fue el también escultor Gabriel de Astorga, siendo éste último, a su vez, hijo de Juan de Astorga, aunque Gumersindo, por lo tanto, no tenía lazos de sangre con los Astorga, pero empleó el apellido para abrirse paso en su gremio. Sin embargo, la intervenció practicada a finales del XIX no fue del agrado ni de la hermandad ni de los devotos, por lo que en 1910 actuaría sobre la talle José Ordóñez, quien configura los rasgos fisonómicos que hoy conocemos, si bien Antonio Castillo Lastrucci la repolicromó en 1929 y le refinaría el óvalo facial, y en 1989 sería repolicromada nuevamente por Luis Álvarez Duarte, hasta que en 2007 intervino de nuevo sobre Ella en una labor de relevancia pero leve que no le llevó más de una semana. Cada artista le fue dejando su impronta, pero el ya citado análisis químico parece que otorga más edad a la Esperanza. Hasta en las manos hay nuevas aportaciones, pues siempre se consideraron obra de Castillo en 1929, pero la madera de las mismas es mucho más antigua, por lo que pueden surgir distintas hipótesis sobre ello, aunque sí queda claro que en ese año estrena estas extremidades, pero no por ello han de ser necesariamente creadas en esa fecha.


A partir del lunes 13, el Santísimo Cristo de las Tres Caídas, que también fue acertadamente intervenido por Manzano en 2017, presidirá la capilla desde el presbiterio, pues el camarín de la Señora permanecerá cerrado para comenzar los trabajos de la segunda fase de mejora y enriquecimiento del mismo con la azulejería trianera. De hecho, en el del titular cristífero comenzarán también otras labores similares.


Qué hacer en verano en Sevilla y provincia Empleo en Sevilla Más seguros Edictos