miércoles, 08 diciembre 2021
11:00
, última actualización
El Mirador

Arqueólogos trabajan en el Castillo de Lora y el primer informe es positivo

Image
11 nov 2021 / 04:00 h - Actualizado: 11 nov 2021 / 04:00 h.
"El Mirador"
  • Arqueólogos trabajan en el Castillo de Lora y el primer informe es positivo

TAGS:

La primera valoración, realizada por el equipo arqueológico, de la primera fase del proyecto de consolidación, restauración y puesta en valor de la muralla norte del Castillo de Lora del Río, primera fase que dio comienzo en junio de 2021 y que cuenta con una inversión económica de 528.305,53 euros, con cargo al 1’5% Cultural del Ministerio de Transportes, Movilidad Urbana.

El proyecto persigue como objetivo general recuperar la zona donde se localiza el recinto fortificado, actualmente degradada por la presencia de viviendas marginales y escombreras, a lo que ha de sumarse el estado ruinoso del recinto andalusí, dotando la zona de un espacio urbanizado en torno a los restos conservados en el flanco norte del castillo, que se recupera así para el pueblo y disfrute de sus habitantes. De esta manera, entre las acciones que se desarrollan en la actualidad, se destacan las limpiezas manuales y consolidaciones de los lienzos, así como la restitución con tapial de las aristas y pérdidas más significativas, conforme a los criterios de restauración más respetuosos con el BIC. En este sentido, las nuevas fábricas se acometen siguiendo el sistema tradicional de encofrado de tapia, tal y como se hizo en su día para erigir el recinto amurallado almohade. La empresa constructora adjudicataria de las obras es Alberto Domínguez Blanco Restauración Monumentos, S.A.,

especializada en la rehabilitación de inmuebles históricos. Los trabajos arqueológicos llevados a cabo, dirigidos por M.ª Rosa Gil Gutiérrez y coordinados por Florentino Pozo Blázquez, han confirmado la espectacular secuencia arqueológica del yacimiento.

En el sondeo 1, localizado extramuros, a los pies de la muralla almohade, se han documentado restos de una posible estructura defensiva turdetana realizada con mampostería, datada, según los indicios actuales, en el siglo IV a. C., que podría conformar parte de un oppidum ibérico, localizado bajo el recinto andalusí. Entre los materiales exhumados se han localizado cerámicas ibéricas de gran calidad, así como material púnico y romano de procedencia gálica, entre otros que denotan la

importancia del enclave como lugar de control del territorio desde tiempos remotos. En el sondeo 2, localizado en el interior de la torre-puerta, que conformaría el acceso principal al recinto, por el momento, se ha profundizado 2 metros y la estratigrafía aún se encuentra en momentos cristianos (siglos XIV-XV), cuando el castillo se encontraba bajo el dominio de la Ordende San Juan de Jerusalén, aunque es posible aventurar, a simple vista en el escarpe de la ladera, otros dos metros más de potencia arqueológica hasta alcanzar el nivel de suelo almohade, situado más abajo. Aún más profundo se advierte otro nivel de pavimento anterior, probablemente de origen califal. El equipo arqueológico ha propuesto la realización de prospecciones geofísicas que aporten datos suficientes y permitan establecer líneas de investigación para el mejor conocimiento del yacimiento, puesto que son visibles perfiles estratigráficos en los flancos oeste, sur, y este de más de 5 metros de potencia arqueológica con evidentes construcciones de mampostería y cantería, entre otros. Con las dos fases proyectadas, se contará con una inversión total de 814.443,35 euros para la recuperación y consolidación de la muralla del Castillo de Lora. Un gran proyecto que beneficiara a la localidad y a toda la provincia.


Edictos en El Correo de Andalucía Empleo en Sevilla