domingo, 24 octubre 2021
20:45
, última actualización

Una llamada a las consejerias de sanidad y de políticas sociales

Image
28 ago 2019 / 08:07 h - Actualizado: 28 ago 2019 / 08:09 h.
$hmKeywords_Schema
  • Una llamada a las consejerias de sanidad y de políticas sociales

Escribo en el Correo de Andalucía, que es un medio digital y por tanto con proyección universal. Lo señalo porque, en mi artículo anterior hice referencia expresa al nuevo Consejero de Políticas Sociales de la Comunidad de Madrid, lo que a él le decía sirve perfectamente para todas las personas que tengan la gran misión de tener la responsabilidad de las políticas sociales y de la sanidad, y en concreto del ámbito sociosanitario, según las estructuras de cada Comunidad Autónoma.

Concluía la reflexión escribiendo lo siguiente: "Sin duda, el nuevo Consejero de Servicios Sociales tiene la capacidad para innovar y proponer nuevos modelos. La próxima semana escribiré en esta tribuna acerca de los fundamentos del mismo. Como, seguramente, ya estará nombrado el Consejero de Sanidad de la Comunidad de Madrid, dedicaré su contenido a la persona que ejerza este servicio y responsabilidad. Quiero invitarles a ambos a través de este espacio a que trabajen conjuntamente, y lo hagan mirando al Bien Común".

Independientemente de la voluntad que tengan de trabajar conjuntamente Don Alberto Reyero y Don Enrique Ruíz, que considero que será muy alta, diseñando como un verdadero equipo el mejor modelo de atención sociosanitario, considero que el Congreso de los Diputados elegido en las elecciones del pasado mes de abril tiene un reto, articular a nivel de España una LEY GENERAL BÁSICA DE SERVICOS SOCIALES con un apartado concreto referido a la dependencia/cronicidad y a su atención sociosanitaria. Una Ley que estableciera un SISTEMA NACIONAL DE SERVICOS SOCIALES, DE ATENCIÓN A LA DEPENDENCIA/CRONICIDAD EN EL AMBITO SOCIOSANTITARIO.

Hay que reconocer, conviene no olvidarse, que en la primera legislatura del Gobierno del Partido Socialista Obrero Español, correspondiente con los años de inicio de nuestra Democracia, se intentó articular una Ley General Básica de Servicios Sociales; pero esto fue imposible dado que había CCAA que ya habían empezado a legislar en esta materia. Sin embargo, hay que considerar, que nunca nada puede quedar “cerrado” y “finiquitado”. La realidad social ha cambiado y necesitamos, sin “medias tintas” articular un marco jurídico que salvaguarde verdaderamente el Estado del Bienestar que todos los ciudadanos de España deseamos tener. Hace falta fomentar la generosidad política y la idea que juntos sumamos mucho más. Un marco que ayude con franqueza al desarrollo pleno de lo que conocemos como Ley de Dependencia.

Esta Ley debería de ser un objetivo prioritario de trabajo por parte del Gobierno que se constituya. Los partidos políticos con representación en el Congreso tendrían que impulsar este proyecto.

Teniendo en cuenta lo anterior, invito a los dos nuevos Consejeros de la Comunidad de Madrid; pero también al resto de Consejeros o Consejeras que tengan como responsabilidad el ámbito sociosanitario a tener presente lo que señalaba en mi artículo anterior.

Partamos de la realidad de que contamos con una serie de recursos: centros de salud, residencias, centros de día, hogares de pensionistas, ayuda a domicilio, teleasistencia, residencias de crónicos, hospitales, centros de adultos, centros especiales de empleo, talleres ocupacionales, centros-residencias para personas discapacitadas, centros-residencias para personas con problemas de salud mental, viviendas tuteladas, viviendas que facilitan la inclusión de personas con diversidad funcional, universidades con sus centros universitarios para formar profesionales y hacer investigación, etc.... ¡Atención! estos recursos sí nos sirven para el MODELO DE ATENCIÓN POLIVALENTE SOCIOSANITARIO.

A tenor del párrafo anterior y a lo escrito en mi anterior artículo , quiero señalar una serie de aspectos que considero deben ayudar a establecer los fundamentos del modelo, y son los siguientes:

El modelo no es un edificio ni una estructura edificable. El Modelo es la reordenación y optimación de los Recursos Existentes. Sí, se aprovecharán estructuras (edificios: Residencias, Centros de Día para personas con Dependencia).

Sí, se puede contemplar la posibilidad de adaptar recursos existentes – principalmente residencias y centros de día para personas dependientes - en zonas geográficas que se puedan considerar “estratégicas” de la Comunidad Autónoma para ser transformados, estos Centros, en “Centros de Referencia”.

