Intrusos

Felicidad para los andaluces

Image
23 jun 2022 / 04:30 h - Actualizado: 23 jun 2022 / 04:30 h.
"Intrusos"
  • Felicidad para los andaluces

TAGS:

¿Se han detenido a pensar, alguna vez, lo poco que cuesta hacer felices a las personas? Imagino que es un pensamiento que se ha cruzado por su cabeza en alguna ocasión y que tal y como viene se va, cada uno sumido en sus propias preocupaciones.

Pero lo cierto es que hace falta muy poco para ello, veía ayer un vídeo en el que una ardillita se acercaba a una persona y apoyada sobre sus patas traseras le pedía agua moviendo graciosamente las manos. El hombre, en su botella de agua, se la acercó a la boca y el animalillo, sediento, comenzó a beber para, cuando acabó, salir corriendo nuevamente. El ejemplo puede que sea tonto pero ejemplifica, perfectamente, lo que es hacer un pequeño gesto y hacer feliz a una persona (en mi ejemplo a la ardillita).

Nuestra sociedad, del siglo XXI, anda deshumanizada, con una manifiesta pérdida de valores, cada uno va a lo suyo y no quiere saber nada de nadie. Hace un par de días circulaba con mi moto por el centro cuando vi que un chaval de reparto de caía, nadie se acercó a socorrerlo, yo puse las emergencias en la moto y me bajé para ver que le había pasado. El chaval, dolorido, sólo quería seguir su ruta pues “llegaba tarde al reparto”, sociedad con prisas y presiones allá donde cuesta mucho ganarse la vida y los precios, por desgracia, no dejan de subir.

Es hora de mirar más a los demás, como en aquella “cadena de favores” donde se hacía un favor por alguien sin esperar nada a cambio, por hacer el bien, porque la gente fuera feliz, que tuviera lo que necesitaba y, mañana, pasado o el otro, el karma, Dios, el universo o como lo quieren llamar ya te lo devolvería. No cuesta tanto trabajo en hacer felices a los demás.

Ahora que Andalucía recobra su pulso normal, ahora que se acabaron las elecciones es hora de cumplir las promesas, pequeños gestos como que tengamos una sanidad digna y con las menores esperas posibles, calles limpias, zonas verdes, menos delincuencia en la calle, hacer en suma un mundo mejor, una sociedad mejor.

No voy a entrar en tema político de si este es mejor que aquel o si este mereció ganar o no, si aquel va a ser el policía de Andalucía o no, no me interesa, me interesa sólo el concepto que se pone de manifiesto en lo que expongo y es el de hacer el bien, el de construir un mundo mejor, empezando por un pequeño gesto y acabando por una gran acción.


Edictos en El Correo de Andalucía Empleo en Sevilla