Menú

Nunca es tarde si con ello se hace justicia

16 may 2016 / 23:55 h - Actualizado: 17 may 2016 / 00:00 h.
"Ayuntamiento de Sevilla","Emilio Lledó"

Pocas veces puede decirse que los reconocimientos institucionales sean injustos, porque suelen concederse a personalidades de innegable mérito que reúnen méritos sobrados. Pero hay casos en los que clama al cielo que el honor de turno no haya llegado antes, como es el caso de Emilio Lledó, que por fin a sus 89 años va a recibir del Ayuntamiento hispalense la condición de Hijo Predilecto de Sevilla. Suele decirse que los premios llegan cuando tienen que llegar, pero desafiaba toda lógica que Lledó, uno de los más destacados intelectuales no ya españoles, sino incluso europeos, no tuviese todavía el reconocimiento de su patria chica, especialmente cuando hace ya bastantes años (en 2003) fue nombrado Hijo Predilecto de Andalucía. Esta afirmación no desmerece a los que años atrás han recibido esta consideración, pero es innegable que este homenaje llega tarde para los méritos que adornan a un Lledó que, sin ir más lejos, el año pasado fue premio Princesa de Asturias. Junto a él recibirá una de las medallas de la ciudad otra de las olvidadas por Sevilla, la poeta Julia Uceda, también Hija Predilecta de Andalucía (desde 2005), así que por fin se remedian injusticias que pueden calificarse de históricas.


Revista Escaparate Empleo en Sevilla Más seguros Edictos