martes, 26 octubre 2021
21:58
, última actualización

Botellona o el símbolo de lo que seremos

Image
19 sep 2021 / 13:44 h - Actualizado: 19 sep 2021 / 14:01 h.
"Opinión","Botellón"
  • Botellona o el símbolo de lo que seremos

¿Cómo es posible que se junten 25.000 personas para hacer botellona en plena pandemia? Sí, en Madrid han sido 25.000; pero en Cataluña o en Logroño, también, se sumaron miles de personas sin control sanitario alguno con la excusa de dar la bienvenida al nuevo curso universitario. Y en Sevilla es una constante, y en Toledo, y en Vigo...

Hasta donde yo sé, la botellona está prohibida desde hace mucho tiempo. Pero, por lo que se ve, las autoridades no son capaces de acabar con este asunto. Se cronifica sin remedio una actividad indeseada.

Todo esto de la botellona es reflejo de lo que es nuestra sociedad actualmente. Falta de respeto por los vecinos, falta de respeto a las policías que se encuentran con grupos violentos que se enfrentan a ellos y que se envalentonan cada día viendo a la policía escapar, falta de respeto por los más vulnerables que pueden morir de Covid-19 al desatarse el número de contagios, y falta de respeto por uno mismo.

La botellona se ha convertido en una forma de diversión tan estúpida como poco saludable. No se me ocurre una sola cosa (ni una) que pueda aportar reunirte en un descampado o en el parque para ponerte hasta arriba de alcohol barato. La botellona es el símbolo de una necesidad peligrosísima de evasión a base de drogas (el alcohol lo es aunque el consumo esté normalizado en España desde hace decenas de años) que los jóvenes parecen llevar a cuestas. La botellona se reviste de una mala educación y de una forma de incivismo descomunales. Los vecinos que residen cerca de los puntos de encuentro no pueden descansar y no saben cómo acabar con el problema, los jóvenes dejan la zona de botellona llena de basura. Después de una botellona el alma se te cae a los pies mirando cómo queda el paisaje. Y la botellona se ha convertido en el símbolo de rebeldía mal entendida. Como estoy en contra de... me pongo hasta arriba de alcohol; fumo como un carretero y lo que haga falta.

A ver si nos da por leer; si lo hacemos con el mismo entusiasmo que eso de beber nos salimos...


Edictos en El Correo de Andalucía Empleo en Sevilla