Lo anterior significa que el “el espacio” son todos los recursos existentes en una zona geográfica y que tengan relación con la atención a personas dependientes y con necesidades sociosantiarias:

- Hogares del Pensionista,

- Residencias de Mayores,

- Residencias/Centros de Crónicos,

- Residencias para personas con problemas de salud mental,

- Residencias/Centros/Dispositivos para personas con discapacidad,

- Centros de Día,

- Ayuda a Domicilio,

- Teleasistencia,

- Centros de Salud,

- Centros Especiales de Empleo,

- Centros Ocupacionales, Empresas de Reinserción Laboral,

- Centros de Rehabilitación, y cualquier otro recurso que tuviera que ver con la Dependencia.

§ “El centro”, también, es un “espacio físico”. Se readaptarán estructuras (Residencias de Mayores Asistidas; Centros-Residencias de Crónicos, Centros-Residencias de personas con problemas de salud mental; Centros-Residencias de personas mayores con discapacidad; Centros de Día, etc...) en Centros de Referencia.

§ Teniendo en cuenta los puntos anteriores el Modelo de Atención Polivalente Sociosanitario es un espacio para la integración, un lugar para el desarrollo social-sociosanitario y un centro de investigación y formación.

§ Integrador:

- Por cuanto integra los recursos existentes para una mayor calidad y optimización.

- Por cuanto posibilita la integración de personas con diversidad de problemáticas.

- Por cuanto integra a personas con planes de formación y trabajo

- Genera Centros Especiales de Empleo / Empresas de Inserción Laboral (Ayuda a fomentar la autonomía de personas con Discapacidad-Diversidad Funcional)

§ Desarrollo social-sociosanitario:

- Por cuanto articula herramientas y recursos para dar respuesta a los problemas sociales y sociosanitarios de la población, derivados de la dependencia y de la cronicidad, así como de aspectos relacionados con la diversidad funcional.

§ Centro de Investigación y formación:

- Interacciona el conocimiento con la práctica.

- Ayuda a que el Modelo sea un espacio de referencia en la atención a la Dependencia /cronicidad y en la dimensión sociosanitaria.

Lo anterior comporta realizar una nueva estructura de los recursos y una reorganización de los servicios.

El personal de las Administraciones Públicas que trabajen en los recursos asignados al Modelo de Atención Polivalente Sociosanitario y el personal de las organizaciones sociales (Fundaciones, Cooperativas, Asociaciones, Ongs) y empresas que gestionen servicios en estos recursos pasará a formar parte del MODELO DE ATENCIÓN POLIVALENTE SOCIOSANITARIO.

Debería de existir un Ente público dependiente de la Comunidad Autónoma; pero el mismo Ente y con el mismo nombre en todas la CCAA, del que dependiera exclusivamente el MODELO DE ATENCIÓN POLIVALENTE SOCIOSANITARIO. Los diversos “Entes” autonómicos, que serían órganos operativos, estarían integrados en una “unidad de coordinación operativa del Ministerio de Sanidad y Servicios Sociales de la Administración General del Estado que tuviera como único objetivo animar y apoyar el desarrollo del Modelo en las diversas Comunidades Autónomas”.

La asignación de recursos y de personal significa reasignación presupuestaria de Sanidad y Servicios Sociales/Políticas Sociales hacia el Modelo de Atención Polivalente Sociosanitario.

Junto a esta reasignación presupuestaria habría que dotar al sistema de la cobertura económica correspondiente, obtenida ésta a través de los impuestos que los ciudadanos pagamos.

Es evidente y constatable que el perfil de la población española está cambiado: vivimos más años y la demanda de atención está dirigida mucho más hacia una atención a la dependencia/cronicidad que hacia una atención aguda-sanitaria. El concepto de atención sanitaria está cambiando, es muy importante la prevención y la atención a la cronicidad, ésta está en relación con la dependencia.

Para concluir esta reflexión sobre los fundamentos, señalar una constatación que tengo escrita en mi Tesis Doctoral: "en el análisis de los Programas Electorales desde las elecciones del año 1996 la dimensión sanitaria y el ámbito sociosanitario se cruzan en un punto: la dependencia/cronicidad . Se percibe que se está en la búsqueda de soluciones que den la mejor respuesta posible para poder mantener el Estado de Bienestar. La búsqueda de soluciones implica el tener que dar respuestas que verdaderamente transformen el Sistema que tenemos; un cambio que pretende estar más de acorde con la realidad social y económica que nos toca vivir".

Tienen, por tanto, la Administración General del Estado, las Comunidades Autónomas, los Ayuntamientos, los sindicatos, el Tercer Sector y el Tejido Empresarial un reto: construir un modelo de atención sociosanitario que tenga, al menos, una proyección de cincuenta años, de otra manera se podrá originar una gran crisis de graves consecuencias. ¡Ojalá seamos capaces de trabajar en equipo y conjuntamente! No conviene darnos la espalda. Nosotros mismos, nuestros hijos y nuestros nietos sabremos y sabrán agradecer la innovación a la que estamos llamados en este ámbito.


Edictos en El Correo de Andalucía Empleo en Sevilla