lunes, 24 febrero 2020
22:24
, última actualización
Editorial

Aprender de lo que está pasando en el mundo entero

06 feb 2020 / 08:00 h - Actualizado: 06 feb 2020 / 09:34 h.
"Editorial"
  • Aprender de lo que está pasando en el mundo entero

TAGS:

La crisis sanitaria que ha provocado el coronavirus 2019nCoV ha dejado de manifiesto que la acción directa del ser humano en todo cuanto ocurra ya en el planeta es definitivo.

La movilidad de las personas, los avances tecnológicos convertidos en herramientas universales o cómo se pueden manejar los datos en la era de la postverdad, son factores decisivos para convertir una crisis sanitaria en global o para poder eliminarla mucho antes de que se pueda convertir en un problema sin solución.

En China, buscando el Gobierno de ese país un lavado de la imagen nacional que quedó muy tocada en 2002 con motivo de otra crisis sanitaria de gran envergadura, se construyen hospitales en tiempo récord o se habilitan espacios en los que se puede tratar a miles de enfermos. Y, también, se dotan esos establecimientos con personal sanitario; miles de personas. La OMS coordina el flujo de información y las acciones en todo el mundo. Cada país toma las medidas necesarias para controlar la situación e informa a la OMS. Así, el despliegue es formidable.

Pero, al mismo tiempo, el coronavirus 2019nCoV puede llegar a cualquier lugar del mundo en tiempo récord. Esto complica el control de la epidemia. Si; por ejemplo, este coronavirus llegase a África; el control sería prácticamente imposible puesto que los medios de los que disponen los países africanos son escasos.

Por otra parte, no parece que alguna información llegada desde China sea fiable al 100 por ciento y no son pocas las voces de prestigio que han puesto en duda la fiabilidad de la información que llega desde allí. En pleno siglo XXI resulta sorprendente.

Se debe aprender de todo lo que sucede y, por supuesto, de una crisis como esta.

La dimensión gigantesca de lo que sucede en el mundo a diario, para bien y para mal, debe servir para entender la realidad. Porque, efectivamente, la Tierra es una pequeña aldea en la que todo influye sobre cualquier otra cosa.


  • 1