viernes, 20 septiembre 2019
04:02
, última actualización
Bolsa

Desaparición del dinero efectivo

La desaparición del dinero efectivo está al caer y es conveniente que no prohíban su uso por varias razones

09 sep 2019 / 16:38 h - Actualizado: 09 sep 2019 / 16:40 h.
  • Desaparición del dinero efectivo

Países como Noruega, Dinamarca o Suecia pueden ser los primeros en prohibir el dinero en efectivo, es decir el pago con billetes o monedas. Tras ellos irían el resto de países europeos , entre ellos, España.

Al parecer el 5% de la población española no tendrá acceso a los billetes en 2025, según el Instituto Coordenadas de Gobernanza y Economía Aplicada. Esto supone unos 3.000.000 de personas excluidas del sistema financiero.

Hay que tener en cuenta la desaparición de sucursales bancarias, (en muchas poblaciones ya no queda, a día de hoy, representación bancaria de ningún tipo), la disminución del número de cajeros automáticos y las nuevas plataformas online de pago electrónico a las que no tienen acceso ni entienden una buena parte de la sociedad. Parece que todos debamos saber y conocer todo lo que está en internet, pero no es así. Por ejemplo, hay personas mayores a las que la revolución que ha supuesto internet se les hace una montaña infranqueable.

A todo esto hay que añadir varios aspectos que debemos plantearnos acerca de esta cuestión y pensar en las consecuencias que nos traería la desaparición del dinero en efectivo:

Por una parte careceríamos de privacidad, ya que al pagar absolutamente todo de forma digital queda registrado qué compramos, dónde lo compramos y cuales son nuestros gustos. Demasiada información ¿en manos de quien?

Hay que añadir que la seguridad en internet no es total debido a que en muchas ocasiones los hackers informáticos se han entrometido en instituciones de altísima seguridad y han obtenido datos secretos. Igual podría pasar con nuestros datos y que nuestra salud, nuestras preferencias, nuestros gustos, en qué gastamos nuestro dinero, cuanto ganamos, nuestras aficiones, cuanto pagamos de impuestos.... se hiciera público y de esta forma se vería lesionado nuestro derecho a la intimidad.

Si todas nuestras operaciones han de ser obligatoriamente digitales, el banco podría negarnos el acceso a nuestro propio dinero y los intermediarios de las tarjetas de crédito podrían bloquear nuestras operaciones. También podría suceder que ante un ataque informático no tuviéramos acceso a nuestro dinero.

También podría ocurrir que las instituciones decidan expropiarlo o congelarlo.

Según indica Brett Scott, autor del libro "Hackeando el futuro del dinero", "el pago digital favorece el dominio de las empresas financieras transnacionales, de cuyo poder e influencia no se puede escapar".

Mas información www.abcbolsa.com


  • 1