Derogar la Reforma Laboral

Image
25 oct 2021 / 09:45 h - Actualizado: 25 oct 2021 / 12:03 h.
$hmKeywords_Schema
  • Yolanda Díaz. / EFE
    Yolanda Díaz. / EFE

En el congreso de CCOO, la ministra de Trabajo, que acudió invitada, anuncio tajantemente que derogara la Reforma Laboral (RL).

Esta señora, para explicar que era un ERTE tuvo que pedir ayuda al ministro de Seguridad Social -que se quedó de una pieza- porque se estaba liando ella sola; y al comenzar su intervención en el congreso de Comisiones, saludó a los asistentes diciendo “Autoridades, autoridadas... autoridades...”

La cuestión que interesa, más que censurar a la ministra, es reivindicar el rigor. En cuestiones jurídicas, como es una derogación normativa, si no somos rigurosos, y más siendo la ministra de trabajo, mejor que nos pongamos a hablar de fútbol.

¿Qué es derogar la reforma laboral?, y sobre todo ¿Qué reforma laboral?

La RL no es un “pack”, un cuerpo de normas identificable, sino que se lleva a cabo mediante Leyes o Decretos Leyes, que reforman artículos puntuales de Leyes vigentes, normalmente el Estatuto de los Trabajadores, la Ley procesal, o la Ley de Seguridad Social. Desde 1980, que nació el Estatuto con Suárez en el gobierno, ha habido cientos de reformas.

Por ejemplo, Zapatero suprimió los salarios de tramitación: los que los trabajadores cobraban mientras se resolvía su juicio. Hoy, cobran solo la indemnización, aunque el juicio dure años,...casi nada! Tal vez por eso, antes los juicios se resolvían en meses -porque el taxímetro corría- y hoy se resuelven en años: total -piensa un empresario que despide- para pagarle a un empleado despedido, lo mismo hoy, que dentro de tres años, elijo lo segundo.

Supongamos pues, que la ministra se refiere a la RL de Rajoy de 2012. ¿A toda ella? Si es así, que se preparen las pequeñas empresas. La reforma del 2012, distó mucho de ser perfecta, pero con ella, se permitió por ejemplo ajustar condiciones laborales, justificando pérdidas económicas previstas (de futuro).

Veamos: Un autónomo con dos empleados en un taller de chapa, iba a su gestor, y éste le informaba que por una subida de impuestos o de materia prima, sus gastos van a ser mayores que sus ingresos. Y que -aunque hoy tenga dinero en el banco y este bien- dentro de unos meses, estará en quiebra porque tendrá pérdidas. Antes de la reforma de 2012, este autónomo no podía actuar, hasta no tener encima la ruina, y ahora, puede hacerlo, si con un informe técnico contable riguroso, demuestra que esa realidad es inevitable. Asi salva su empresa, sigue en el partido, y tal vez pueda volver a dar a su plantilla, las condiciones que le redujo. Eso se llama ajuste, y no tiene por qué implicar despidos.

En definitiva, con estos ejemplos quiero reivindicar el rigor.

Cuando una ministra de Trabajo -y más si era abogada laboralista de profesión- habla de reforma laboral, debe ser precisa, y decir que aspectos o apartados de la RL -y de que RL- va a derogar. Si no lo hace, pone muy nerviosos a decenas de miles de empresarios y trabajadores, inversores, entidades crediticias, sindicatos, y agentes sociales que desconocen que pasará.

En el despacho, raro es el día que alguien no llama preguntando “¿Por dónde crees que irá la derogación de la RL?, tengo que posicionarme, tengo proyectos parados...” Y no sabemos que responder, con lo que aumentan mas los nervios; y ya sabemos lo bien que se lleva la economía con el nerviosismo.

Los ministros de corte socioeconómico están para tranquilizar, no para agitar, lanzando imprecisiones, sobre la posibilidad de estar trabajando hasta los 75 años o anunciar derogaciones a bulto de normas jurídicas, que solo contribuyen a crear desconfianza y paralización en la economía.

Como ya dije en otra ocasión, en los miles de ERTES que se han tramitado en España desde el inicio de la Covid-19, el estado ha garantizado las prestaciones a los trabajadores, y perdonado la cotización a un gran número de empresarios. Medida loable donde las haya. La suma de ambas cosas, es un gasto colosal. Si las prestaciones se pagan con las cotizaciones y los empresarios no han cotizado...¿cómo se paga esto? ¡Pues con el dinero de Europa, hombre, los nosecuantos miles de millones de euros que nos van a dar...!

Pues que le pregunten a Europa, si está tranquila o nerviosa, con un escenario como éste, donde no se sabe que se va a derogar, y que va a quedar vivo, de un marco normativo, que regula ...precisamente, ...las relaciones laborales.


Edictos en El Correo de Andalucía Empleo en Sevilla