martes, 25 enero 2022
22:02
, última actualización

Cristo volverá a ser descendido en Villaverde del Río

El primitivo Yacente, imagen articulada datada en el siglo XVI, ha sido restaurado, permitiendo a la hermandad recuperar el acto del Descendimiento después de casi 60 años

30 nov 2021 / 11:17 h - Actualizado: 30 nov 2021 / 11:30 h.
$hmKeywords_Schema
  • A la izquierda, estado original de la imagen del Cristo Yacente, y el resultado tras la restauración a la derecha (Foto: Marcos Moreno).
    A la izquierda, estado original de la imagen del Cristo Yacente, y el resultado tras la restauración a la derecha (Foto: Marcos Moreno).

La hermandad del Santísimo de Villaverde del Río ha culminado la restauración de la que fuera su imagen titular. El antiguo Cristo Yacente ha sido sometido a un exhaustivo proceso que ha recuperado la efigie y le ha devuelto su funcionalidad como imagen articulada para la realización del acto del Descendimiento. Una representación sacra que se perdió en la localidad hace décadas y que gracias a la puesta en valor de la escultura volverá a escenificarse en Semana Santa.

Cristo volverá a ser descendido en Villaverde del Río
Presentación de la imagen tras su restauración. De izquierda a derecha: Marcos Moreno, restaurador; José Manuel Rodríguez, hermano mayor, y Jesús M. Romero, asesor patrimonial (Foto: Hermandad del Santísimo de Villaverde del Río)

Según explica el hermano mayor, José Manuel Rodríguez, se trata del titular originario de la hermandad, que procesionó por última vez en el año 1967. “Ante el mal estado que presentaría, la hermandad encarga el 11 de junio de ese año la imagen actual, una talla en madera realizada por Rafael Barbero Medina”. La corporación no se deshizo de la imagen anterior, que desde entonces “se ha conservado en las distintas dependencias de la hermandad, en un cajón de madera a su medida”.

El Yacente ha sido restaurado por el conservador Marcos Moreno Acosta

Para la junta de gobierno presidida por Rodríguez la restauración del Yacente antiguo era el “proyecto bandera” de la legislatura. Aconsejados por el escultor castilblanqueño Jesús Manuel Romero, asesor artístico y patrimonial de la corporación, encomendaron esta tarea a Marcos Moreno Acosta, conservador y restaurador, quien en su currículum incluye la restauración del antiguo Cristo de la Vera Cruz de Dos Hermanas, “imagen muy similar a la nuestra”.

Cristo volverá a ser descendido en Villaverde del Río
Acto de presentación de la restauración del Cristo Yacente en la Casa Hermandad (Foto: Hermandad del Santísimo de Villaverde del Río)

Finalizado el proceso, la imagen ha sido presentada este pasado fin de semana. El restaurador ha destacado que se trata de “una singular joya artística de entre finales del siglo XVI y principios del XVII”. Es una una “imagen técnicamente ligera”, de las conocidas como ‘de papelón’, elaborada “en cartón y telas encoladas”, lo que supone un alivio de peso para la realización del Descendimiento. Sin embargo, estos materiales y el uso que se da a este tipo de imágenes provocan que su deterioro sea más acentuado. En este sentido, el Yacente se encontraba “en un estado de conservación muy deficiente”, con pérdidas en la propia escultura – como la desaparición del paño de pureza original – y en la policromía, con un repinte generalizado, así como lagunas en la misma, entre otras patologías.

Ha sido necesario reintegrar las partes perdidas de la escultura

Para la restauración, según ha detallado Moreno, “se ha hecho un estudio en profundidad con el objetivo de tener en cuenta varias posibilidades técnicas antes de afrontar la restauración”. Con ello, en el proceso – que se ha dilatado 8 meses – se ha procedido a la fijación de la policromía, consolidación del soporte, limpieza mecánica y química para retirar depósitos y eliminar los repintes. Del mismo modo, han sido reconstruidas las partes perdidas mediante la reintegración de volúmenes y la realización de un nuevo paño de pureza. La policromía ha sido reintegrada con acuarelas y pigmentos al barniz, aplicándose finalmente una protección con barniz sintético.

Cristo volverá a ser descendido en Villaverde del Río
Acto del Descendimiento, recuperado tras la restauración del Cristo Yacente (Foto: Hermandad del Santísimo de Villaverde del Río)

Los elementos metálicos inherentes a la talla por su funcionalidad, como las bisagras de los brazos y el sistema de anclaje, han sido sustituidos por unos nuevos fabricados en acero inoxidable. Del mismo modo, en manos y pies se han insertado elementos metálicos para protegerlos de la introducción y retirada de los clavos para su exposición en posición de crucificado.

Cristo volverá a ser descendido en Villaverde del Río
El antiguo yacente ante la Virgen de los Dolores en su Soledad tras el acto del Descendimiento (Foto: Hermandad del Santísimo de Villaverde del Río)

Recuperada la imagen y su función originaria, tras su presentación la hermandad llevó a cabo el acto del Descendimiento en la parroquia de Villaverde del Río. Un acto que emocionó a las personas más mayores “que rememoraron imágenes de cuando eran pequeños”, e impresionó a las generaciones más jóvenes.

La hermandad va a incluir el acto del Descendimiento entre sus cultos

Con la restauración de la imagen, la hermandad ha abierto también la posibilidad de recuperar el acto del Descendimiento, que la corporación realizaba hasta una fecha indeterminada, presumiblemente a mediados de los años 60 del siglo XX. “Con el Concilio Vaticano II muchos de estos autos sacramentales se fueron perdiendo”, explica el hermano mayor. La hipótesis de Rodríguez es que “dejaría de hacerse, y como el Cristo se encontraba en un estado paupérrimo, ambas cosas harían que se buscara más que restaurarlo cambiarlo por una imagen distinta, que no fuese articulada porque ya no iba a hacerse el Descendimiento”. Aunque no se sabe exactamente en qué momento dejó de representarse, bien pudo ser entre los años 1964 y 1965, según apunta el hermano mayor.

Cristo volverá a ser descendido en Villaverde del Río
Comparativa de la imagen tras la restauración (Foto: Marcos Moreno).

Originariamente se celebraba el Viernes Santo, tras los Santos Oficios y como inicio de la estación de penitencia. Aunque no se descarta esta posibilidad, no es la opción más factible, por la actual configuración de la jornada. Se plantea en cambio su realización el Viernes de Dolores, cuando tras el viacrucis se lleva a cabo el traslado del Yacente al sepulcro, donde descenderlo para introducirlo en la urna cobraría sentido. En todo caso, con la inclusión del Descendimiento entre los cultos de regla, no se plantea el cambio de imágenes, ya que la actual “cuenta con devoción”. A pesar de ello, el antiguo Yacente “no volverá al cajón”, sino que será expuesto en un altar en la casa hermandad.


Edictos en El Correo de Andalucía Empleo en Sevilla