lunes, 01 marzo 2021
21:59
, última actualización

Casado cruza la frontera de lo injustificable

Image
11 feb 2021 / 07:16 h - Actualizado: 11 feb 2021 / 07:21 h.
"Política","Editorial"
  • Pablo Casadio. / EFE
    Pablo Casadio. / EFE

Pablo Casado, en declaraciones en una emisora de radio catalana, se desmarcó por completo de la gestión de Mariano Rajoy ante el referéndum ilegal que se intentó realizar el 1-0. Es del todo incomprensible cómo el líder del PP intentó encontrar un lugar intermedio que debería encontrarse entre lo que fue un delito de sedición y lo que marca la Carta Magna española; un lugar imposible. Pablo Casado, en pleno final de campaña electoral, intenta hacer un equilibrismo imposible que le de aspecto de moderado y que, en realidad, le coloca en el territorio de lo ambiguo, de una equidistancia también imposible.

EL PP debe mantenerse en el lugar que le corresponde como partido con vocación de gobernar y como alternativa segura a otros Gobiernos. Dejar abandonada a la mitad de catalanes es un despropósito, arremeter contra la actuación de la Policía Nacional y de la Guardia Civil es un error descomunal.

Rajoy no fue un gestor hábil o astuto en este capítulo tan gris de la historia de España, pero eso no puede convertir un delito, que puso al borde de un conflicto civil a la sociedad española, en un error en el que los héroes se convierten en villanos y los villanos en figuras políticas envidiables.

Un posible sorpasso no justifica unas declaraciones de tan bajo perfil.


Consultorio financiero en El Correo de Andalucía Marcaje al Empresario en El Correo de Andalucía Edictos en El Correo de Andalucía