domingo, 07 marzo 2021
22:02
, última actualización
Cuaresma 2021

Veneración al Cautivo en tiempos de pandemia

La asociación de fieles de Villanueva del Río mantiene este señero culto cuaresmal a su titular, en el que participan numerosos fieles de los pueblos del entorno, pero adaptado a las circunstancias sanitarias.

19 feb 2021 / 13:45 h - Actualizado: 19 feb 2021 / 13:48 h.
"Cuaresma","Cuaresma 2021"
  • Imagen de archivo de la veneración del Cristo Redentor Cautivo que este año no se producirá, al no poder acercarse los fieles a la imagen (Foto: Francisco J. Domínguez).
    Imagen de archivo de la veneración del Cristo Redentor Cautivo que este año no se producirá, al no poder acercarse los fieles a la imagen (Foto: Francisco J. Domínguez).

Tras un año en blanco, la pandemia vuelve a llevarse por delante las procesiones de Semana Santa, que llegará en menos de 40 días y para la que ya se sabe que no habrá pasos en las calles. La Cuaresma, iniciada este miércoles, llega limitada por las restricciones para frenar el avance de la COVID-19. Muchos de sus ritos se verán alterados o incluso suspendidos. No será así en Villanueva del Río, donde la veneración del Cautivo que marca los tiempos cuaresmales entre los pueblos del entorno se mantendrá, aunque adaptado a las circunstancias sanitarias.

Los viernes de Cuaresma son cita obligada en la parroquia de Santiago el Mayor de Villanueva del Río. No solo para los dos núcleos de la localidad (el referido y el de las Minas), sino para los pueblos del entorno. Es costumbre arraigada en muchas familias peregrinar hasta la localidad para venerar y besar los pies del Cautivo, poner velas e incluso dejar a sus pies peticiones escritas en trozos de papel, fotos de personas enfermas e incluso objetos personales a modo de exvotos como promesa o agradecimiento.

La parroquia abrirá para la veneración todos los viernes de Cuaresma

Esta Cuaresma el besapiés ha quedado suspendido, no así la veneración. El Cristo Redentor Cautivo será expuesto, como habitualmente en este tiempo litúrgico, en el altar mayor de la parroquia. Los fieles podrán acceder al templo a rezarle y venerarlo, pero tendrán que seguir un circuito – con entrada por la puerta principal y salida por la de San José – y no podrán subir hasta ell altar con en años anteriores.

Veneración al Cautivo en tiempos de pandemia
Petición depositada a los pies del Cautivo de Villanueva del Río y Minas (Foto: Francisco J. Domínguez).

Los dos primeros viernes de Cuaresma – 19 y 26 de febrero – la parroquia abrirá exclusivamente para el rezo del viacrucis a las 17.00 horas, volviéndose a cerrar a su finalización. Los cuatro viernes siguientes – 5, 12, 19 y 26 de marzo – el templo se abrirá de 16.00 a 19.00 horas, manteniéndose a las 17.00 horas el ejercicio de viacrucis. Como ya es preceptivo, será obligatoria la mascarilla, la desinfección de manos y la distancia.

Llegado en 1937 a la localidad, fue el anterior titular de la hermandad de San Benito de Sevilla

La imagen que tanta devoción despierta es el Cristo Redentor Cautivo, titular de la asociación de fieles a la que da nombre junto con la Virgen de los Dolores. Talla completa, se presenta revestida con túnica morada propia de su iconografía. Tallado en 1922 por Esteban Domínguez, en sus primeros años fue venerado en Sevilla, al ser titular de la hermandad de San Benito. Era el Ecce Homo que Pilatos presentaba al pueblo cada Martes Santo antes de que fuera sustituido en 1928 por la imagen salida de las gubias de Castillo Lastrucci.

Años después, los villarroteños de la hermandad Sacramental buscaban imagen titular tras los estragos de la Guerra Civil. Llegó entonces – en 1937 – hasta Villanueva del Río, donde encontró nueva advocación y una amplia devoción. Su originalidad – con las manos atadas en la espalda y no en la parte delantera como es habitual en esta iconografía –, su humildad y sencillez calaron pronto entre la gente de la población y del entorno, creando a su alrededor un amplio círculo de devoción que experimenta su momento de auge cada Cuaresma.

Veneración al Cautivo en tiempos de pandemia
Grupo de devotas ante el Cautivo, imagen que este año no se producirá al ser obligatorio mantener la distancia física (Foto: Francisco J. Domínguez).

En este tiempo litúrgico fuerte, cada viernes la parroquia de Santiago el Mayor – iglesia gótica del siglo XIV – permanece abierta prácticamente todo el día, para permitir a las personas que desde Villanueva del Río y desde las Minas, Cantillana, Alcolea del Río o Lora del Río acercarse hasta la venerada imagen, besar sus pies, depositar sus peticiones y encender velas en los quemaderos habilitados al efecto en la parroquia.

Veneración adaptada a las circunstancias sanitarias

La asociación de fieles ha decidido mantener en este año la tradición que marca la Cuaresma en la localidad. La bajada de incidencia de la COVID en la localidad la mantiene sin cierre perimetral, por lo se podrá acceder a la misma. A las ya referidas medidas sanitarias obligatorias y el circuito de entrada y salida se ha sumado la prohibición de besar a la imagen, “evitando de esta forma una posible transmisión por el contacto entre personas”, según ha destacado la corporación en un comunicado.

Los devotos podrán rezar ante el Cautivo siguiendo el circuito y el pasillo habilitado para ello. Desde la asociación “se ruega no permanecer demasiado tiempo en la iglesia, para permitir la entrada de otras personas, ya que el aforo es limitado”. Se pretende posibilitar el acceso a todas las personas y, al mismo tiempo, evitar aglomeraciones y, con ello, la posible trasmisión del virus.

Veneración al Cautivo en tiempos de pandemia
“Portavelas” en los que se queman las velas de los devotos, con la imagen del Cautivo al fondo en el altar mayor (Foto: Francisco J. Domínguez).

Igualmente se podrán encender velas como signo de oración, promesa y agradecimiento. Sin embargo, la corporación ha dispuesto que “para evitar la acumulación de personas” en los quemaderos – “portavelas” –, serán los miembros de la junta de gobierno los que las coloquen.

Con todo ello, los fieles podrán seguir implorando la protección del Cristo Redentor Cautivo. Se seguirá pidiendo su intercesión, e incluso el milagro que haga salir de situaciones complicadas. El coronavirus no impedirá a los devotos estar cerca del Cautivo de Villanueva del Río. Pero sí se llevará a cabo de forma distinta, como las circunstancias imponen para una veneración en tiempos de pandemia.


Consultorio financiero en El Correo de Andalucía Marcaje al Empresario en El Correo de Andalucía Edictos en El Correo de Andalucía