domingo, 19 septiembre 2021
00:02
, última actualización

El padre de Yéremi detenido de nuevo. Mal asunto

Image
02 sep 2021 / 14:50 h - Actualizado: 02 sep 2021 / 14:57 h.
"Opinión","Abuso de menores"
  • El padre de Yéremi Vargas, Juan Francisco Vargas. / ELVIRA URQUIJO A. | EFE
    El padre de Yéremi Vargas, Juan Francisco Vargas. / ELVIRA URQUIJO A. | EFE

El padre de Yéremi se encuentra, de nuevo, detenido. Ha sido arrestado en presencia de su hijo menor cuando estaba en el domicilio de su hermana. Y está, ahora, en dependencias de la policía en la isla de Gran Canaria.

Otra menor ha denunciado a este sujeto. Parece ser que es la hija de una pareja antigua del padre de Yéremi. Y que los hechos se produjeron, presuntamente, el año pasado en Fuerteventura. La niña no había denunciado, hasta ahora, lo que ocurrió por miedo y vergüenza, pero al ver lo que había sucedido con la hermana de Yéremi, la niña se lo contó a la hermana mayor y esta ha hecho lo posible para que la niña denunciase lo sucedido.

La denuncia es similar a la que presentó la hija de este tipo hace unos días.

Esto comienza a parecer un asunto grave y resulta incomprensible que el agresor haya estado en la calle estos días.

El tal Juanfran (así se llama el padre de Yéremi) dice que es víctima de un complot, que todo es mentira, que en el caso del presunto abuso a su hija el estaba en la cama junto a la novia, a su otro hijo, a la niña agredida, y que se despertó por los gritos de la niña acusándole de abusar de ella; que a partir de ese momento, se desmayó hasta que llegó la policía. No sabemos qué dirá ahora para excusarse en este segundo caso.

Esto comienza a ser un asunto preocupante que nos lleva a pensar en todo tipo de posibilidades. De entrada, no es normal que te vayan denunciando por abusos sexuales todas las niñas con las que tienes contacto. No es normal por más que este elemento lo grite a los cuatro vientos. Además, que le pase todo a este tipo tampoco es normal y, en este caso en concreto, saltan las alarmas mirando a los asuntos pasados. Ya hay que tener muy mala suerte o provocar tú mismo los problemas. La policía tendrá que investigar y determinar de qué va todo este lío.

Sea como sea, lo importante en estos casos es que los menores tengan voz, que se les escuche, que tengan el máximo apoyo de la familia para alzar la voz y denunciar; lo importante es que los adultos estemos pendientes de lo que sucede a nuestro alrededor y no podemos dejar pasar detalles que indican una cosa u otra.

Este Juanfran, o tiene muy mala suerte, o es un sujeto peligroso que debe estar entre rejas. Hay que respetar la presunción de inocencia y esperar, pero la cosa comienza a apestar,


Edictos en El Correo de Andalucía Empleo en Sevilla